| Inicio |  Creencias  Estudios  Sermones |  Videos |  Cartas Mensuales |  Contáctenos |  Biblia | 
Buscar por palabra
 
Nota: Use comillas para buscar una frase exacta
Estudios Biblicos en video
Sermones
 Doctrina
 Estudios bíblicos
 Nuevo Orden Mundial
 Profecías de los últimos tiempos
 Temas varios

 

 DIAS SANTOS ANUALES Y FIESTAS DE DIOS
 Años anteriores
 2015
 2016
 2017

 

 SERIES
 ¿Quién y que controla su mente?
 14 cosas para ver en Profecía
 Cristo y nuestro llamado
 Daniel y Apocalipsis
 El amor de Dios
 El Calendario Hebreo Calculado
 El Diezmo
 El lavamiento del agua por la Palabra
 El Sábado
 Epístola de Primera de Corintios
 Epístola de Primera de Pedro
 Epístola de Segunda de Pedro
 Gobierno en la Iglesia
 La gracia de Dios y el guardar los Mandamientos
 Las 10 mentiras mas creíbles de Satanás
 Matrimonio, divorcio y recasamiento
 Obras de ley y justificación
 Preparación para la Pascua y Panes sin Levadura
 Preparación para Pentecostés
 Proverbios para Jóvenes
 Respuestas bíblicas a los evangélicos
 Restaurando el Cristianismo original para hoy
 Sociedad adicta
Tablas
 Comparación pasajes criticos en el Antiguo Testamento concerniente a la Pascua
 Génesis 15 - Abraham y muerte de Jesús
 Génesis 22 - Isaac y muerte de Jesús
 La ultima Pascua de Jesús - Nisan 14
 Lista de todas las Fiestas y Días Santos ordenados por Dios del año 5 a.C. al 105d.C.
 Los últimos 7 años
 Profecías del reinado de los reinos gentiles
 Tres días y tres noches de Jesús en la tumba
 Un gráfico sincronizado de registros que establece el año del nacimiento de Cristo
 Una comparación entre el Antiguo y Nuevo Pacto
Días santos anuales y Fiestas de Dios 2017
Atrás
Feast of Trumpets

Día de Trompetas—2017

Eventos del Día del Señor

Batalla de Armagedón: guerra, muerte y destrucción

Fred R. Coulter—Septiembre 21, 2017

www.laVerdaddeDios.org

 


¡Saludos hermanos! ¡Bienvenidos al Día de Trompetas! El tiempo, como decimos cada año, ¡avanza! Cada año, estamos más cerca del regreso de Cristo, pero ¿qué tan lejos está de lo que estamos haciendo, y lo que va a pasar? No sabemos.

 

¡Solo Dios sabe! Pero nosotros entendemos las Escrituras concernientes a los Días Santos y el significado de ellos.

 

Leamos el mandamiento concerniente al Día de Trompetas. Mientras lee todo Levítico 23, el Día de Trompetas es el menos definido en este capítulo.

 

Levítico 23:23: “Y el SEÑOR habló a Moisés, diciendo, “Habla a los hijos de Israel diciendo, ‘En el séptimo mes, en el primer día del mes, tendrán un Sábado anual, un memorial al toque de los cuernos del carnero, una santa convocación. No harán ningún trabajo servil en el sino que ofrecerán una ofrenda hecha por fuego al SEÑOR’ ”” (vs 23-25).

 

Un corto verso y dos versos de mediana longitud, y sin embargo, este es uno de los más grandes y más profundos días en su cumplimiento para todo el mundo.

 

Un comentario—otro principio: ¡El menor será el más grande!

 

Se nos dice recoger una ofrenda en los Días Santos, entonces tomaremos una ofrenda. Siempre recuerde que Dios espera de la Iglesia de los Primogénitos, aquellos de nosotros quienes somos los primeros frutos, lo primero de todo:

 

·             nuestra lealtad

·             nuestro amor

·             todo lo que tenemos

·             todo lo que poseemos

·             todo lo que Dios nos da

 

¡Eso Le pertenece a Él! Tenga eso en cuenta mientras recogemos la ofrenda, y también recuerde que Dios es capaz de proveer para todas nuestras necesidades:

 

·             a través de la gracia

·             a través de las bendiciones

·             a través de la justicia de Dios

 

 (pausa para recoger la ofrenda)

 

Veamos algo importante que Dios siempre hace. ¡Él siempre da una advertencia y ofrece arrepentimiento! Apocalipsis 14 probablemente empieza al inicio de la tribulación.

 

Apocalipsis 14:6 “Y vi otro ángel volando en medio del cielo, teniendo el evangelio eterno para proclamar a aquellos que viven sobre la tierra, y a toda nación y tribu e idioma y gente;…”

 

¿Cuándo tiene esto lugar? ¡Justo al comienzo de la tribulación! ¡Una advertencia! Recuerde, el Día de Trompetas es el “toque de cuernos de carneros.” El cuerno de carnero es el que es tocado para la guerra. Las trompetas de plata en el templo también se tocaban. Pero las trompetas son tocadas todo el día como una señal de la ferocidad de lo que está teniendo lugar.

 

Veamos que Dios ofrece arrepentimiento, incluso en los tiempos más problemáticos y terribles que hay. Veamos que dice Dios con respecto a lo que debemos hacer, lo que debemos predicar y en este caso—Ezequiel 33—la predicación es hecha por el primer angel de los 3. Esto también probablemente coincide con los dos testigos entrando en escena quienes también proclaman arrepentimiento.

 

Veamos el principio con el que Dios siempre obra como lo encontramos aquí. Esto es interesante porque esto comienza una serie de capítulos donde hay muerte, penumbra y destrucción.

 

Ezequiel 33:1: “Y la Palabra del Señor vino a mí, diciendo, “Hijo de hombre, habla a los hijos de tu pueblo, y diles, ‘Cuando traiga la espada sobre la tierra…” (vs 1-2). Dios es el Único Quien hace esto. Necesitamos entender a Dios. Dios trae esto.

 

Dios levanta una nación y derriba una nación. Recuerde cuando Él trajo a Nabucodonosor para derribar Jerusalén y Judea, Él lo llamó ¡Mi siervo! Necesita entender eso.

 

Así como le es difícil entender a la gente que Dios dijo que Él traería terror sobre Su pueblo por ¡quebrantar Sus leyes! Algunos pudieran decir que eso es realmente malo, ¿por qué Dios haría eso? Si no lo cree, entonces piense en esto:

 

¿Preferiría que Dios golpee a la gente con rayos porque pecan? o ¿preferiría estar en contra de otros seres humanos, y tal vez eso lo llevará al arrepentimiento? Es por eso que Dios lo hace.

 

“…y la gente de la tierra tome un hombre de entre ellos, y lo coloque por vigilante;…” (v 2).

 

Que nadie piense que estoy tratando de ponerme a mí mismo como el ‘vigilante sobre el muro’ de Ezequiel. Aquellas son las palabras de Dios que van a través del tiempo para el pueblo y los hijos de Israel. De hecho, cada ministro en la Iglesia de Dios necesita estar haciendo esto mismo.

 

Verso 3: “…sí, cuando él vea la espada venir sobre la tierra, toque el cuerno del carnero…” Esta es una señal de guerra. ¿Qué es el Día de Trompetas? Es el toque del cuerno de carnero ¡todo el día!

 

“…y advierta a la gente, entonces cualquiera que oiga el sonido del cuerno del carnero y no se advierta, si la espada en efecto viene y se lo lleva, su sangre será sobre su propia cabeza.… [aquí está la razón]: …Escuchó el sonido del cuerno del carnero y no se advirtió.…” (vs 3-5).

 

¿Cuantas advertencias van a la gente de Israel hoy? No solo de aquellos quienes deberían estar haciendo eso, tal como cada ministro que pertenece a la iglesia de Dios, sino también de militares, del gobierno, otras que hablan de armas, etc. ¿Cuantas advertencias necesitamos?

 

Recuerde, hoy somos los más vulnerables con un PEM—pulso electromagnético—una bomba de hidrogeno u oxigeno que explote en un área en el país y toda la electricidad ¡se va! Cuando eso pase, nadie va a ser capaz de hacer nada. Millones y millones morirán en un muy corto periodo de tiempo. ¿Pero sabe que dice el gobierno? Entendemos que ese es un problema, pero ¡no tenemos ninguna defensa para eso! ¡Piense en eso!

 

Verso 6: “Pero si el vigilante ve la espada viniendo, y no toca el cuerno del carnero y la gente no es advertida, si la espada llega y toma a alguna persona de entre ellos, él es llevado en su iniquidad. Pero exigiré su sangre de la mano del vigilante.’ Y tú, hijo de hombre, te he puesto como vigilante a la casa de Israel.…” (vs 6-7).

 

Recuerde que cuando esto fue dado, ellos ya estaban en cautividad. Entonces, esta es una profecía en el tiempo que sea que Dios venga en contra de Su pueblo en corrección, especialmente en el tiempo del fin, y especialmente cuando se aplica al Día de Trompetas. Aquí Dios ofrece arrepentimiento.

 

“…Por tanto oirás la Palabra de Mi boca, y les advertirás a ellos de Mi parte” (v 7). Y la Palabra de Dios viene de la boca de Dios.

 

Verso 8: “Cuando Yo le diga al malvado, ‘Oh malvado, seguramente morirás;’ si no hablas para advertirle al malvado de su camino, aquel malvado morirá en su iniquidad; pero Yo exigiré su sangre de tu mano. Pero, si adviertes al malvado de su camino, para apartarse de el; si él no se aparta de su camino, morirá en su iniquidad, pero tú habrás librado tu alma. Y tú, hijo de hombre, habla a la casa de Israel.…” (vs 8-10).

 

Recuerde, los judíos estaban en cautividad. Él estaba con los judíos. Casa de Israel es una profecía del tiempo del fin.

 

“…Así hablarán ustedes, diciendo, ‘Cuando nuestras transgresiones y pecados estén sobre nosotros y estemos desperdiciándonos en ellas, ¿Cómo entonces viviremos?’” (v 10). ¿No describe esto lo que estamos experimentando hoy con todos los descendientes modernos de las tribus de Israel?

 

Verso 11: “Diles, ‘Como Yo vivo,’… [Dios está jurando por Sí mismo] …dice el SEÑOR Dios, ‘No tengo deleite en la muerte del malvado, excepto que el malvado abandone su camino, y viva. Vuélvanse, vuélvanse de sus caminos perversos; porque ¿Por qué morirán, Oh casa de Israel?’

 

Luego Él advierte al hombre recto, que si la justicia cambia a pecado y no se arrepiente, toda su justicia no será mencionada. Increíble, ¿cierto? Así es como Dios trabaja; ¡Él ofrece arrepentimiento!

 

Vamos a ver que el libro de Joel se ajusta con:

 

·             la salvación de los 144,000

·             el comienzo de la Gran tribulación

·             la expansión de esta cuando vamos a Apocalipsis 8

·             como esta consume a todo el mundo

 

Joel 2:12: ““Por tanto incluso ahora,” dice el SEÑOR, “vuélvanse a Mi con todo su corazón,…” Esto es lo que Dios quiere del malvado. Este es el mensaje que Dios quiere que sea dado a la gente antes que la Tribulación venga sobre ellos. Eso es lo que debe ser dado.

 

Dios es graciable, misericordioso y recto, y Él ofrecerá arrepentimiento y los librará como evidencia de lo que vimos en el libro de Apocalipsis con los 144,000 y la gran e innumerable multitud.

 

“…y con ayuno, y con lamento, y con luto. Sí, desgarren su corazón y no sus vestidos,…” (vs 12-13). Verdadero arrepentimiento profundo desde las profundidades de su ser.

 

“…y vuélvanse al SEÑOR su Dios; porque Él es graciable y misericordioso, lento para la ira, y de gran bondad, y se arrepiente de la maldad” (v 13). Dios prefiere que ellos vuelvan (Ezequiel. 33). Él no se deleita en la muerte del malvado. Entonces, esto es tremendo cuando lo entendemos.

 

Veamos lo que va a pasar después del sellamiento de los 144,000 y la gran en innumerable multitud. Todo esto está basado:

 

·             en misericordia

·             en perdón

·             en las Escrituras que acabamos de leer

 

Incluso en tiempos de problema y dificultad, Dios muestra que Él es misericordioso. Los 144,000; muy interesante cuando esto tiene lugar. Es justo después que los cielos son enrollados como un rollo. Eso va a causar que mucha, mucha gente se arrepienta.

 

Recuerde como, del libro de Oseas, que la Tribulación contra Israel dura 2 años, y luego hay año y medio para el resto del mundo. El tiempo entre Pentecostés y Trompetas, los 144,000 y la gran e innumerable multitud son salvados, sellados con el Espíritu Santo. Un angel es enviado para sellarlos. Mantenga eso en mente, porque en el martirio del quinto sello eliminaron a todos aquellos quienes no estaban en un lugar de seguridad. Habrán pocos en un lugar de seguridad. Por supuesto, hemos visto que los ángeles de Dios van a llevarlos allí.

 

Todos esos ministros que creen que van a comprar tierra en Petra y organizarlo y que van a estar a cargo y que solo van a dejar entrar algunas personas, eso es una tontería. ¡Dios va a tomar a quien Él quiera, y ponerlos allí! Ellos estarán vivos y eso es para cumplir la promesa que hizo Jesús cuando Él reveló Su iglesia a Sus apóstoles por primera vez.

 

Eso es cuando Él les preguntó a Sus apóstoles, ‘¿Quién dicen ustedes que Yo soy?’ Dijeron, ‘Algunos dicen que Jeremías, algunos que uno de los Profetas,’ y Pedro dijo, ‘Tú eres ¡el Hijo del Dios viviente!’ Jesús dijo, ‘Bendito eres tú, Simón bar Jona, porque carne y sangre no te ha revelado esto a ti, sino ¡Mi Padre en el cielo! Y sobre esta Roca—Él mismo—construiré Mi iglesia, y las puertas de la tumba ¡nunca prevalecerán contra ella!’ Es por eso que están aquellos en el lugar de seguridad.

 

Con el quinto sello, Apocalipsis 6, todos aquellos que no están en un lugar de seguridad son asesinados y martirizados. Pero Jesús dijo, ‘Las puertas de la tumba nunca prevalecerán contra Su iglesia.’

 

Entonces, cuando los cielos son enrollados como un rollo, hay arrepentimiento con los hijos de Israel, hay arrepentimiento con la gran e innumerable multitud de cada nación, idioma y demás. ¿No es eso lo que dice del primer angel (Apocalipsis 14) predicando el Evangelio? ¡Sí!

 

Ellos son sellados, y mantenga eso en mente porque esto llega a ser importante cuando entremos a Apocalipsis 8, 9, y demás. Eso significa que tienen el Espíritu Santo de Dios, y estos representan el cumplimiento de la parábola de los trabajadores de la hora 11. Entonces serán salvados.

 

Cuando lee el resto de Apocalipsis 7, parece que inmediatamente van delante del trono de Dios. ¡NO! Esa es una descripción de uno de los ancianos en cuanto a quienes son ellos. Ahí es donde estarán pero nadie es resucitado de los muertos sino hasta la séptima trompeta. Aquellos que están vivos, los cuales serán los 144,000 y la gran e innumerable multitud, no precederán a aquellos quienes han muerto, o están dormidos en la tumba.

 

Entonces, tiene que aplicar todas las Escrituras para poner esto adecuadamente. Veamos cómo esto se va a desenvolver. También recuerde que Dios dice que Él va a castigar al mundo. Veremos eso. Aquí hay una descripción del castigo de Babilonia la grande. ¿Cuál fue el mensaje del segundo de los 3 ángeles? ¡Babilonia ha caído! ¡Ha caído!

 

Entonces, aquí hay una profecía de esto en Isaías 13. Veamos como esto habla del Día del Señor. Este es el último año del año y medio de la tribulación, representa el Día del Señor. Recuerde que el tiempo entre Pentecostés y Trompetas es cuando el mundo esta allá afuera:

 

·             construyendo vías

·             construyendo vías férreas para sus trenes

·             construyendo más armamentos

·             teniendo más gente en el ejercito

 

Estarán haciendo esto, preparándose para luchar contra Cristo. El mundo está siendo preparado en que el regreso de Cristo representa la invasión extraterrestre, lo cual en un sentido es cierto. El verdadero Jesús es un extraterrestre para este mundo.

 

Isaías 13:1: “La carga de Babilonia, la cual Isaías el hijo de Amos vio: “Levanta una bandera sobre la montaña alta, exalta la voz a ellos, agita la mano, para que puedan entrar por las puertas de los nobles.… [justo a Jerusalén] …He mandado a Mis santos, también he llamado a Mis poderosos para Mi ira, a aquellos que se regocijan en Mi triunfo.” El ruido de una multitud en las montañas, como de un gran pueblo; un ruido tumultuoso de los reinos de las naciones reunidas,…” (vs 1-4).

 

Cuando vayamos a través de Apocalipsis 8, Cristo y la Iglesia—todos los santos—volviendo a la tierra, va a ser el tiempo de la guerra más grande que ha habido alguna vez en la historia del mundo. Esto la describe.

 

“…el SEÑOR  de los ejércitos reúne un ejército para la batalla. Vienen desde un país lejano,… [el camino de los reyes del oriente] …desde el fin del cielo, el SEÑOR y las armas de Su indignación, para destruir toda la tierra” (vs 4-5).

 

Podemos entender que todo en la tierra va a ser como el medio oriente en guerra. ¡Todo lugar!

 

Verso 6: “¡Griten! Porque el día del Señor está a la mano; vendrá como destrucción del Todopoderoso. Por tanto, todas las manos estarán débiles, y el corazón de todo hombre se derretirá; y estarán asustados. Dolores y lamentos se apoderarán de ellos. Estarán con dolor como mujer en parto. Estarán asombrados unos con otros, sus caras son como fuego flameante. He aquí, el día del SEÑOR viene, cruel con ira y furia feroz, para hacer de la tierra una desolación; y Él destruirá de ella a los pecadores, porque las estrellas de los cielos y sus constelaciones no darán brillo; el sol será oscurecido en su nacimiento, y la luna no reflejará su luz. “Y Yo castigaré al mundo por su maldad,…” (vs 6-11).

 

Estas son las grandes batallas al final (Apocalipsis 8; 9; 16; 19)—todo eso. La más grande destrucción. Piense con que comenzaremos cuando empecemos a gobernar y reinar con Cristo: un mundo que es solo desolación ¡en todo lugar! ¡Va a ser tremendo!

 

Verso 11: ““Y Yo castigaré al mundo por su maldad, y al malvado por su iniquidad; y haré que la arrogancia del orgulloso cese,… [la bestia y el falso profeta] …y abatiré la altivez de los tiranos. Y haré al hombre más escaso que el oro; incluso el hombre más que el oro fino de Ofir. Por tanto, Yo sacudiré los cielos, y la tierra moveré fuera de su lugar, en la ira del Dios de los ejércitos, y en el día de Su furia feroz” (vs 11-13). ¡Esto es tremendo! ¡Así es como Dios va a hacerlo!

 

Veamos de nuevo lo que Dios dice de esto mismo y como va a tener lugar. ¡Va a ser asombroso! ¡Va a ser feroz! Recuerde que decía ¡desolación total! Piense en lo que vamos a tener que hacer. Lo primero es como ayudar a estas personas a reconstruir sus vidas; aquellos que sobreviven a través de esto. Nuestro ministerio para ellos va a ser que ¡Dios reina en Jerusalén!

 

·             las guerras han terminado

·             los asesinatos se han detenido

·             la bestia y el falso profeta han sido destruidos en el Lago de fuego; han sido removidos

·             todo el mundo va a estar conmocionado

 

¡Piense en eso!

 

Isaías 24:1: “He aquí, el SEÑOR vacía la tierra y la hace desperdicio, y la voltea al revés,…” ¿No pasa esto con un terremoto? ¡Todo queda al revés!

 

“…y dispersa sus habitantes. Y así como esto será con la gente, así será con el sacerdote; como con el esclavo, así con el maestro; como con la sierva, así con la señora; como con el comprador, así con el vendedor; como con el prestamista, así con el que pide prestado; como con el acreedor, así con el deudor. La tierra será completamente devastada, y totalmente despojada; porque el SEÑOR ha hablado esta palabra” (vs 1-3).

 

Recuerde lo que siempre hemos aprendido: toda profecía de Dios va a ser cumplida ¡al máximo! No un poquito, sino ¡al máximo! Necesita mantener eso en mente cuando lee estas Escrituras y habla de todas las naciones, habla de toda la gente. Estamos yendo a un cumplimiento mundial de la Palabra de Dios y el regreso de Cristo.

 

Verso 4: “La tierra se enluta y languidece; el mundo se marchita y languidece; la gente orgullosa de la tierra se marchita. Y la tierra es profanada bajo su gente; porque han trasgredido las leyes,…” (vs 4-5).

 

Un comentario: ¿Qué nos dice esto? Si no hay ley, ¡no hay pecado! ¿Esta Dios corrigiéndolos por sus pecados, iniquidades y maldad? ¿A la casa de Israel, la casa de Judá y todas las naciones del mundo? ¡Sí! Por tanto, Dios espera que toda persona guarde Sus leyes en la letra. La conversión es toda otra historia.

 

“…cambiado la ordenanza, y han roto el pacto eterno. Por tanto la maldición ha devorado la tierra, y aquellos que habitan en ella están desolados; por tanto la gente de la tierra es quemada, y pocos hombres quedan” (vs 5-6).

 

¿Cuantos billones van a morir? Más allá de lo que somos capaces de comprender. Pero entendamos algo más, veremos la finalidad de estas profecías después que seamos resucitados y estemos en el Mar de vidrio con Jesucristo y todos los santos.

 

Jeremías 25 siempre es leído en el Día de Trompetas por el significado y el tiempo profético de estos eventos.

 

No va a haber ningún rapto secreto. Jesús no va a venir y tan solo llevar a aquellos quienes son ‘bonachones’ al cielo con Él. ¡NO! Esto va a ser:

 

·             poder

·             ira

·             indignación

·             guerra

·             catástrofe

·             asesinato

·             muerte

 

Va a ser tremendo, porque ¡Dios nunca va a ser burlado por nadie!

 

Dios le dijo a Jeremías que tomara la copa y fuera a cada nación en la tierra, y les hiciera beber. ¡Así lo hizo!

 

Jeremías 25:26: “Y todos los reyes del norte, de lejos y cerca, uno con otro, y todos los reinos del mundo,…”

 

·             ¿Qué significa eso? Que el mensaje que está siendo predicado aquí irá a ¡todo el mundo!

·             ¿Cómo va a ser hecho eso? ¡Por los dos testigos y los tres ángeles!

 

Hasta ese tiempo, esto va a ser hecho por las Iglesias del pueblo de Dios. Necesitamos pensar más allá de tan solo salvar nuestros pellejos. Necesitamos entender y comprender que Dios nos ha llamado a gobernar este mundo, para enderezarlo. La única forma en que esto va a ser llevado a Dios es porque toda la maldad va a llegar a un gran clímax, y ¡Dios va a destruirla!

 

“…y todos los reinos del mundo, los cuales están sobre la faz de la tierra;…” (v 26). ¿Qué significa eso? Sí, ¡cada nación! ¿Qué dice de otras cosas? ¡Las islas y los océanos se moverán! No habrá lugar de seguridad por fuera de los pocos que estén en el lugar de seguridad. No habrá escape que tenga lugar, a menos que usted sea protegido como los 144,000 y la gran e innumerable multitud. Está viniendo a ¡todo el mundo! Es por eso que Dios dio esto.

 

“…y el rey de Sheshach beberá después de ellos.… [este es el poder de la bestia por venir] …“Por tanto les dirás, ‘Así dice el SEÑOR de los ejércitos, el Dios de Israel, “Beban y emborráchense, y vomiten, y caigan, y no se levanten más por causa de la espada la cual enviaré entre ustedes.” ’ Y sucederá que si ellos rechazan tomar la copa de tu mano para beber, entonces les dirás, ‘Así dice el SEÑOR de los ejércitos, “Ciertamente beberán. Porque, he aquí, Yo comienzo a traer mal sobre la ciudad la cual es llamada por Mi nombre;…” (vs 26-29). Esto va a comenzar justo allí en Jerusalén. Los eventos en Jerusalén:

 

·             los dos testigos

·             la bestia yendo al templo de Dios y diciendo que ‘él es Dios’

·             la Gran Tribulación comenzando

 

“…y ustedes ¿Se irán sin castigo? No se irán sin castigo. Porque llamaré a la espada sobre todos los habitantes de la tierra,… [piense en lo que eso significa] …” dice el SEÑOR de los ejércitos.’ Y profetiza en contra de ellos todas estas palabras, y diles, ‘El SEÑOR rugirá desde lo alto, y dará Su voz desde Su Santa habitación. Rugirá poderosamente sobre Su morada. Él dará un grito, como aquellos que pisan uvas, contra todos los pueblos de la tierra” (vs 29-30). Cuando Dios dice todos Él se refiere a cada uno.

 

Verso 31: “Un ruido vendrá a los confines de la tierra; porque el SEÑOR tiene una controversia con las naciones; pleiteará con toda carne, entregará a la espada a aquellos que son malvados,’ dice el SEÑOR.” Así dice el SEÑOR de los ejércitos, “He aquí, mal saldrá de nación a nación, y un gran torbellino será agitado desde las esquinas más lejanas de la tierra. Y los muertos del SEÑOR estarán en aquel día desde un fin de la tierra hasta el otro fin de la tierra; no serán llorados, ni recogidos, ni enterrados. Ellos serán como estiércol sobre la tierra” (vs 31-33). ¡Piense del reguero que va a tener que ser limpiado!

 

Verso 34: “¡Den alaridos, ustedes pastores, y lloren; y revuélquense en las cenizas, ustedes señores del rebaño! Porque los días de su masacre y de su dispersión están cumplidos; y ustedes caerán como una vasija escogida.” ¡Esto es tremendo! Recuerde, este es el ¡Día del juicio de Dios!

 

Verso 35: “Y los pastores no tendrán forma de escapar, ni los señores del rebaño de escapar. Una voz de lamento de los pastores, y un alarido de los señores del rebaño será oído; porque el SEÑOR ha arruinado el apacentadero de ellos. Y los apacentaderos pacíficos son cortados por la ira ardiente del SEÑOR. Como el león, Él ha dejado Su guarida; porque la tierra de ellos es desolada por la furia de la espada opresora, y por Su ira ardiente”” (vs 35-38).

 

Esto es tremendo. ¡Necesita pensar en eso!

 

(pase a la siguiente pista)

 

Apocalipsis 8 comienza con el penúltimo Día de Trompetas, y en el siguiente Trompetas, Cristo y todos los santos regresarán con Él a la tierra. Aquel año puede ser un año bisiesto, lo que significa que hay 13 meses, 390 días.

 

Toda la escena cambia. En vez de ejércitos de hombres contra ejércitos de hombres matando gente, ahora son los ejércitos del mundo contra los ángeles de Dios y el poder de Dios.

 

Esto llega a ser la porción más grande de la Gran Tribulación, lo cual es porque Jesús dijo que ‘a menos que Él hubiera limitado los días, no habría carne salva.’ Note como viene esto. Y como todo lo demás, así como los 6 sellos, Dios abrió los 6 sellos en la persona de Cristo. Luego El abre el séptimo sello, el cual comienza Apocalipsis 8.

 

Apocalipsis 8:1: “Entonces cuando abrió el séptimo sello, hubo silencio en el cielo por aproximadamente media hora. Entonces vi a los siete ángeles que estaban delante de Dios,… [justo en el trono de Dios] …y siete trompetas les fueron dadas” (vs 1-2).

 

Estas trompetas son como trompetas de plata, pero también—porque esto es probablemente comenzando el Día de trompetas—serán los cuernos de carnero.

 

Verso 3: “Y otro ángel, que tenía un incensario de oro, vino y se paró en el altar; y mucho incienso le fue dado, para que pudiera ofrecerlo con las oraciones de todos los santos sobre el altar de oro que estaba delante del trono.

 

¿Quiénes son los santos? Los santos quienes han muerto están aún en la tumba. Los santos en este caso, son los 144,000, la gran e innumerable multitud y aquellos en un lugar de seguridad. Entonces, están orando.

 

Verso 4: “Y el humo del incienso subió delante de Dios de la mano del ángel, subiendo con las oraciones de los santos. Y el ángel tomó el incensario, y lo llenó con fuego del altar,… [directamente de Dios] …y lo echó a la tierra; y hubo voces, y truenos, y relámpagos, y un terremoto” (vs 4-5).

 

A través de todo esto aquí, hay muchos terremotos que tienen lugar. ¿Qué pasa cuando hay terremotos? ¡Volcanes!

 

Verso 6: “Entonces los siete ángeles quienes tenían las siete trompetas se prepararon a sí mismos para tocar sus trompetas. Y el primer ángel tocó su trompeta; y hubo granizo y fuego mezclado con sangre, y fue echado sobre la tierra; y un tercio de los árboles fueron quemados, y todo pasto verde fue quemado” (vs 6-7). Veremos algo de esto un poco después; ¡un gran fuego!

 

Las primeras 4 de estas plagas de la trompeta, vienen rápidamente, una tras otra.

 

Verso 8: “Entonces el segundo ángel tocó su trompeta; y fue echado en el mar como una gran montaña ardiendo con fuego, y un tercio del mar se convirtió en sangre; y un tercio de las criaturas vivientes que estaban en el mar murió, y un tercio de los barcos fueron destruidos. Y el tercer ángel tocó su trompeta; y cayó del cielo una gran estrella, ardiendo como una lámpara; y cayó sobre un tercio de los ríos, y sobre las fuentes de aguas. Y el nombre de la estrella es Ajenjo; y un tercio de las aguas se convirtieron en ajenjo; y muchos hombres murieron de beber las aguas porque fueron hechas amargas. Luego el cuarto ángel tocó su trompeta; y un tercio del sol fue herido, y un tercio de la luna, y un tercio de las estrellas; para que un tercio de ellas fueran oscurecidas; y una tercera parte del día no brilló, y asimismo una tercera parte de la noche” (vs 8-12).

 

¡Pare aquí! Es por eso que ningún hombre conoce el día o la hora, porque el tiempo es descuadrado con:

 

·             la sacudida de la tierra

·             la sacudida de los mares

·             la sacudida de la tierra seca

·             los terremotos que tienen lugar

·             las guerras que tienen lugar

 

Y ahora ¡todo cambia! Es por eso que está en la autoridad de Dios el Padre, como dijo Jesús.

 

Verso 13: “Y miré, y oí a un ángel volando en medio del cielo, diciendo con gran voz,… [otra advertencia]: …“Ay, ay, ay de aquellos que están viviendo sobre la tierra, por causa de las voces de las trompetas que quedan de los tres ángeles que están a punto de tocar sus trompetas.”

 

Cosas fantásticas y asombrosas van a tener lugar, como nunca antes.

 

Apocalipsis 9:1: “Y el quinto ángel tocó su trompeta; y vi una estrella… [un angel caído] …que había caído del cielo a la tierra, y le fue dada la llave para el abismo sin fondo.” Es por eso que es un angel.

 

Verso 2: “Y abrió el abismo sin fondo; y allí subió humo del pozo, como el humo de un gran horno; y el sol y el aire fueron oscurecidos por el humo del pozo. Entonces langostas salieron a la tierra desde el humo; y poder les fue dado, como los escorpiones de la tierra tienen poder” (vs 2-3).

 

¿Qué pasa cuando tiene oscuridad, todo nublado? Va a tener mucha lluvia. Entonces, después que un tercio de los árboles son quemados, toda la yerba es quemada, entonces hay lluvia. ¿Qué le pasa al pasto cuando recibe agua? ¡Crece! Las plantas no tienen nada que ver con las batallas y peleas que pasan. Vamos a ver una declaración inusual mientras leemos.

 

Verso 4: “Y les fue dicho que no deberían dañar el pasto de la tierra,…”—porque desde el tiempo cuando fue quemado y ahora hay lluvia y el pasto crece de nuevo.

 

“…o ninguna cosa verde, o ningún árbol, sino solo a los hombres que no tenían el sello de Dios en sus frentes” (v 4). Ya hemos identificado quienes son y donde están.

 

Verso 5: “Y les fue dado que no deberían matarlos, sino que deberían ser atormentados cinco meses; y su tomento era como el tormento de un escorpión cuando pica a un hombre. Y en aquellos días los hombres buscarán la muerte pero no la encontrarán; y desearán morir, pero la muerte huirá de ellos. Y la apariencia de las langostas era como caballos preparados para la guerra;…” (vs 5-7).

 

Aquí viene el poder satánico de los ejércitos. Esto me hace preguntar:

 

·             ¿Qué van a descubrir con el Colisionador Hadrón?

·             ¿Qué van a descubrir los hombres con estas cosas?

·             ¿Qué van a hacer?

·             ¿Cuáles serán las armas?

·             ¿Cuán poderosas serán?

 

Verso 7: “Y la apariencia de las langostas era como caballos preparados para la guerra; y sobre sus cabezas habían coronas como aquellas de oro; y sus caras eran como las caras de hombres; y tenían cabello como el cabello de las mujeres; y sus dientes eran como aquellos de leones. Y tenían corazas como corazas de hierro; y el sonido de sus alas era como el sonido de carruajes tirados por muchos caballos corriendo para la guerra; y tenían colas como escorpiones, y aguijones; y les fue dado poder para herir a los hombres con sus colas por cinco meses” (vs 7-10).

 

Esto parece que va a ser un arma demoniaca súper secreta, y probablemente esto es el rey del norte yendo a los países del norte y oriente, porque Daniel 11 dice que ‘el rey del norte oirá cosas del norte y oriente.’ Aquí está el cumplimiento de esto.

 

Verso 11: “Y tienen sobre ellos un rey, el ángel del abismo; su nombre en hebreo es Abadón, pero el nombre que él tiene en griego es Apolión. El primer Ay pasó. He aquí, después de estas cosas dos Ay más están todavía por venir” (vs 11-12).

 

Note el sexto angel, y esto va a ser algo poderoso. Tan solo déjeme enunciar esto diciendo—porque esto tiene que ver con todos los ejércitos, los reyes del oriente y del norte, todos viniendo juntos y yendo al área de Jerusalén y la tierra santa. Estos ejércitos van a ser fantásticos.

 

Justo ahora están construyendo vías, vías férreas desde el oriente de China todo el camino hasta Europa, todo el camino al medio oriente y baja a Paquistán e India. En eso es lo que están trabajando. Entonces, todos esos ejércitos estarán llegando. Va a ser la reunión de ejércitos de  200 millones. No pueden estar todos en un solo lugar a la vez, entonces se extienden desde el norte, desde el oriente y desde el suroriente.

 

Verso 13: “Y el sexto ángel tocó su trompeta; y oí una voz desde los cuatro cuernos del altar de oro que está delante de Dios;…”—directamente de Dios. Recuerde: nada de estas cosas pueden pasar sino hasta que ¡Dios diga que pasen!

 

Verso 14: “Que dijo al sexto ángel, quien tenía la trompeta, “Libera los cuatro ángeles que están atados en el gran río Éufrates.” Entonces los cuatro ángeles, quienes habían estado preparados para la hora y el día y el mes y el año,… [estos son demonios atados en el Rio Eufrates; aun allí hasta este día] …fueron liberados, para que pudieran matar a un tercio de los hombres…” (vs 14-15).

 

Muchos especulan: ¿Son estos soldados robot? ¡No! Dice que son hombres. Puede haber robótica involucrada con las armas modernas, eso es cierto, pero no va a tener un ejército de 200 millones de robots y luego tener 2 billones de personas viviendo en sus países, tranquilos y relajados mientras 200 millones de robots pelean. ¡Nunca!

 

Verso 16: “Y el número de los ejércitos de los jinetes era doscientos millones; y oí el número de ellos. Y así vi los caballos en la visión, y a aquellos sentándose sobre ellos, que tenían feroces corazas, incluso como de jacinto y azufre. Y las cabezas de los caballos eran como cabezas de leones, y fuego y humo y azufre disparan de sus bocas” (vs 16-17). Armas modernas. ¡Poderosas!

 

Pare y piense. ¿Cuánto va a tomar tener estos ejércitos? ¡Va a tomar cierto tiempo! Sí, los chinos tienen un ejército grande, pero nada como esto. Van a ser los chinos, los de Mongolia, los rusos, los indios, los paquistaníes, los iraníes y los iraquíes, todos involucrados en esta batalla.

 

Verso 18: “Por estos tres, un tercio de los hombres fueron muertos: por el fuego y el humo y el azufre que disparan de sus bocas. Porque su poder está en sus bocas; porque sus colas son como serpientes, y tienen cabezas, y con ellas infligen heridas” (vs 18-19).

 

Note esto; esto llega a ser muy importante, y recuerde donde comenzamos.

 

Verso 20: “Pero el resto de los hombres que no fueron muertos por estas plagas aún no se arrepintieron de las obras de sus manos,…”

 

·             hombres: arrepiéntanse

·             seres humanos: arrepiéntanse

 

¡Los robots no pueden arrepentirse!

 

“…para que no pudieran adorar demonios,… [sí, hay poderes demoniacos] …e ídolos de oro y plata y cobre y piedra y madera, los cuales no tienen el poder para ver, ni oír, ni caminar. Y no se arrepintieron de sus homicidios, ni de sus hechicerías, ni de sus fornicaciones, ni de sus robos” (vs 20-21). ¡Hombres en batalla!

 

Apocalipsis 10 es un capitulo bastante interesante. Por supuesto, a Juan le fue dicho no escribir esto, pero iba a ser tan terrible las cosas que vienen con los 7 truenos.

 

Un comentario: Si alguien le dice que son los 7 truenos, sabe que está mintiendo, porque Dios nunca dijo que eran. A menos que él sea uno de los dos testigos… Ellos pudieran saberlo, pero aun lo dudo. ¡Nadie lo sabe!

 

Apocalipsis 10:7: “Pero en los días de la voz del séptimo ángel, cuando él esté a punto de tocar la trompeta, el misterio de Dios también será completado, de acuerdo al evangelio que Él declaró a Sus siervos los profetas.

 

Luego Juan fue instruido para tomar este libro, v 8: “…“Ve, toma el librito que está abierto en la mano del ángel que está de pie sobre el mar y sobre la tierra””—y Juan lo comió.

 

Verso 9: “…y hará tu vientre amargo, pero en tu boca será dulce como miel.”” Verso 11: “Y me dijo, “Debes profetizar otra vez contra mucha gente, y naciones, e idiomas y reyes.”

 

Aquí está la última advertencia que Dios va a dar. En todo esto, en cada una de estas cosas, Dios ha dado ¡espacio de arrepentimiento! Pero ¡no se arrepintieron! ¡No se rindieron a Dios! Son llevados por Satanás y los demonios a una horrorosa pelea contra Jesucristo y los santos y todo lo que eso conlleva.

 

Entonces tenemos los dos testigos; Apocalipsis 11:1: “Luego el ángel me dio una vara de medida como un bastón, diciendo, “Levántate y mide el templo de Dios, y el altar, y aquellos que adoran en el.” Es por eso que tiene que haber un templo en Jerusalén. También, Mateo 24 dice de la abominación desoladora, también Marcos 13 y II Tesalonicenses.

 

Verso 2: “Pero deja fuera el patio que está dentro del área del templo, y no lo midas porque ha sido dado a los gentiles; y ellos pisotearán la ciudad santa cuarenta y dos meses. Y daré poder a Mis dos testigos,…” (vs 2-3)—que Dios levanta. Como hemos señalado antes, en Zacarías 3 el sumo sacerdote Josué, y el gobernador de Judea representado por Zorobabel. Estos son los dos testigos de Dios. Él los selecciona, ¡ningún hombre puede seleccionarlos!

 

Un hombre arrogante quien se supone es un profesor en una de las Iglesias de Dios dice que él es el “apóstol para el siglo 21” y que estará a cargo de los dos testigos. ¡Él necesita arrepentirse! Aquellos son escogidos por Dios y no por hombre alguno. Ningún hombre puede nombrarse a sí mismo como uno de los dos testigos como hizo otro. Él dijo, ‘Mi esposa y yo somos los dos testigos.’ Inmediatamente fue arrestado por mentir, engañar, robar y fue enviado a prisión. ¿Respondió Dios esa arrogancia? ¡Sí! Es por eso que lo sabemos de Zacarías 3 & 4

 

“…y ellos profetizarán mil doscientos sesenta días, vestidos de cilicio. Estos son los dos árboles de olivo, y los dos candeleros que están de pie delante del Dios de la tierra” (vs 3-4). El poder más grande dado a cualquier profeta de Dios.

 

Verso 5: “Y si cualquiera intenta hacerles daño, fuego saldrá de sus bocas y devorará a sus enemigos. Porque si cualquiera intenta hacerles daño, él debe ser muerto en esta manera. Estos tienen autoridad para cerrar el cielo para que ninguna lluvia pueda caer en los días de su profecía; y tienen autoridad sobre las aguas, para convertirlas en sangre, y para herir la tierra con toda plaga, tan a menudo como deseen” (vs 5-6)—porque Dios los ha seleccionado, y les ha dado poder.

 

Como puede ver y escuchar, este es un sermón intenso porque este es un día intenso. Este es el ¡Día del Señor Dios Todopoderoso! Y Sus grandes ejércitos, gran poder y dos testigos.

 

Verso 7: “Y cuando hayan completado su testimonio, la bestia que asciende del abismo hará guerra contra ellos, y los vencerá, y los matará. Y sus cuerpos estarán echados en la calle de la gran ciudad, la cual espiritualmente es llamada Sodoma y Egipto, donde también nuestro Señor fue crucificado. Entonces aquellos de los pueblos y tribus e idiomas y naciones verán sus cuerpos tres días y medio, porque no permitirán que sus cuerpos sean puestos en tumbas. Y aquellos que viven en la tierra se alegrarán sobre ellos, y harán fiesta, y se enviarán regalos el uno al otro, porque estos dos profetas habían atormentado a aquellos que viven en la tierra”” (vs 7-10). Cuando parece que todo está derrotado, espere tres días y medio después.

 

Verso 11: “Entonces después de los tres días y medio, el espíritu de vida de Dios entró en ellos y se pararon sobre sus pies; y gran temor cayó sobre aquellos que estaban mirándolos. Y ellos escucharon una gran voz desde el cielo, decir, “¡Vengan acá arriba!”… [los últimos dos mártires son los primeros dos resucitados] …Y ascendieron al cielo en una nube; y sus enemigos los vieron subir. Y en esa hora hubo un gran terremoto, y la décima parte de la ciudad cayó; y siete mil hombres fueron muertos en el terremoto. Y el resto fue lleno de temor, y dieron gloria al Dios del cielo. El segundo Ay pasó. He aquí, el tercer Ay viene inmediatamente” (vs 11-14).

 

Aquí son resucitados de los muertos, y mientras están ascendiendo a reunirse con Cristo en el aire sobre el Mar de Vidrio… Como vimos, el segundo sol va a venir y acercarse a la tierra y luego se coloca sobre la Tierra santa para la resurrección. Todos los santos serán resucitados y se reunirán con Cristo en el aire, en las nubes sobre el Mar de vidrio y se paran delante de Dios.

 

Esto es cuando comienza la resurrección, v 15: “Entonces el séptimo ángel tocó su trompeta; y hubo grandes voces en el cielo diciendo, “Los reinos de este mundo han llegado a ser los reinos de nuestro Señor y Su Cristo, y Él reinará en los siglos de eternidad.” Y los veinticuatro ancianos, quienes se sientan delante de Dios sobre sus tronos, cayeron sobre sus caras y adoraron a Dios, diciendo, “Te damos gracias, Oh Señor Dios Todopoderoso, Quien es, y Quien era, y Quien debe venir; porque has tomado para Ti mismo Tu gran poder, y has reinado. Porque las naciones estaban furiosas,…” (vs 15-18).

 

Por supuesto, cuando la resurrección tenga lugar—y creo que—el mundo va a ver a los ángeles cargando a aquellos en la resurrección hasta el Mar de vidrio. Los hombres en la tierra—los reyes, los capitanes, los ejércitos, los generales, todas las armas—estarán todas allí, y ellos verán esto y dirán, ‘¡Somos invadidos! Vean eso, están allá arriba; tenemos que destruirlos.’

 

Reunirán todos sus ejércitos en Jerusalén. Aun habrán muchos de ellos extendidos desde el lejano oriente, pero va a haber esta gran batalla que va a tener lugar justo aquí.

 

¿Luego que pasa? Apocalipsis 15:1: “Luego vi otra señal en el cielo, grande y sorprendente: siete ángeles teniendo las últimas siete plagas,…” Luego habla de los santos de pie en el Mar de vidrio.

 

¿Cuantas Escrituras requiere para que esto sea verdadero? ¡Una! Vimos el Mar de vidrio en Apocalipsis 4 & 5 y también lo vimos en Éxodo 24.

 

·             ¿Cómo vamos a reunirnos con Cristo en el aire?

·             ¿Cómo vamos a ver todas las 7 últimas plagas derramadas a no ser que todos estemos en el Mar de vidrio y veamos eso tener lugar?

 

Verso 5: “Y después de estas cosas miré, y he aquí, el templo del tabernáculo del testimonio en el cielo estaba abierto. Y los siete ángeles que tenían las últimas siete plagas salieron del templo; estaban vestidos de lino, puro y brillante, y ceñidos alrededor del pecho con corazas de oro. Y una de las cuatro criaturas vivientes le dio a los siete ángeles siete frascos de oro, llenos de la ira de Dios, Quien vive en los siglos de eternidad. Y el templo estaba lleno con el humo de la gloria de Dios, y de Su poder; y nadie fue capaz de entrar en el templo hasta que las siete plagas de los siete ángeles fueron cumplidas” (vs 5-8).

 

Aquí está la venganza de Dios. Se nos dijo esperar por la venganza de Dios. Veremos la venganza de Dios, y como es derramada. Entonces, nuevamente, ¡ángeles en contra de Satanás, la bestia, el falso profeta y los hombres! ¿No es tremendo?

 

Entonces, todos están reunidos. Esta este espacio de tiempo desde Pentecostés—la resurrección (Apocalipsis 15)—hasta Trompetas en donde estamos en el Mar de vidrio. Ahí es cuando las naciones se reúnen y es cuando las 7 últimas plagas son derramadas. Veamos eso, es tremendo. ¡Muy poderoso!

 

Apocalipsis 16:1: “Entonces escuché una gran voz desde el templo decir a los siete ángeles, “Vayan y derramen los frascos de la ira de Dios sobre la tierra.” Y el primer ángel fue y derramó su frasco sobre la tierra; y una llaga maligna y dolorosa cayó sobre los hombres que tenían la marca de la bestia, y sobre aquellos que estaban adorando su imagen. Y el segundo ángel fue y derramó su frasco en el mar; y este se volvió sangre, como la de un hombre muerto; y toda alma viva en el mar murió” (vs 1-3).

 

Vea cómo va a quedar la tierra cuando regresemos para tomar control.

 

Verso 4: “Y el tercer ángel derramó su frasco sobre los ríos, y en las fuentes de aguas; y se convirtieron en sangre.

 

Vaya al libro de Éxodo y lea sobre las plagas que Dios trajo sobre Egipto. ¡Las mismas armas! ¿Son efectivas? ¡Sí! ¿Pueden los hombres hacer algo para eso? ¡No! Pero note como ven los ángeles esto después de ver lo que ha pasado por toda la historia de la humanidad hasta este punto.

 

Verso 5: “Entonces escuché al ángel de las aguas decir, “Eres justo, Oh Señor, Quien eres, y Quien era, incluso el Santo, en que has ejecutado este juicio.” Todos nosotros vamos a estar en el Mar de vidrio y vamos a ser testigos de esto.

 

No sé qué tan alto en el aire estará el Mar de vidrio, pero estoy seguro que en aquel tiempo habrán nubes alrededor. Pero seremos capaces de ver hacia abajo y ver lo que pasa. ¡Va a ser asombroso!

 

Verso 8: “Y el cuarto ángel derramó su frasco sobre el sol; y poder le fue dado para quemar a los hombres con fuego. Entonces los hombres fueron quemados con el gran calor; y blasfemaron el nombre de Dios,… [en vez de arrepentirse] …Quien tiene autoridad sobre estas plagas, y no se arrepintieron para darle gloria. Y el quinto ángel derramó su frasco sobre el trono de la bestia; y su reino se llenó de oscuridad; y ellos carcomían sus lenguas por el dolor,…” (vs 8-10). ¿No pasó eso en Egipto? ¡Sí!

 

Verso 11: “…y blasfemaron al Dios del cielo por sus dolores y sus llagas; aun así no se arrepintieron de sus obras.Hay gente que no se arrepentirá bajo ninguna circunstancia¡punto! ¡Va a ser tremendo!

 

Verso 12: “Y el sexto ángel derramó su frasco en el gran río Éufrates; y sus aguas se secaron…”—porque este comenzó a fluir nuevamente después que los ejércitos estuvieron allí.

 

“...para que el camino de los reyes del levantamiento del sol pudiera estar preparado. Entonces vi tres espíritus impuros como ranas salir de la boca del dragón, y de la boca de la bestia, y de la boca del falso profeta;…” (vs 12-13).

 

Grandes milagros para engañarlos a la batalla final; ‘Si podemos tan solo tener todos los ejércitos y nuestras armas, nuestros aviones, nuestro equipo nuclear, nuestras armas de rayos especiales que desintegran la materia. Traigan todo aquí, y pongámoslo en fila en esta gran plataforma. Si podemos destruir lo que vemos en el cielo y cae a la tierra, todos morirán y ¡ganaremos!’ Este es el mensaje que sale y los ejércitos llegan.

 

Verso 14: “Porque son espíritus de demonios obrando milagros, saliendo a los reyes de la tierra, incluso al mundo entero, para reunirlos a la batalla de ese gran día del Dios Todopoderoso.

 

Luego Él da una pequeña advertencia, v 15: “He aquí, vengo como un ladrón. Bendito es aquel que está vigilando y guardando sus vestidos, para que no pueda andar desnudo y ellos no puedan ver su vergüenza.Todos los laodiceanos, ¡presten atención!

 

Verso 16: “Y los reunió en el lugar que en hebreo es llamado Armagedón. Entonces el séptimo ángel derramó su frasco al aire; y una gran voz salió del templo del cielo, desde el trono, diciendo, “ESTA TERMINADO.”” (vs 16-17)—la terminación de la era; ¡ha finalizado!

 

Verso 18: “Y hubo voces y truenos y relámpagos; y hubo un gran terremoto, tal como no lo hubo desde que el hombre estuvo en la tierra, tan poderoso terremoto, y tan grande.

 

¿Qué pasa después del matrimonio del Cordero y la Cena? Estamos listos para ir y pelear. ¿No es eso lo que dijo Jesús? Si Mi reino fuera de este mundo, entonces Mis siervos pelearían. Ahora vamos a pelear; vamos a pelear a la manera de Dios con el poder que Dios nos da:

 

·             para encargarnos del enemigo

·             para encargarnos del que resista

·             para traer misericordia y arrepentimiento a aquellos que estén deseosos de arrepentirse y aceptar a Dios

·             para sanarlos de todas sus heridas, raspaduras y todo lo que ha pasado

 

El primer trabajo para todos los seres humanos vivos será ¡enterrar a los muertos! Pero Dios tiene algo especial para los ejércitos que vienen a pelear la última batalla en Armagedón. Veamos que es.

 

Apocalipsis 19:11: “Y vi el cielo abierto; y he aquí, un caballo blanco; y Quien se sentó sobre el es llamado Fiel y Verdadero, y en justicia Él juzga y hace guerra. Y Sus ojos eran como una llama de fuego, y sobre Su cabeza habían muchas coronas; y tenía un nombre escrito que nadie conoce excepto Él. Y estaba vestido con un vestido sumergido en sangre; y Su nombre es La Palabra de Dios. Y los ejércitos en el cielo… [esto somos nosotros y los ángeles] …estaban siguiéndolo sobre caballos blancos; y estaban vestidos en lino fino, blanco y puro. Y de Su boca sale una espada afilada, para con ella poder herir a las naciones; y las pastoreará con una vara de hierro; y Él pisa el lagar de la furia y la ira del Dios Todopoderoso. Y sobre Su vestido y sobre Su muslo tiene un nombre escrito: Rey de reyes y Señor de señores” (vs 11-16).

 

Aquí está la batalla final, v 17: “Luego vi un ángel de pie en el sol; que gritó con una fuerte voz, diciendo a todas las aves que vuelan en medio del cielo, “Vengan y júntense a la cena del gran Dios para que puedan comer la carne de reyes, y la carne de capitanes jefes, y la carne de hombres poderosos, y la carne de caballos, y de aquellos que se sientan sobre ellos, y la carne de todos, libres y esclavos, y pequeños y grandes.” Y vi a la bestia y a los reyes de la tierra y a sus ejércitos, reunidos para hacer guerra contra Quien se sienta sobre el caballo, y contra Su ejército. Y la bestia fue tomada, y con él el falso profeta quien obraba milagros en su presencia, por los cuales había engañado a aquellos que recibieron la marca de la bestia y a aquellos que adoraron su imagen. Esos dos fueron echados vivos dentro del lago de fuego, el cual quema con azufre;  y el resto fue muerto por la espada de Quien se sienta sobre el caballo, la misma espada que sale de Su boca; y todas las aves fueron llenas con sus carnes” (vs 17-21).

 

Encontramos esto en Zacarías 14, el arma especial de Cristo. Aquí tenemos algo fantástico y grande que tiene lugar.

 

Zacarías 14:12: “Y esta será la plaga con la cual el SEÑOR herirá a toda la gente que ha peleado contra Jerusalén.… [Apocalipsis 19] …Su carne se consumirá mientras estén parados sobre sus pies, y sus ojos se consumirán en sus cuencas. Y su lengua se consumirá en sus bocas.

 

Aquí están todos listos para pelear, sin embargo hay muchos en el ejército, y Cristo da la palabra y sus cuerpos tan solo caen. Sus esqueletos colapsan a la tierra y las grandes aves, las carnívoras, vienen a limpiar el más grande reguero de la más grande guerra que ha habido. Mientras ellas están llegando entonces vamos a descender a la tierra y el ángel toma a la bestia y al falso profeta y los echa en el Lago de fuego. Luego ¡empezamos a reinar!

 

Verso 3: “Y el SEÑOR saldrá y peleará contra esas naciones, como cuando Él peleó en el día de batalla. Y Sus pies se pararán en ese día sobre el Monte de los Olivos…” (vs 3-4). Justo donde Él ascendió al cielo. Él volverá a aquel mismo lugar.

 

“…el cual está delante de Jerusalén al oriente, y el Monte de los Olivos se partirá en dos, desde el oriente y hasta el occidente, y se hará un valle muy grande. Y la mitad de la montaña se moverá hacia el norte, y la mitad de ella hacia el sur.  “Y ustedes huirán…” (vs 4-5).

 

Verso 6: “Y sucederá en ese día, que la luz no será ni clara, ni oscura. Y será un día el cual será conocido por el SEÑOR, ni día ni noche; sino sucederá que en tiempo nocturno estará iluminado” (vs 6-7).

 

Todos los santos están con Él. Allí estamos; ¡algo tremendo! Una batalla fantástica, algo grande va a tener lugar. Vamos a ir y empezar a limpiar la tierra y mostrarle a la gente que hacer. ¡Dios va a gobernar en Jerusalén!

 

¡Este es el significado del Día de Trompetas!

 

 

Escrituras referenciadas:

 

1)           Levítico 23:23-25

2)           Apocalipsis 14:6

3)           Ezequiel 33:1-11

4)           Joel 2:12-13

5)           Isaías 13:1-13

6)           Isaías 24:1-6

7)           Jeremías 25:26-38

8)           Apocalipsis 8:1-13

9)           Apocalipsis 9:1-21

10)       Apocalipsis 10:7-9, 11

11)       Apocalipsis 11:1-18

12)       Apocalipsis 15:1, 5-8

13)       Apocalipsis 16:1-5, 8-18

14)       Apocalipsis 19:11-21

15)       Zacarías 14:12, 3-7

 

Escrituras referenciadas, no citadas:

 

·             Apocalipsis 6

·             Daniel 11

·             Mateo 24

·             Marcos 13

·             II Tesalonicenses 2

·             Zacarías 3; 4

·             Apocalipsis 4; 5

·             Éxodo 24

 

 

Copyright 2017—All rights reserved. Except for brief excerpts for review purposes, no part of this publication may be reproduced or used in any form or by any means without the written permission of the copyright owner. This includes electronic and mechanical photocopying or recording, as well as the use of information storage and retrieval systems.

Atrás
Los tiempos señalados de Jesús el Mesías
Otros libros
 Días festivos ocultos o Días Santos de Dios— ¿Cuales?
 El día que Jesús el Cristo murió
 El plan de Dios para la humanidad revelado por Su Sábado y Días Santos
 Entendiendo las Escrituras difíciles de Pablo concernientes a la Ley y los Mandamientos de Dios
 ¿Señor, qué debo hacer yo?
 ¿Señor, qué debería hacer?
 Comentarios y apéndices a “La Santa Biblia en Su orden original—Una versión fiel”, segunda edición
 Las dos Babilonias
Sermones
 Declaración de Propósito
 Acerca de Nosotros
 Acerca de Fred Coulter
 Nuestra Historia
 ¿Cómo es soportada la obra?
 Calendario de las Fiestas
Nuestros otros sitios
 Truth of God
 Church at Home
 Restoring the Original Bible
 A Faithful Version
 God's Youth (Jóvenes)
Enlaces Externos
 Israel de los Alpes–Los Waldenses
 Historia y Verdad
Nota: Enlaces hechos a otros sitios web no debe interpretarse como una aprobación de todo lo que se ofrece en esas páginas. Sitios que ofrecen excelentes recursos para el estudio y la investigación también pueden incluir material que son contrarios a las creencias de IDCB. Es su responsabilidad ejercer discernimiento cuando acceda a ellos. IDCB no es responsable del contenido de estos enlaces externos.
Iglesia de Dios Cristiana y Bíblica
P.O. Box 831241
San Antonio, TX 78283
© 2017 www.laverdaddeDios.org. Derechos Reservados
Términos de Uso  Donaciones