| Inicio |  Creencias  Estudios  Sermones |  Videos |  Cartas Mensuales |  Contáctenos |  Biblia | 
Buscar por palabra
 
Nota: Use comillas para buscar una frase exacta
Estudios Biblicos en vivo
Sermones
 Doctrina
 Estudios bíblicos
 Nuevo Orden Mundial
 Profecías de los últimos tiempos
 Temas varios

 

 DIAS SANTOS ANUALES Y FIESTAS DE DIOS
 Años anteriores
 2017
 2018
 2019

 

 SERIES
 ¿Quién y que controla su mente?
 14 cosas para ver en Profecía
 Cristo y nuestro llamado
 Daniel y Apocalipsis
 Dios el Padre no fue el Dios del Antiguo Testamento
 El amor de Dios
 El Calendario Hebreo Calculado
 El Diezmo
 El lavamiento del agua por la Palabra
 El Sábado
 Epístola de Primera de Corintios
 Epístola de Segunda de Corintios
 Epístola de Primera de Pedro
 Epístola de Segunda de Pedro
 Gobierno en la Iglesia
 La gracia de Dios y el guardar los Mandamientos
 Las 10 mentiras mas creíbles de Satanás
 Matrimonio, divorcio y recasamiento
 Obras de ley y justificación
 Preparación para la Pascua y Panes sin Levadura
 Preparación para Pentecostés
 Proverbios para Jóvenes
 Respuestas bíblicas a los evangélicos
 Restaurando el Cristianismo original para hoy
 Sociedad adicta
Tablas
 Comparación pasajes criticos en el Antiguo Testamento concerniente a la Pascua
 Génesis 15 - Abraham y muerte de Jesús
 Génesis 22 - Isaac y muerte de Jesús
 La ultima Pascua de Jesús - Nisan 14
 Lista de todas las Fiestas y Días Santos ordenados por Dios del año 5 a.C. al 105d.C.
 Los últimos 7 años
 Profecías del reinado de los reinos gentiles
 Tres días y tres noches de Jesús en la tumba
 Un gráfico sincronizado de registros que establece el año del nacimiento de Cristo
 Una comparación entre el Antiguo y Nuevo Pacto
Serie: El Sábado
Atrás
Genesis 2

El trasfondo del Sábado en Génesis No.2

Fred R. Coulter – Julio 29, 1995

www.idcb.org

 

Hoy vamos a estudiar dos cosas muy importantes justo en la primera parte del libro de Génesis. La semana pasada revisamos la creación. Esta semana vamos a estudiar más en detalle la creación del hombre y el Sábado.

 

Como mencioné la semana pasada, voy a leer algunas cosas del Interlineal de George Ricker Berry, el cual es el hebreo interlineal. Él solo hizo Génesis y Éxodo. Lástima que fue todo lo que hizo, porque él hace un muy buen trabajo, traduciendo.

 

Vamos a cubrir algunas cosas muy importantes y primero que todo quiero concentrarme en la creación de Adán y Eva, porque creo que vamos a encontrar esto muy importante; porque las instrucciones detalladas de Adán y Eva y su creación tienen que ver con la terminación de la obra en el sexto día.

 

Vayamos a Génesis 2 y tomemos en el verso 1. Tan solo quiero cubrir nuevamente esto concerniente al Sábado y al séptimo día y el sexto día. Recuerde, el ultimo verso de Génesis 1:31: “Y la noche y la mañana fueron el sexto día.

 

Como mencioné la vez pasada, en hebreo, la diferencia entre seis y siete es una pequeña letra insertada entre dos de las otras letras. Y esto debería leerse así en Génesis 2:1:

 

Así los cielos y la tierra fueron terminados, y todo el ejercito de ellos. Y para el comienzo del séptimo día Dios terminó Su trabajo el cual había hecho.…” En el interlineal hay una pequeña nota para verificar esto. Esto puede ser verificado en otras fuentes. Lo que quiero que hagamos es revisarlo y entenderlo.

 

Continuemos: “…Y descansó en el séptimo día de todo Su trabajo el cual había hecho. Y Dios bendijo el séptimo día y lo santificó porque en el Él descansó…” (Génesis 2:2-3).

 

Vamos a aprender demasiado concerniente a descansar. Quiero que por favor vea como está escrita en el hebreo la palabra “descanso”—aquellas 3 letras, porque son las 3 letras básicas que son usadas para la palabra hebrea “Sábado”—Sábado significa descanso.

 

Volveremos a esto en tan solo un poco. Bajemos al verso 7: “Entonces el SEÑOR Dios formó al hombre del polvo de la tierra, y respiró en sus fosas nasales el aliento de vida;…” (Génesis 2:7).

 

Necesitamos entender, como lo mencioné la semana pasada, que todo lo demás que Dios creó, Él ordenó y fue así. Veamos algunas Escrituras las cuales verificarán eso. Vayamos al Salmo 148. Este muestra que Dios ordenó y todo llegó a existencia.

 

Salmo 148, y tomemos en el verso 1 así podemos tener el flujo de lo que va—Salmo 148:1: “¡Oh alaben al SEÑOR! Oh alaben al SEÑOR desde los cielos; alábenlo en las alturas. Alábenlo, todos Sus ángeles; alábenlo, todos Sus ejércitos. Alábenlo, sol y luna; alábenlo, todas ustedes estrellas de luz. Alábenlo, ustedes cielos de cielos, y aguas que están arriba de los cielos. Alaben el nombre del SEÑOR, porque Él ordenó y fueron creados” (vs 1-5).

 

Él los trajo a existencia por la Palabra de Su poder. Él quiso por aquellos decirnos una historia. Vayamos al Salmo 19. Él quiso que la creación de los cielos fuera un testimonio de Su poder y Su gloria, y ser  perpetuamente lo que todos los seres humanos podían ver de modo que entenderían que algo más grande que ellos tuvo que crear eso.

 

Salmo 19:Los cielos declaran la gloria de Dios, y el firmamento proclama la obra de Sus manos. Día tras día derraman palabras,…” (vs 1-2).

 

Y hay ruidos que han sido capaces de identificar, sonidos que salen de los cielos. ¿No tienen estas gigantescas maquinas rastreadoras y radios, inmensos discos grandes para tratar de identificar mensajes de afuera del espacio tal vez intentando comunicarse con nosotros? es el razonamiento detrás de eso.

 

“…y noche tras noche revelan conocimiento. No hay palabras ni idioma donde sus voces no sean escuchadas” (vs 2-3). En otras palabras, las cosas que Dios ha creado y ordenado ser están allí en tal forma dinámica que toda persona, todo idioma, toda generación ha aprendido de eso. Y también es muy interesante saber que si lee el registro de Josefo y Abraham, averigua que Abraham era un matemático. Y Abraham fue el que llevó la matemática a Egipto. Entonces, Abrahán no era un rudo, bárbaro gruñón. Él entendía estas cosas. Y, por supuesto, esto también tiene que ver con lo máximo, concerniente a nuestra salvación.

 

Su línea ha salido a través de toda la tierra y sus palabras a los confines del mundo. En ellas Él ha colocado un tabernáculo para el sol,…” (v 4). Mostrando que el universo más grande está más allá de lo que es el tabernáculo para el sol. Usted podría decir que el tabernáculo para el sol es nuestro sistema solar. Y es muy interesante: cuando ve cuan diferentes son los sistemas solares o las estrellas en el universo. Tienen forma de disco—o, como algunos dirían, platillos voladores. No voy a entrar en una discusión de platillos voladores, pero creo que hay fenómenos los cuales explican eso.

 

Verso 5: “El cual es como un novio saliendo de su cámara, y se regocija como un hombre fuerte puesto para correr una carrera,… [en otras palabras, siempre alegre, fuente incansable de energía, es lo que nos está diciendo.] …Su salir es desde un fin del cielo, y su circuito es hasta el otro fin.… [entonces sabían que estas cosas están en circuito—no era plano, era circulo.] …Y no hay nada oculto de su calor” (vs 5-6). Y luego refleja esto en la ley de Dios comenzando en el verso 7.

 

Vayamos al Salmo 33 y entendamos aún más concerniente a la creación de Dios y cómo fue que Él hizo estas cosas—y porque entonces la formación del hombre, por Dios Mismo, llega a ser muy importante y profunda de entender.

 

Salmo 33:1: “Regocíjense en el SEÑOR, Oh ustedes justos; la alabanza está llegando a ser para el íntegro. Alaben al SEÑOR con lira; canten a Él con una harpa de diez cuerdas” (vs 1-2).

 

Es por eso que el Sábado es bueno, cuando podemos cantar. Es por eso que en el Nuevo Testamento habla de “cantar con salmos en su corazón.” Es muy importante, y especialmente en el Sábado, porque como veremos, el Sábado llega a ser un día muy importante y se enlaza con la creación del hombre.

 

Canten a Él una nueva canción; toquen hábilmente con gritos de alegría, porque la Palabra del SEÑOR es íntegra; y todas Sus obras son hechas en fidelidad.… [Nada malo con lo que Dios ha hecho y creado.] …Él alma rectitud y justicia; la tierra está llena de la bondad del SEÑOR. Por la Palabra del SEÑOR fueron los cielos hechos, y todo el ejército de ellos por el aliento de su boca” (vs 3–6).

 

Entonces, Dios ordenó, ellos llegaron a existir. Es por eso que la Palabra de Dios es tan poderosa y tan importante. Entonces, si Dios dice algo una vez, eso es suficiente para toda la eternidad, ¿cierto?

¿No es Dios eterno? ¡Sí!

¿Su Palabra no es para siempre? ¡Sí!

 

Volvamos al Salmo 19 y veamos la Palabra de Dios. Lo que esta debe hacer por nosotros una vez entendemos la creación grande y tremenda de Dios. Esto está para ayudarnos a entender que Dios es Dador de ley; Dios hace las cosas en orden; Dios hace cosas organizadamente; y Dios ha hecho todo por un propósito para su propia parte en el plan de Dios que Él ha hecho.

 

Verso 7: “La ley del SEÑOR es perfecta, [nada de malo con ella] restaurando el alma;… [este es el primer paso el cual lleva a la conversión. Porque entonces cuando entiende que la ley de Dios es perfecta entonces esta llega a ser un estándar a la cual ve y necesita medir] …el testimonio del SEÑOR es seguro, haciendo sabio al simple. Los preceptos del SEÑOR son justos, regocijando el corazón; los mandamientos del SEÑOR son puros, iluminando los ojos. [Dándonos entendimiento y sabiduría. Dios nos hizo en tal forma que debemos tener entendimiento, sabiduría, juicio, justicia y bondad.] El temor del SEÑOR es limpio, perdurando para siempre; los juicios del SEÑOR son verdaderos y justos juntamente, más para ser deseados que el oro, sí, mucho oro fino; más dulces también que la miel y el panal. Además por ellos Tu siervo es advertido;…” (Salmo 19:7-11). Lo mantiene fuera de problemas—es por eso que los mandamientos dicen “no hagan.”

 

¿Por qué dio Dios los mandamientos? Hay un mandamiento positivo en relación a los padres: “Honren a padre y madre, que sus días puedan ser prolongados en la tierra.” Luego, “No asesinarán.” Este es el extremo. Cruce esa línea y ha pecado. Dentro de este hay una cantidad de decisiones que puede tomar: “No cometerán adulterio.” Todos ellos son mandamientos negativos, porque los mandamientos negativos son los mejores cuando se le da una opción; de modo que determina su escogencia.

 

Cuando dice “No cometerán adulterio,” lo positivo es que usted siempre será fiel a su esposa—si es casado. Entonces son buenos. Son rectos.

 

“…en guardarlos hay gran recompensa. ¿Quién puede entender sus errores? [Nadie puede porque todo camino de un hombre es justo a sus propios ojos, entonces necesita la Palabra de Dios para darle el entendimiento de sus errores. Para mí y para usted.] …Oh, límpiame de mis faltas secretas;… [Y esto es en verdad doctrina del Nuevo Testamento. En otras palabras, mis pensamientos de pecado que están aquí en mi mente.] …Y mantén también atrás a Tu siervo de pecados pretenciosos; que no gobiernen sobre mí; entonces seré sin culpa, y seré inocente de gran transgresión. Las palabras de mi boca y la meditación de mi corazón sean aceptables a Tu vista, Oh SEÑOR, mi Roca y mi Redentor”” (vs 12–14).

 

Entonces, todas estas cosas tienen que ver con la creación tremenda y están mostrándonos que el hombre es diferente. Dios puede ordenar cada una de estas cosas. Pero, Él hizo al hombre en forma diferente.

 

Volvamos a Génesis 2, por favor. Porque Dios hizo algo que no hizo con nada del resto de la creación. Él hizo algunas cosas aquí. De todo el resto de la creación, Dios ordenó y fue hecho. Y luego Dios les dijo, “Sean fructíferos y multiplíquense, y llenen la tierra” y fue así.” 

 

Luego, con el hombre tenemos algo que es bastante diferente. Vayamos al capítulo 1, versos 26-27, porque ninguna de las otras creaciones de Dios fue hecha como la humanidad. Esto es muy importante que comprendamos. Y este es el golpe mortal para la evolución, porque la creación del hombre es muy especial en toda manera—bien pensada, bien planeada, y como veremos, formada por la mano de Dios.

 

V 26: “Y Dios dijo, “Hagamos al hombre a Nuestra imagen, según Nuestra semejanza;…” (Génesis 1:26) Dios está diciendo aquí que Él está dándoles a los seres humanos características como Dios.

 

Entonces, de todos los otros que Dios creó dijo, “según su especie.” Obviamente, somos según la especie humana y procreamos nuestra propia especie, pero también siendo hechos en la imagen de Dios es el primer paso fundamental de estar en la familia Dios. Es por eso que somos hechos a la imagen de Dios. Ninguna de las otras criaturas lo son—puede ver los simios; puede ver los chimpancés y gorilas y puede ver algunas características como las de los humanos. Pero estoy seguro que Dios los hizo de esa forma para que comprendamos que aunque pueda tener características como humanos—en manos y algunas expresiones faciales—a menos que sea hecho a la imagen de Dios aun es ¡una bestia! En vez de que evolucionamos de eso.

 

Tenemos que entender que somos hechos en la imagen y semejanza de Dios. Y luego, Él dio “dominio sobre los peces del mar y sobre las aves del cielo y sobre el ganado y sobre toda la tierra y sobre toda cosa rastrera que se arrastra sobre la tierra,” y demás.

 

Volvamos al capítulo 2 porque vamos a ver, en la continuación del registro de los detalles de la creación del hombre.

 

Y Dios creó al hombre…” (Génesis 1:27) [Entonces, Dios personalmente lo formó. Estoy seguro, que esto esta diciéndonos que Dios quiere tener una relación personal con esta parte de Su creación en una forma que se separa y es diferente del resto de Su creación. Es por eso que Él nos hizo a Su imagen y semejanza. Y por supuesto, el resto de la Biblia entonces nos dice que vamos a ser según Su especie. Note que más Él hizo:

 

Él no ordenó al hombre vivir. Él podría, porque nada es imposible para Dios.

 

“…y respiró en sus fosas nasales el aliento de vida;…” (Génesis 2:7). Creo que esto muestra que Dios quiere que tengamos una relación íntima, personal y cercana con Él. En otras palabras, con esto también creo—tendremos que deducirlo de lo que vemos—que Él respiró en el hombre, lo que es llamado el “espíritu de hombre” y Él impartió a su mente, al mismo tiempo, un idioma totalmente funcional; porque el hombre era un ser inteligente, que hablaba, respondía, tomaba decisiones desde el instante de su creación. Obviamente tenía que ser enseñando. Para ser enseñando debe ser enseñable; para ser enseñable debía tener un idioma; para tener un idioma, desde la creación este tuvo que ser puesto en él. Entonces, creo que esto es lo que Dios hizo en este punto. “…y el hombre se convirtió en un ser viviente” (v 7).

 

Entonces, Dios comenzó a mostrarnos un propósito en su creación. Y así, creo que los hechos finales de Su creación en el sexto día fue la creación del hombre—y luego el acto final fue la creación de la mujer. Y luego comenzó el Sábado.

 

Pero continuemos y veamos los eventos que pasaron en el sexto día. “Y el SEÑOR Dios plantó un jardín hacia el oriente en Edén; y allí puso al hombre a quien Él había formado.… [Esto es interesante. Él lo formó, Él lo hizo con Sus propias manos y lo formó.] …Y de la tierra el SEÑOR Dios hizo crecer todo árbol que es agradable a la vista y bueno para comida. El árbol de vida también estaba en la mitad del jardín,…” (Génesis 8-9).

 

Inmediatamente, Dios quería que el hombre supiera algo que esta simbolizado por el Árbol de Vida. Y estoy seguro, que hubo un árbol literal. Y también estoy seguro que este Árbol de Vida simbolizaba el camino que seguiría el hombre, el cual entonces sería el camino de Dios, que llevaría a vida eterna—o, el otro árbol: “…y el árbol del conocimiento de bien y mal” (v 9). Entonces, ambos estaban en mitad del Jardín. No sé si estaban a un lado y al otro. Pudo haber sido. No se nos dice, sino dice “en la mitad del jardín,” entonces sabemos que estaban allí.

 

El resto de esto, describe donde estaba el Edén usando los nombres de ríos que eran conocidos en el otro lado del diluvio, y entonces, es muy difícil averiguar dónde estaba el Edén, porque todo eso fue destruido con el diluvio—y entonces, nombrar un área general después del diluvio donde pensaban que estaban cerca, no nos da el área geográfica directa. Sin embargo, asumiríamos que tendría que estar en algún lugar en el medio oriente. Algunas personas asumen que estaría en algún lugar de lo que es llamada “la tierra santa” hoy o que conocemos como Palestina o Israel. Podría ser, pero ese no es el propósito de lo que estamos viendo aquí.

 

Bajemos al verso 15, porque entonces Dios hizo algo. Y esto, todo el camino a través muestra responsabilidad, habilidad y dar cuentas. El hombre tiene habilidad; es responsable, y debe dar cuentas.

 

Y el SEÑOR Dios tomó al hombre y lo puso en el jardín del Edén para cultivarlo y mantenerlo (v 15). Muy interesante, ¿cierto? No tan solo cultivarlo sino mantenerlo, protegerlo. Asegurarse que fuera hecho a la manera que Dios lo quería hecho.

 

Y el SEÑOR Dios le ordenó al hombre, diciendo,…” (v 16). Donde sea que Dios da una orden, es una orden. Mantenga aquí su sitio y vayamos al Salmo 119—este es uno de mis favoritos. Y este es el que siempre trato de usar para cerrar las bocas de los que contradicen. No hay mucho que pueda hacer con esto—Salmo 119, verso 127. Creo que es importante, verso 127: “Por tanto amo Tus mandamientos por encima del oro—sí, por encima del oro fino. Por tanto estimo ser correctos todos Tus preceptos…” (vs 127-128).

 

Pregunta, si Dios es perfecto—lo cual Él es; y si Dios es recto—lo cual Él es; y si Dios hace cosas que son correctas y hermosas y maravillosas; ¿no serían todos Sus preceptos correctos concerniente a todo? ¿Hay algún hombre que vaya a subir y señalarle a Dios un pecado que Él haya hecho? No, porque ¡Dios no peca!

 

Y así, cuando llegamos aquí concerniente a los mandamientos dados a Adán y Eva, creo que esto tiene un gran peso de importancia; a causa de todo el principio de Dios ordenando, todo el principio de Dios instruyendo entonces todo es encontrado aquí en la primera parte del libro de Génesis—el cual nos dice que el hombre era responsable, daba cuentas y tenía habilidades.

 

Entonces, Él los puso en el Jardín para “cultivarlo” y “mantenerlo,” “…Y el SEÑOR Dios le ordenó al hombre, diciendo, “Puedes comer libremente de todo árbol en el jardín, [en otras palabras, cuando quiera comer vaya y coma.] pero no comerás del árbol del conocimiento del bien y el mal, porque en el día que comas de el, al morir ciertamente morirás”” (Génesis 2:16-17).

 

Este es el significado literal. No quiere decir que en ese mismo instante, en aquel día, que usted moriría en el minuto que diera un mordisco a eso. Sino quiere decir que una vez usted transgrede eso y hace eso, entonces ciertamente va a morir y así es como esta traducido.

 

Ellos tuvieron como sentencia de su transgresión, la muerte impartida a su propio ser. Aunque vivieron cientos de años después de eso, si el registro del tiempo es correcto, pero aun murieron—sí, lo hicieron. Y estoy seguro que implicado en que “al morir ciertamente morirás”, eso también implica un proceso de envejecimiento del cual todos sufrimos hoy. Entonces, si quiere culpar a alguien, puede culpar a Adán y Eva. Ok continuemos.

 

Verso 18: “Y el SEÑOR Dios dijo, “No es bueno que el hombre esté solo. Haré un ayudante compatible para él. Y de la tierra el SEÑOR Dios había formado todo animal del campoy los trajo a Adán…” (vs 18-19). Oh sí, todos los animales que Dios hizo, Dios los hizo pasar delante de Adán. Note lo que pasó aquí.

 

Entonces “…y los trajo a Adán para ver como los llamaría…” (v 19). Entonces él tenía un idioma totalmente funcional. Adán fue capaz de nombrar a todos los animales. Sería interesante saber cómo fue eso. Usted sabe, él no estaba contaminado con ningún mal pensamiento. No estaba contaminado en absoluto con nociones incorrectas. Él estaba de pie justo allí con Dios y Dios decía, “Ok, Adán, aquí viene este animal, ¿cómo crees que deberías llamarlo?” Entonces él le daba un nombre.

 

Esto muestra una gran responsabilidad. Un comentario fue hecho: ¿no indica esto que el idioma que él tenía, tenía palabras para acomodar esto? ¡Sí! Entonces, él tenía un idioma completo. Entonces Adán fue hecho totalmente completo. Nada faltaba, excepto su esposa. Dios esperaba eso.

 

Entonces, Él les hizo a los animales pasar para ver como los llamaría. Y la razón para esto fue, de modo que Adán comprendería que de todo lo demás que Dios había hecho, no había nada que fuera totalmente compatible para él.

 

Entonces, después de la lección, dice aquí: “…Y Adán le dio nombres a todo el ganado, y a todas las aves del aire, y a todo animal del campo, pero no fue encontrado allí un ayudante compatible para Adán.… [Porque Dios quería que Adán entendiera algo muy importante: Que solo Dios podía hacerle aquello lo cual sería correcto para él. Y encontramos en el verso 21:] …Y el SEÑOR Dios hizo caer un profundo sueño sobre Adán, y él durmió. Y Él tomó una de sus costillas, y después cerró la carne por debajo. Luego el SEÑOR Dios hizo de la costilla (la cual había sacado del hombre) una mujer, y la trajo al hombre.” (vs 20-22).

 

Esto también llega a ser muy importante que entendamos. Como Él hizo la mujer, Él también tuvo que respirar en ella el aliento de vida—¿cierto? ¡Sí! Entonces ella llegaría a ser un alma viva. Él también tuvo que respirar aquí lo que llamaríamos “el espíritu de hombre” o de seres humanos y también le dio a ella un idioma totalmente funcional; porque Dios no quería producir un producto incompleto y proveer a Adán algo que no fuera una ayuda compatible, y alguien que no supiera nada. Entonces, ella tenía inteligencia, tenía mente, tenía capacidades y todas esas cosas.

 

Entonces, el punto aquí es, creo que lo más profundo para que entendamos es esto: Dios hizo a ambos al ¡hombre y a la mujer! Y respiró en ellos el aliento de vida. Él deseaba con esto y mostrando esto que Él quería tener una relación personal con ellos y ser su Dios—es por eso que este registro es tan importante.

 

Ok, terminemos el registro aquí: “…y la trajo al hombre. Y Adán dijo, “Esta es ahora hueso de mis huesos y carne de mi carne” (v 23). Lo cual muestra que Dios debe haberse sentado y dicho, “Adán, dado que no hay nada aquí para ti en todos los animales y no creé nada para ti, quiero que veas por observación y al darles los nombres a todos los animales que no hay nada para ti. Entonces voy a hacerte dormir y voy a tomar una de tus costillas y voy a hacer una mujer, una ayuda compatible para ti.” Es por eso que Adán cuando la vio, dijo, “Esta es ahora hueso de mis huesos y carne de mi carne.

 

Note, “…Será llamada Varona porque fue sacada del Varón. Por esta razón un hombre dejará a su padre y a su madre, y se unirá a su esposa—y llegarán a ser una carne. Y ambos estaban desnudos, el hombre y su esposa, y no estaban avergonzados” (vs 23-25).

 

Esto fue antes que pecaran. También sabemos que hay una gran lección para nosotros en esto, concerniente al matrimonio. Con lo que estamos tratando aquí es el estado ideal completo de la creación de Dios.

 

Permítame leerle lo que he escrito en La gracia de Dios en el Antiguo Testamento, de modo que esto ayudará a resumir algunas de esas cosas:

 

Para que entendamos completamente que toda la creación fue una expresión del amor y gracia de Dios, necesitamos examinar el registro Bíblico de la creación de Adán y Eva. Las propias palabras de Dios revelan Su amor y gracia: “Y Dios dijo, ‘Hagamos al hombre en Nuestra imagen, según Nuestra semejanza; y tenga dominio’ y demás. De todas las creaciones de Dios, solamente la humanidad fue hecha a la imagen y semejanza de Dios. Esta bendición, la cual fue generosamente otorgada sobre la humanidad, es una expresión profunda del supremo amor y gracia de Dios.

 

Para demostrar aún más Su amor, cuando el Señor Dios hizo a Adán y Eva, Él personalmente los formó con Sus propias manos. Este hecho revela que el Señor Dios tuvo la intención desde el mismo principio de tener una relación personal e íntima con ellos. Ninguna otra criatura fue formada por las manos de Dios. Todas las otras cosas creadas y seres fueron traídos a la existencia por la palabra de Su mandato, a través del poder de Su Espíritu Santo. Sin embargo, en el relato de la creación del hombre, note lo que las Escrituras registran para nosotros. [Y acabamos de leer eso: los formó, respiró en ellos el aliento de vida.]

 

El mismo hecho del Señor Dios soplando el aliento de vida en el hombre revela la relación íntima que Dios deseaba tener con la humanidad.

 

Es por eso que Él hizo el Jardín del Edén, donde estaría allí con ellos. Esto es algo tremendo. Y todo esto se relaciona cuando llegamos al primer Sábado.

 

Cuando Dios respiró el aliento de vida en Adán, Dios también le dio una esencia espiritual especial, llamada “espíritu en el hombre” (Job 32:8; 33:4; Zacarías 12:1; I Corintios 2:9-11), dándole la habilidad única de pensar y razonar, por consiguiente adquirir conocimiento y tomar decisiones basadas en ese conocimiento. Al mismo tiempo, Dios también implantó en la mente de Adán un lenguaje totalmente funcional para que pudiera comunicarse con Su Creador. Más aún, para mostrar la cercana relación personal de amor que Dios quería que el hombre y la mujer tuviesen como esposo y esposa, Él personalmente formó a Eva de una de las costillas de Adán. [Acabamos de leer las escrituras de eso.] En la misma forma que el Señor Dios había respirado en Adán el aliento de vida, Él también respiró el aliento de vida en Eva y le dio a ella el espíritu del hombre y un lenguaje totalmente funcional.

 

De todas las criaturas vivientes que el Señor Dios había hecho, solamente el hombre y la mujer fueron creados para dar y recibir amor en una manera íntima y personal. Ninguno de los otros seres creados fueron hechos para dar y recibir amor sexual cara a cara. Esa bendición fue reservada solamente para la humanidad.

 

Esto también refleja y muestra la relación personal que Dios el Padre y Cristo tienen—esto es cara a cara, aunque no en una forma sexual porque son seres espirituales. Y estando cara a cara, significa que Dios lo hizo de modo que el hombre y la mujer también crecerían juntos y, como era, ver las cosas en la forma de Dios: ojo a ojo. Entonces, esto es realmente algo especial

 

Esa bendición fue reservada solamente para la humanidad. A través del proceso de procreación, todos los seres humanos son bendecidos con la capacidad física, mental, emocional y espiritual de dar y recibir amor. Aún más grande, solamente la humanidad fue creada para tener una relación personal, espiritual y amorosa con el Dios Creador. Esta bendición especial de amor y gracia no fue extendida a ningún otro ser que el Señor Dios había hecho.

 

Miles de años después,… [y pondré aquí lo que dijo David.]

 

Vayamos allí. Vayamos primero que todo al Salmo 8—vamos primero al Salmo 139, luego al Salmo 8. Salmo 139. Este también es uno de los Salmos de David. Este es un Salmo muy profundo. Creo que hemos cubierto esto un par de veces en el pasado, pero creo que es bueno para nosotros revisar y cubrir, porque esto es muy científico en verdad y actualizado.

 

Salmo 139, y comencemos en el verso 13: “Porque has poseído mis riñones; me has tejido en el vientre de mi madre.…” Entonces, esto muestra que aunque—en cualquier proceso que pueda ser—Dios, al crear la humanidad a través de procreación (sea de un hijo legitimo o ilegitimo) Dios es el Único Quien crea ese ser.

 

Exactamente como todo es hecho, tendría que conjeturar que cada uno de nosotros es capaz de impartir media vida—el padre y la madre, el padre determinando el sexo. También creo que en el instante de concepción algo espiritual tiene lugar—sea de un hijo legitimo o ilegitimo—porque después de todo, el hijo ilegitimo  no pudo decidir, entonces Dios no lo va a privar tan solo porque no fue consagrado en matrimonio. Van a haber bastantes problemas a partir de eso. Todos entendemos eso, viendo la época de hoy. Y sé que habrán algunas personas que dirán, “Bien, legitimo o ilegitimo.” Puede encontrar que hay algunas personas que Dios ha usado que eran ilegítimos de nacimiento—esto es, el padre y la madre no estaban casados, si lo podemos poner de esa forma.

 

Dios Quien no hace distinción de personas, da al individuo el “espíritu de hombre” o el inicio de la esencia de vida. Entonces cuando hay esta concepción, Dios hizo que fuera—sea por determinación o error de los seres humanos. En otras palabras, Dios tiene una mano en cada vida humana.

 

David continua aquí, él dice: “…me has tejido en el vientre de mi madre. Te alabaré, porque soy creado maravillosa y asombrosamente; Tus obras son maravillosas y mi alma lo sabe muy bien. No Te fue escondida mi sustancia cuando fui hecho en secreto…” (vs 13-15)

 

Antes de que un embrión llegue a ser un embrión, lo cual entonces es el estado antes de lo que llaman “feto.” Técnicamente es llamado hoy en día “sustancia,” a menos que hayan cambiado el termino recientemente. Entonces es correcta la traducción.

 

“…cuando fui hecho en secreto…” Y aun es un secreto. Nadie en realidad sabe, incluso con todos los adelantos científicos, cómo son creados los seres humanos en el vientre. Han hecho demasiada investigación científica. Son capaces de saber y entender más que antes, pero aún no saben. Y creo que es muy importante para nosotros entender cuando traigamos el tema del aborto, necesitamos entender esto: que un ser humano está totalmente formado—o casi—en 6 semanas. Cada característica del ser humano está allí. Es tan solo asunto de crecimiento. La única diferencia entre un individuo recién concebido y nosotros es un asunto de crecimiento, nacimiento y edad. Porque una vez ocurre la concepción de un ser humano, eso es lo que es desde aquel instante en adelante. Usted no llegó a ser usted algún tiempo después que fue concebido. Usted fue usted desde el instante que fue concebido y lo será hasta el instante que muera.

 

Entonces, cuando él está hablando de esto, creo que es muy interesante aquí. “No Te fue escondida mi sustancia… [En otras palabras, Dios puede saber lo que sea que Él necesitaba.] …cuando fui hecho en secreto e intrincadamente formado en lo más profundo de la tierra.… [esto es tan solo una forma simbólica de decir ‘en el vientre.’] …Tus ojos vieron mi sustancia, incluso estando sin forma; y en Tu libro fueron escritos todos mis miembros, los cuales fueron formados en continuidad, cuando aún no había ninguno de ellos” (vs 15-16). En otras palabras, ‘hasta que estuvo completo.’

 

Lo que están tratando de hacer con la codificación genética de los seres humanos, y en realidad usan esta terminología: “El libro de su propia genética” es lo que están tratando de escribir. Y así, encontramos que aquí, esto es muy científico, y esto es muy actualizado en la creación de todos los seres humanos.

 

¡Cuán preciosos son Tus pensamientos también para mí, Oh Dios! ¡Cuán grande es la suma de ellos!” (v 17). Entonces David tuvo en verdad una visión de la creación de los seres humanos—su propia creación—reproducción de seres humanos.

 

(pase a la siguiente pista)

 

Vayamos ahora al Salmo 8, porque este nos dice y nos da un entendimiento concerniente a la razón porque los seres humanos fueron hechos en primer lugar—y la razón porque fuimos hechos un “poco menor” que Dios, hechos a Su imagen, teniendo habilidades como Él tiene.

 

Salmo 8, tomemos en el verso 1: “¡Oh SEÑOR nuestro Señor, cuan excelente es Tu nombre en toda la tierra! ¡Has colocado Tu gloria sobre los cielos! De las bocas de los bebés y los que maman has ordenado fortaleza por causa de Tus adversarios, para detener a Tus enemigos y al vengador” (vs 1-2).

 

Y voy a tratar de hacer esto pronto, dar un sermón concerniente a porque Dios usa lo mas pequeño, lo insignificante. Y aquí hay parte de eso justo aquí. A esto es que David se estaba refiriendo.

 

Cuando considero Tus cielos, el trabajo de Tus dedos, la luna y las estrellas las cuales has dispuesto, ¿Qué es el hombre que estás atento de él, y el hijo de hombre que cuidas de él? Porque lo has hecho un poco inferior a Dios y lo has coronado con gloria y honor” (vs 3-5). La palabra allí en el hebreo es Elohim—la cual traduce Dios o Dioses.

 

Entonces, “…lo has hecho un poco inferior a Dios.” Lo cual enlaza con la creación del hombre y la mujer de acuerdo a la “imagen y semejanza de Dios.” …y lo has coronado con gloria y honor…. ¡Sí! Este es uno de los más bondadosos actos, uno de los más grandes regalos que Dios dio a la humanidad fue el mundo entero. Un acto de gracia. Un regalo tremendo, y Dios dice, “Aquí esta. Todo lo que quiero es que cuiden este jardín. Y luego de allí se van a extender a toda la tierra.” Esto es tremendo, hermanos. Es maravilloso, algo maravilloso al entender.

 

Tenemos hombres codiciosos allí que compran y venden y parcelan y pelean y luchan y disparan, toda esa clase de cosas y tratan de tomar lo mejor. Bien, Dios va a reservar eso para los santos cuando sean resucitados.

 

Lo hiciste tener dominio sobre las obras de Tus manos; has puesto todas las cosas bajo sus pies: [¡todo!] Todas las ovejas y bueyes, sí, y las bestias del campo; las aves del cielo, los peces del mar, y todo lo que pasa por los caminos de los mares. ¡Oh SEÑOR, nuestro Señor, cuan excelente es Tu nombre en toda la tierra!” (vs 6-9).

 

David entendió que fuimos hechos un “poco menores” que Dios. Y esto también ayuda a revelar el propósito que debemos eventualmente estar en la plenitud de la familia Dios.

 

Vayamos a I Juan 3 por tan solo un minuto porque necesitamos poner esto aquí. Y esto es para que entendamos, comprendamos y nos inspiremos. Dios no nos hizo de modo que Él podría flagelarnos, golpearnos, azotarnos, toda esa clase de cosas. Cuando hay pecado, algunas veces esas cosas son necesarias. Pero, como veremos, incluso con La gracia de Dios en el Antiguo Testamento, Dios no trajo esas cosas sobre la gente excepto como un último recurso.

 

Aquí está todo el propósito: Una vez recibimos el espíritu de Dios y conocemos la Palabra de Dios, I Juan 3:1: “¡He aquí! ¡Que glorioso amor nos ha dado el Padre, que deberíamos ser llamados los hijos de Dios!…” Esto nos muestra aquí en el Nuevo Testamento que vamos a ser según la “¡especie Dios!” Pero, para que seamos según la “especie Dios” debemos ser hechos primero a la imagen y semejanza de Dios de modo que podemos aprender del camino de Dios y que esto llegue a ser una parte de nuestro propio ser a través del poder del Espíritu Santo de Dios. De modo que en la resurrección podemos ser nacidos en la familia de Dios.

 

Ok—continuemos, I Juan 3:2: “Amados, ahora somos los hijos de Dios, y no ha sido revelado aun lo que seremos; pero sabemos que cuando Él sea manifestado, seremos como Él, porque lo veremos exactamente como Él es.

 

Recuerde, los seres humanos comenzaron cara a cara con Dios, ¿correcto? ¡Sí!

 

Comenzaron en su “descanso.” Debemos entrar en el “descanso” el cual es—ahora después que todos hemos sido desviados a causa del pecado, tiene que ser redimido—pero la meta de Dios es aun la misma, que vamos a estar en el Reino de Dios y ser como Dios es Dios. Y esto no es doctrina de Satanás. Esto es doctrina de Dios. Sin embargo, como vamos a ver, Satanás falsificó esta doctrina y dijo, “Soy dios, usted puede ser como dios.” Esto es: “como yo.” Y esa es doctrina de Satanás.

 

La doctrina de Dios está aquí, que seremos “como Él,” Note, esto nos inspira, verso 3: “Y todo el que tiene esta esperanza en Él se purifica a sí mismo, incluso como Él es puro.” Y esto es a través del sacrificio de Jesucristo. Para inspirarnos, edificarnos, estremecernos hasta el fondo de las almas, por así decirlo. Y esto es algo tremendo, hermanos. Y eso es lo que Dios quiere para todos los seres humanos.

 

Vayamos a I Corintios 11. Porque, aunque siendo llamados y teniendo el Espíritu Santo de Dios, somos semilla de Abraham, donde no hay ni hombre ni mujer, ni judío ni griego, ni libre o esclavo. Esto aún no quita el hecho que es nuestra relación espiritual con Dios—pongámoslo de esta manera—no quita el hecho de que aun somos seres humanos. Y aún tenemos problemas humanos en relación a la forma que Dios nos hizo y nos creó, y al orden de las cosas que necesitan ser.

 

Entonces, cuando llegamos aquí a I Corintios 11, también tenemos algunas cosas las cuales son muy importantes para nosotros de entender y comprender. Tomemos en el verso 1: “Sean imitadores de mí, exactamente como yo también soy de Cristo. Ahora los alabo, hermanos, porque me han recordado en todas las cosas, y están guardando las ordenanzas en la forma que las entregué a ustedes. Pero quiero que entiendan que la Cabeza de todo hombre es Cristo,…” (1 Corintios 11:1-3).

 

Cuando Dios creó al hombre y a la mujer, Él también colocó en orden un orden natural de las cosas que Dios quería hechas. Dios siempre quería que el hombre este bajo Dios, bajo Cristo. Lo que significa que todos están bajo la autoridad de Dios—de una u otra forma. No puede salir de eso aun si peca, porque “la paga del pecado es muerte” como lo averiguaron Adán y Eva.

 

Entonces note: “…y la cabeza de la mujer es el hombre,…” (v 3). En el estado del matrimonio nada puede cambiar eso. Esa es tan solo la forma en que es. Y entonces, no es asunto de ir en contra de Dios o tratar de establecer alguna clase de gobierno o algo que no es correcto. 

 

“…y la Cabeza de Cristo es Dios” (v 3). Cuando entendemos las cosas concernientes a Dios—volvamos a Proverbios. Hay algunos Proverbios que necesitamos cubrir que creo que son importantes concerniente al hombre y la mujer y demás. Y luego volveremos a I Corintios 11 porque hay un poco más que necesitamos cubrir hoy.

 

Vayamos a Proverbios 8:35: “Porque quien sea que me encuentre [esto es la sabiduría de Dios] …halla vida y obtendrá favor del SEÑOR. Pero el que peca contra mi defrauda su propia alma; todo el que me odia ama la muerte” (vs 35-36).

 

Entonces, este es tan solo un principio general que aplica a todas las relaciones de hombres y mujeres. Todas las relaciones en nuestra vida y nuestra relación con Dios.

 

Proverbios 9:10, dice en relación a esto: “El temor del SEÑOR es el principio de la sabiduría; y el conocimiento de lo santo es entendimiento.” Y Dios es el Único Quien nos da entendimiento. Él nos ha dado una mente; Él nos ha dado un idioma; Él nos ha dado todas estas cosas de modo que podemos entender el camino de Dios.

 

Vayamos a Proverbios 18:22, dice: Quien encuentra una esposa encuentra algo bueno y obtiene favor del SEÑOR.” Bien, Dios quería que esto fuera desde el mismo comienzo. Esposo y esposa—hombre y mujer—y esa es la forma en que Dios lo hizo. Esa es la forma que Dios esperaba que fuera—y así debe ser.

 

Vayamos al capítulo 19, verso 14; dice: “Casas y riquezas es la herencia de los padres, y una esposa prudente es del SEÑOR.” Porque vimos en la creación que la mujer debía ser una ayuda idónea para el hombre.

 

Créame, hay demasiadas instrucciones aquí para los hombres. Y, créame que Dios va a mantener responsable a los hombres así como a las mujeres. Todo está allí. Y entonces, estas cosas son muy importantes de que las comprendamos.

 

Vayamos a Proverbios 12:4: “Una mujer de virtud es una corona a su esposo, pero aquella quien causa vergüenza es como podredumbre en sus huesos.” Y lo puede poner también de la otra forma. Cuando tiene un esposo que es idiota y coqueto, y va por todo lado y hace las cosas que no debería, eso también es miseria y podredumbre y dolor y sufrimiento y enfermedad, ¿cierto? Sí. Y es más duro para una mujer cuando ella sufre aquellas cosas porque ella fue hecha para ser una ayuda idónea para el hombre y tiene al hombre para ser “la cabeza.” Es por eso que relaciones entre esposo y esposa son muy importantes en la forma que necesitan ser.

 

Cubramos tan solo algo más mientras volvemos a I Corintios 11. Puede ir por toda la Biblia y puede ver que Dios nunca ofendió a las mujeres como lo menor. De hecho, Jesucristo hizo demasiado para mostrar, y Lucas hizo más que los demás, en mostrar su relación al enseñar a las mujeres.

 

Continuemos aquí en I Corintios 11, porque hay una pequeña cosa que necesitamos cubrir hoy, la cual es muy importante, la cual no es un gran problema pero es algo que necesita cubrirse.

 

Tenemos en televisión—mujeres que se calvean y rapan, ¿cierto? Y esta Susan Power quien anima a toda mujer a ser lo que quiera ser, separada y apartada del hombre—¡lo que sea que quiera ser!

 

Tan solo entendamos algo muy claramente. Dios dice que no es bueno que el hombre este solo, por tanto no es bueno que una mujer este sola. Cuando las circunstancias son de esa forma, y nada puede ser hecho, no sale y crea otro problema precipitándose y casándose con el primero que aparezca; porque luego termina con un problema doble. Tal vez no fueron hechos el uno para el otro. Y así tiene un conjunto doble de problemas. Entonces no estoy recomendando que salga inmediatamente y se case si está solo. Por favor entienda eso.

 

Pero, estamos viviendo en un tiempo donde la mujer babilónica cabalga supremamente. Y lo veo en todo lugar que voy. Y algunas veces se vuelve muy molesto. Hay otra cosa acerca de hombres y mujeres también, que cuando las cosas se vuelven muy conflictivas, ¡somos cobardes! Escapamos y nos ocultamos, porque no nos gusta la animosidad ni el odio ni los gritos. Aunque estoy seguro que todos nosotros podemos hacer un muy buen trabajo de eso si nos toca.

 

Aquí hay un principio que necesitamos entender, porque creo que es un problema leve en la Iglesia, el cual estoy seguro que puede ser corregido muy fácilmente. Verso 4: “Todo hombre que tenga una cubierta sobre su cabeza cuando está orando o profetizando pone su Cabeza a vergüenza.… [¿Quién es la Cabeza del hombre? Cristo. Y creo que es interesante que los judíos ortodoxos no oran sin sombreros. No entran a las sinagogas sin ellos.] …Pero toda mujer que tenga su cabeza descubierta cuando está orando o profetizando pone su cabeza [la cual es el hombre] a vergüenza; porque es lo mismo como estar afeitada. Porque si una mujer no está cubierta, que esté rapada. Pero si es vergonzoso para una mujer estar rapada o afeitada, que esté cubierta” (I Corintios 11:4-6). Entonces, no estamos hablando de un pecado rotundo. Es algo lo cual es una vergüenza. Dice eso aquí en el verso 14:

 

¿O incluso la naturaleza misma no les enseña que si un hombre tiene cabello largo, es una vergüenza para él?” (v 14). Solíamos tener más ese problema antes que hoy en día. Nunca puedo entenderlo. Cuando veo algunos de esos cantantes, siempre tienen el cabello colgándoles, y tan solo le hace preguntarse sobre eso. Y ¡siempre se ve mal!—por lo menos para mí.

 

Dice, “Es una vergüenza.” Es por eso, que en un voto nazareo lo que pasaba era esto: cuando el voto era tomado, entonces el hombre se afeitaba su cabeza y no se cortaba el pelo hasta que el voto terminaba y el cabello crecía. Esto era para mostrar la señal de humildad y vergüenza. En otras palabras, en este voto un hombre debía mostrar que él quería rendirse a Dios y entonces se pone en esta condición vergonzosa.

 

Cuando entendemos que Juan el Bautista era un nazareo desde el comienzo, desde su nacimiento, y nunca se cortó el cabello, nunca bebió vino, nunca tomó nada que fuera hecho de uva, ni bebida fuerte. Él fue puesto en esta posición físicamente porque él era el único quien iba a anunciar la venida de Cristo. Entonces, encontramos eso muy importante.

 

Entonces, estamos hablando acerca de algo que no es un pecado absoluto, sino es algo que no es necesariamente correcto—y Pablo lo cubre aquí… “que esté cubierta.” Averiguaremos cual es la cobertura—verso 7: “Porque, por un lado, un hombre no debe cubrir su cabeza, dado que él es la imagen y gloria de Dios; pero, por otro lado, la mujer es la gloria del hombre. [de hecho, tomada de su costilla, hecha de su propio ser] Porque el hombre no es de la mujer,… [y esto significa en el griego, porque el hombre no fue tomado de la mujer—es por eso que la creación fue de la otra forma]; …sino la mujer es del hombre. Y también, el hombre no fue creado por amor a la mujer, sino la mujer por amor al hombre” (vs 7-9). Entonces, él está diciendo, “Estamos yendo atrás al orden adecuado de la creación, la cual todo lo que Dios ha hecho es correcto y todo lo que Él ha hecho desde el comienzo es verdadero y recto.”

 

Por ésta razón, [por la misma creación y el hecho de lo que Dios ha hecho] es necesario para la mujer tener una señal de estar bajo autoridad sobre su cabeza por causa de los ángeles” (v 10). Lo cual significa, tener una cobertura y señal que ella está bajo el poder de su esposo a causa de los ángeles.

 

Y también, creo que la pequeña cosa que necesitamos cuidar—y he visto esto muchas veces cuando salgo, especialmente al viajar—y no lo he mencionado, aunque puede haber sido traído a mí en algunas ocasiones, pero aquí hay un tiempo apropiado para manejar esto y encargarnos de esto. Y creo, así como cualquiera de nosotros quien quiere avanzar y hacer las cosas que son agradables a Dios, esto debería ser cuidado por hombres y mujeres en la forma correcta.

 

No obstante, [él continua diciendo, esto no quita el hecho que] ni esté el hombre separado de la mujer, ni la mujer separada del hombre en el Señor. Porque como la mujer es del hombre, así también el hombre es por la mujer, [y por supuesto, incluso Cristo fue nacido de una mujer, ¿cierto? Sí, de Maria.] pero todas las cosas son de Dios. Juzguen por ustedes mismos. ¿Es apropiado para una mujer orar a Dios descubierta? [Luego lo dice de otra forma] ¿O incluso la naturaleza misma no les enseña que si un hombre tiene cabello largo, es una vergüenza para él? Pero si una mujer tiene cabello largo, es una gloria para ella; porque el cabello largo le ha sido dado en lugar de un velo para cubrir su cabeza.” (vs 11–15).

 

Y entonces, esta no es la primera era de la humanidad donde hay mujeres rapadas o calveadas. Aparentemente Pablo tuvo ese problema en Corinto. Entonces, no es inusual que también lo tengamos—no tenemos un gran problema concerniente a esto—pero es algo que cada uno debería encargarse delante de Dios en su propia forma en sus propias vidas. Y estoy seguro, que dado que estas cosas son así, las bendiciones de Dios vendrán cuando sea manejado en la forma que es agradable a Dios.

 

Entonces, no me pregunte cuan largo es largo; no me pregunte cuan corto es corto. Creo que es bastante evidente. Es una de las cosas que usted juzga. El verso 13 dice que usted júzguese esto. Entonces, le dejaré el juicio.

 

Verso 16: “Pero si alguno es contencioso sobre este asunto, nosotros no tenemos tal costumbre, ni tampoco las iglesias de Dios.” Esto es, concerniente al tema que acaba de cubrir aquí. Entonces, creo que dado que vamos a volver a hablar de la creación del hombre y la mujer y demás, necesitamos cubrir esto en forma particular.

 

Ahora, así todos sabrán que esto no es para “molestar a las mujeres”—espero que todos entiendan eso—lea todo el libro de Proverbios, si quiere, hombres y mujeres tomar la instrucción allí porque hay demasiadas lecciones espirituales para nosotros que podemos aprender.

 

Volvamos y veamos la situación concerniente al Sábado. Porque esto llega a ser muy importante. Volvamos a Génesis 2 y leamos esto de nuevo. Entonces hay algunas cosas que necesitamos aprender de esto. Y entendamos esto: la raíz de la palabra para Sábado es descanso.

 

Verso 2: “Y para el comienzo del séptimo día Dios terminó Su trabajo el cual había hecho. Y descansó en el séptimo día de todo Su trabajo el cual había hecho. Y Dios bendijo el séptimo día…”

 

Cuando Dios bendice algo es para un propósito particular. …y lo santificó… Cuando Dios santifica algo significa que es puesto aparte para un propósito Santo. Entonces este es un día el cual Él puso aparte. “…porque  [el primer Sábado es muy importante, porque] …en el Él descansó de todo Su trabajo el cual Dios había creado y hecho.

 

¿Qué fue lo último que Él hizo? Eva. A la mañana siguiente, en el Sábado, ¿qué cree que pasó en el Sábado? ¿Corrió Dios y se ocultó en algún lugar? Si Dios lo bendijo y santificó, Él lo hizo por un propósito, ¿cierto? Sí.

 

Veamos un par de cosas que muestran para qué es el día Sábado, y luego volveremos y estableceremos que el séptimo día que tenemos hoy es el mismo séptimo día el cual ellos tuvieron.

 

Entendamos tan solo un poco algo concerniente al Sábado. Voy a leerles tan solo un poco de esto (La gracia de Dios en el Antiguo Testamento) porque creo que lo resume bastante bien.

 

Además del graciable y amoroso acto de Dios creándolos a Su imagen, Dios expresó aún más Su amor y bondad bendiciendo a Adán y Eva (Génesis 1:28). …Para ayudarlos a mantener este estado personal de gracia y para asegurarse que ellos siempre conocerían a su Creador y serían capaces de tener compañerismo con el Señor Dios, en Su presencia personal, Él específicamente creó y santificó el séptimo día como un día perpetuo para descansar y tener compañerismo con Él. El Sábado, el séptimo día semanal es más que un memorial de la creación de Dios. Desde el principio, Dios bendijo y santificó el séptimo día como el día de Reposo, como un acto de bondad para toda la humanidad, para que la humanidad pudiera tener compañerismo con Él como Creador.

 

Dios creó y santificó el Sábado específicamente para la humanidad. Jesucristo, Quien fue el Señor Dios de la creación, dejó este hecho absolutamente claro cuando declaró que Él y Él solamente era Señor del Sábado.

 

Él declaró, “El Sábado fue hecho para el hombre [la humanidad], y no el hombre para el Sábado; por tanto, el Hijo de hombre es SEÑOR INCLUSO DEL SABADO. [lo cual significa que este es el día de adoración del Nuevo Testamento. Tenemos una forma profunda de entenderlo hoy.] Cuando entendemos la observancia del primer Sábado a la luz de otras escrituras, podemos aprender mucho acerca de la gracia de Dios.

 

El registro Bíblico en Génesis 3 revela que Adán y Eva fueron enseñados personalmente por Dios. Ellos vieron a Dios cara a cara, ellos hablaron con Dios y caminaron con Dios—antes que ellos pecaran. Muy seguramente Dios personalmente descansó y guardó el mismo primer Sábado con Adán y Eva. Ellos guardaron ese primer Sábado con Dios en un estado perfecto de gracia en Su presencia.

 

No puede haber duda de que Dios los había instruido en aquel primer Sábado. ¡Qué día maravilloso tuvo que haber sido aquel primer día de Reposo! ¡No podría haber gracia más grande que estar en la presencia y ser enseñado por el Señor Dios—el Creador de ellos!” (La gracia de Dios en el Antiguo Testamento).

 

Vayamos al libro de Isaías y pongamos un par de Escrituras juntas para mostrar todo el significado e intención del Sábado. Isaías 58, es muy importante. Es clave para nosotros en como guardar el Sábado y porque guardarlo en la forma que lo hacemos.

 

Aquí están las palabras de Dios, Isaías 58:13. ¿Cree usted que Dios, siendo el “mismo ayer, hoy y siempre,” habría instruido a Adán y Eva en forma diferente a esto? Algunas personas dicen porque no se dice que Adán y Eva tuvieron compañerismo con Él y guardaron el primer Sábado, por tanto no hay indicio de que lo guardaron. Y digo que es razonamiento de su mente carnal para destruir el Sábado. Aquí esta lo que Dios dijo concerniente al Sábado miles de años después—entonces, ¿esta no sería también la instrucción que Él les dio en ese entonces?

 

Isaías 58:13: “Si alejas tu pie del Sábado, de hacer tus propios deseos en Mi día santo,…”

 

¿Cuándo fue Santo? Cuando Dios lo santificó, cuando Dios lo bendijo, hay es cuando fue santo, ¿correcto? Es el único día de Dios desde el principio. ¿Dios desciende y destruye a toda persona que quebranta el Sábado? ¡No! Él los deja seguir su propio camino, y están perdiendo una tremenda bendición de Dios.

 

Notemos: no debemos hacer nuestros “propios deseos.” Esto no significa que no hagamos cosas que no sean placenteras—¿es placentero comer? ¿Es placentero congregarse? Pero, ¿por qué esto debería ser de la forma que es? Y volvamos y pensemos en el primer Sábado. ¿Qué cree que Dios les dijo? “Yo soy su Creador, su Hacedor. Este es un día especial de un memorial de Mi creación. Este es un día el cual vamos a venir juntos cada semana y voy a enseñarles lo que necesitan saber. Y vamos a tener una relación personal. Yo soy su Creador y ustedes tienen una oportunidad grande y fantástica como los primeros seres humanos.” ¿No cree que Dios les dijo lo que les iba a pasar si ellos Le obedecieran? Sí.

 

Note: “…de hacer tus propios deseos en Mi día santo, y llamas el Sábado una delicia, [y que delicia debe haber sido el primer Sábado. Sin pecado, sin hostilidad, sin televisión, sin radio, sin manejar una gran distancia para llegar a los servicios del Sábado, sin preocuparse de nada. Dios lo proveyó todo—y tan solo me pregunto si Dios no proveyó la comida para el Sábado para este primer Sábado. Lo tenían todo allí, ¿cierto? Sí. ¿No sería pecado en el Sábado mientras está sentado allí con Dios y tal vez arranca algo de comida para que ellos coman? No lo sé. Muy posible.

 

“…y llamas el Sábado una delicia, el santo del SEÑOR, honorable; y lo honras a Él, no haciendo tus propios caminos, ni buscando tus propios deseos, ni hablando tus propias palabras,…” (v 13).

 

¿Qué significa esto? Significa que debemos conocer las palabras de Dios, hablar las palabras de Dios, estudiar las palabras de Dios. Es por eso que hoy, en los servicios de Sábado, es importante que estudiemos las palabras de Dios—porque estas no son nuestras palabras, ¿cierto? No, Dios las inspiró—esto es instrucción para nosotros.

 

Y es lo mismo con nuestro compañerismo. Este debería ser centrado en aquellas cosas en nuestras vidas las cuales tenemos que hacer como servir y amar a Dios. Y muchas veces, en el pasado reciente, y estoy seguro que esto es algo por donde todos los seres humanos pasan, que el Sábado llegó a ser más su propio día, y su propio día de hacer lo que iban a hacer para sus propias cosas sociales.

 

Verso 14, cuando hace esto, es “si” condicional en el verso 13 y ahora el verso 14 dice: “Entonces [lo cual significa que si no hace el verso 13 el “si” condicional, entonces nunca entenderá el verso 14, porque ‘gran entendimiento tienen quienes hacen Sus mandamientos’] …Entonces te deleitarás en el SEÑOR;

 

Vaya atrás y piense en todos los Sábados que ha guardado que resultaron ser una falla. ¿Qué pasó? No hizo el verso 13, ¿cierto? No, hizo lo suyo. Y encontré esto, lo confesaré, no funciona sentarse en frente del TV, ¿cierto? Entonces por tanto, puede sentarse al frente del TV y tratar de justificarse, “Esto en realidad no está funcionando.” Pero, ¿es el TV de Dios? ¿Lo envió Él para que lo vea? ¡No! ok

 

Y averigüé que cuando he hecho eso, cuando no debía hacerlo, mi Sábado se volvió ¡una falla! Puede trazar el paralelo, no tan solo con el TV, pero lo que sea que pueda ser. También he averiguado esto: He intentado tener, o alguien me diga para tener un matrimonio en el Sábado—era para ser un asunto simple. Eso llegó a ser muy complicado y el Sábado fue una falla. ¿Por qué? Porque no estábamos haciendo lo que Dios quería que hiciéramos.

 

Cuando hacemos esto; cuando hacemos todo el verso 13—leámoslo de nuevo: “Si alejas tu pie del Sábado, de hacer tus propios deseos en Mi día santo, y llamas el Sábado una delicia, el santo del SEÑOR, honorable; y lo honras a Él, no haciendo tus propios caminos, ni buscando tus propios deseos, ni hablando tus propias palabras, entonces…”

 

Ellos tuvieron todo esto en el primer Sábado. ¡Absolutamente! Además de estar en la misma presencia de Dios. Hoy tenemos la bendición de tener compañerismo con Dios espiritualmente. Ellos la tuvieron cara a cara.

 

Entonces te deleitarás en el SEÑOR; y Yo haré que montes sobre los lugares altos de la tierra,…” (v 14). Esto va claramente a la salvación espiritual que Dios va a darnos. Entonces, el entendimiento de Dios y Su camino, y el propósito de ser creados están intrínsecamente enlazados al Sábado. ¡Intrínsecamente enlazados! El Sábado debe ser cada semana cuando nos acercamos a Dios para conocer de Su camino, estudiar Su Palabra, orar a Dios, tener compañerismo con Él, tener compañerismo el uno con el otro. Y dado que esto es cierto, yendo atrás, eso tuvo que ser cierto de este primer Sábado.

 

Veamos un par de Escrituras las cuales nos ayudaran aquí—ok. Vayamos al libro de Éxodo. Primero que todo, vayamos a Éxodo 5; y entendamos un principio que encontramos aquí el cual sigue todo el camino a través.

 

Cuando sea que verdaderamente comienza a entrar en una relación con Dios—o Dios comienza a tratar con usted—entonces el asunto del Sábado siempre sale, ¿cierto? ¡Sí! Cuando Moisés fue por primera vez a Faraón—lo encontramos aquí en el capítulo 5, verso 1:

 

Y después Moisés y Aaron entraron y le dijeron a Faraón, “Así dice el SEÑOR Dios de Israel, ‘Deja ir a Mi pueblo que puedan mantener una fiesta para Mí en el lugar desolado.’ Y Faraón dijo, “¿Quién es el SEÑOR, que yo debería obedecer Su voz para dejar ir a Israel? [después de todo, Faraón era dios en la tierra, ¿cierto?] No conozco al SEÑOR, ni dejaré ir a Israel.” Y ellos dijeron, “El Dios de los hebreos se ha encontrado con nosotros. Déjanos ir, te suplicamos, en viaje de tres días al desierto y sacrificar al SEÑOR nuestro Dios, no sea que Él caiga sobre nosotros con plaga o con la espada.” Y el rey de Egipto les dijo, “Moisés y Aaron, ¿por qué abstienen al pueblo de su trabajo? ¡Vayan a sus cargas!” Y Faraón dijo, “He aquí, el pueblo de la tierra ahora es mucho, y ustedes les hacen descansar (Éxodo 5:1-5). Tiene que ver con el Sábado, el primer asunto era descansar. Porque usted no puede en realidad entender a Dios, ni tener compañerismo con Él cuando está ocupado haciendo sus obras y sus negocios.

 

Vayamos a Éxodo 16. Mucha gente dice, “No hubo observación del Sábado desde Génesis todo el camino hasta aquí.” Bien, no vamos a tomar el tiempo, hemos probado esto en otros lugares. Pero saben que Abraham, si él hizo las cosas que le agradaban a Dios, él guardó el Sábado—así lo hizo Isaac, así lo hizo Jacob. Todo el que entre en contacto con Dios guarda el Sábado. Si no, entonces no están en contacto con el Dios correcto o tienen la doctrina equivocada, lo uno o lo otro.

 

Éxodo 16, tenemos entonces la renovación del Sábado para los hijos de Israel. Tomemos el verso 23. Recuerde, ellos comenzaron contando, ¿cierto? Contaban día uno, recibían mana, 2, 3, 4, 5, 6—doble mana en el sexto día.

 

Todos ellos estaban en cuarteles cercanos, ¿cierto? Dios estaba justo allí en el pilar de nubes en el día y de fuego en la noche, ¿cierto? Por tanto, ellos estaban en la propia presencia de Dios.

 

Verso 23: “Y él les dijo, “Esto es eso lo cual el SEÑOR ha dicho, “Mañana es el descanso del santo Sábado al SEÑOR.… [es al Señor siempre. Uno de los más grandes argumentos en contra del Sábado es que este fue dado a los judíos. ¡No es así! Nunca dice eso la Biblia. Es el Sábado al Señor.]: …Horneen lo que hornearán hoy, y hiervan lo que hervirán hoy. Y eso que quede, acumúlenlo para sí mismos para ser guardado hasta la mañana siguiente.’ ”” (Éxodo 16:23). 

 

Encontramos aquí, en el verso 26: …Seis días lo reunirán, pero en el séptimo día, el Sábado, en el no habrá nada.” ¿Cesaba Dios del trabajo de crear el mana? ¡Sí! Dios también descansaba en el Sábado y descansaba de Su trabajo, ¿cierto? ¡Sí! ¿Qué clase de trabajo esta Dios interesado que se haga en el Sábado? ¡Trabajo espiritual! Eso es lo que Él hace.

 

Veamos otro verso para saber que ellos tuvieron el día correcto. Vayamos a Éxodo 31:13, y luego iremos a Éxodo 20 porque, como mencioné aquí en el artículo que estoy escribiendo, que el Sábado fue planeado para ser más que tan solo un memorial de la creación. Pero la creación, y el hecho de ella, nos dice lo que Dios quiere decir en relación al día.

 

Habla también a los hijos de Israel, diciendo, ‘Verdaderamente ustedes guardarán [no es una opción que usted decide o no] Mis Sábados, [plural, ¿cierto? ¡Sí!] porque esto es una señal entre ustedes y Yo a través de sus generaciones para que sepan que Yo soy el SEÑOR Quien los santifica.” (Éxodo 31:13).

 

Usted no puede conocer al Señor a menos que guarde Su Sábado. Es así de simple. Y con este somos santificados. Continuando en verso 14: “Guardarán el Sábado por tanto, porque es santo para ustedes. Todo aquel que lo profane ciertamente será condenado a muerte, porque quien quiera que haga algún trabajo en este día, aquella alma será cortada de entre su pueblo. Seis días puede el trabajo ser hecho, pero en el séptimo día es el Sábado de descanso, [aquí, ‘sábado’ y ‘descanso son casi que palabras idénticas], santo para el SEÑOR. Quien quiera que haga algún trabajo en el día Sábado, ciertamente será condenado a muerte. Por tanto los hijos de Israel guardarán el Sábado, para observar el Sábado a través de sus generaciones como un pacto perpetuo. [Lo cual, como cubrimos antes, es siempre continuo.] Esta es una señal [la observancia del Sábado] entre los hijos de Israel y Yo para siempre; porque en seis días el SEÑOR hizo los cielos y la tierra y en el séptimo día descansó, y fue refrescado.’ ”” (vs 14-17).

 

Esto nos dice que ellos tuvieron exactamente el mismo Sábado del séptimo día como el día en que Dios descansó. Pregunta:

 

·             Si Dios nos dice guardar el Sábado del séptimo día, ¿cambiaría Él el día? ¡No!

·             ¿Ocultaría Él el conocimiento de esto si este es requerido? ¡No!

·             ¿Quién es el que ha puesto argumentos de que esto fue cambiado? ¡Los hombres!

 

En ningún lugar en la Biblia ha alguna vez cambiado el día. Y entonces, el conocimiento de porque fuimos creados esta intrínsecamente enlazado. Es por eso que comienza con el día Sábado.

 

Puede haber otra cosa o dos que podemos aprender de esto las cuales cubriremos la próxima vez y entonces terminaremos esto.

 

Sí, el comentario fue hecho, ¿es esto donde la gente lo toma? Bueno, ellos lo toman porque los judíos claman que ellos son todo Israel y en realidad, cuando entiende como los judíos se sienten acerca del Sábado, ellos no sienten que nadie sino solo los judíos deberían guardar el Sábado. Es por eso que están muy ansiosos de tener a cualquiera que no sea judío lejos de observar el Sábado. Quieren que ellos guarden el domingo.

 

Escrituras referenciadas

 

Génesis 1:31

Génesis 2:2, 7

Salmo 148:1-5

Salmo 19:1-6

Salmo 33:1-6

Salmo 19:7-14

Génesis 1:26

Génesis 1:27

Génesis 2:7-9, 15-16

Salmo 119:127-128

Génesis 2:16-25

Salmo 139:13-17

Salmo 8:1-9

I Juan 3:1-3

I Corintios 11:1-3

Proverbios 8:35-36

Proverbios 9:10

Proverbios 18:22

Proverbios 19:14

Proverbios 12:4

I Corintios 11:4-6, 14, 7-16

Génesis 2:2

Isaías 58:13-14

Éxodo 5:1-5

Éxodo 16:23, 26

Éxodo 31:13-17

 

Libro:

La gracia de Dios en el Antiguo Testamento por Fred R. Coulter

Atrás
El día que Jesús el Cristo murió
Otros libros
 Días festivos ocultos o Días Santos de Dios— ¿Cuales?
 El plan de Dios para la humanidad revelado por Su Sábado y Días Santos
 Entendiendo las Escrituras difíciles de Pablo concernientes a la Ley y los Mandamientos de Dios
 Los tiempos señalados de Jesús el Mesías
 ¿Señor, qué debo hacer yo?
 ¿Señor, qué debería hacer?
 Comentarios y apéndices a “La Santa Biblia en Su orden original—Una versión fiel”, segunda edición
 Las dos Babilonias
Sermones
 Declaración de Propósito
 Acerca de Nosotros
 Acerca de Fred Coulter
 Nuestra Historia
 ¿Cómo es soportada la obra?
 Calendario de las Fiestas
Nuestros otros sitios
 Truth of God
 Church at Home
 Restoring the Original Bible
 A Faithful Version
 God's Youth (Jóvenes)
Enlaces Externos
 Israel de los Alpes–Los Waldenses
 Historia y Verdad
Nota: Enlaces hechos a otros sitios web no debe interpretarse como una aprobación de todo lo que se ofrece en esas páginas. Sitios que ofrecen excelentes recursos para el estudio y la investigación también pueden incluir material que son contrarios a las creencias de IDCB. Es su responsabilidad ejercer discernimiento cuando acceda a ellos. IDCB no es responsable del contenido de estos enlaces externos.
Iglesia de Dios Cristiana y Bíblica
P.O. Box 831241
San Antonio, TX 78283
© 2018 www.laverdaddeDios.org. Derechos Reservados
Términos de Uso  Donaciones