| Inicio |  Creencias  Estudios  Sermones |  Videos |  Cartas Mensuales |  Contáctenos |  Biblia | 
Buscar por palabra
 
Nota: Use comillas para buscar una frase exacta
Estudios Biblicos en video
Sermones
 Doctrina
 Estudios bíblicos
 Nuevo Orden Mundial
 Profecías de los últimos tiempos
 Temas varios

 

 DIAS SANTOS ANUALES Y FIESTAS DE DIOS
 Años anteriores
 2016
 2017
 2018

 

 SERIES
 ¿Por qué Dios odia la religión?
 ¿Quién y que controla su mente?
 14 cosas para ver en Profecía
 Cristo y nuestro llamado
 Daniel y Apocalipsis
 El amor de Dios
 El Calendario Hebreo Calculado
 El Diezmo
 El lavamiento del agua por la Palabra
 El Sábado
 Epístola de Primera de Corintios
 Epístola de Segunda de Corintios
 Epístola de Primera de Pedro
 Epístola de Segunda de Pedro
 Gobierno en la Iglesia
 La gracia de Dios y el guardar los Mandamientos
 Las 10 mentiras mas creíbles de Satanás
 Matrimonio, divorcio y recasamiento
 Obras de ley y justificación
 Preparación para la Pascua y Panes sin Levadura
 Preparación para Pentecostés
 Proverbios para Jóvenes
 Respuestas bíblicas a los evangélicos
 Restaurando el Cristianismo original para hoy
 Sociedad adicta
Tablas
 Comparación pasajes criticos en el Antiguo Testamento concerniente a la Pascua
 Génesis 15 - Abraham y muerte de Jesús
 Génesis 22 - Isaac y muerte de Jesús
 La ultima Pascua de Jesús - Nisan 14
 Lista de todas las Fiestas y Días Santos ordenados por Dios del año 5 a.C. al 105d.C.
 Los últimos 7 años
 Profecías del reinado de los reinos gentiles
 Tres días y tres noches de Jesús en la tumba
 Un gráfico sincronizado de registros que establece el año del nacimiento de Cristo
 Una comparación entre el Antiguo y Nuevo Pacto
Doctrina
Atrás

Cómo Usar El Espíritu Santo de Dios #1

Fred R. Coulter—20 de noviembre, 1993

www.laVerdaddeDios.org

 

Es muy importante entender cómo usar el Espíritu Santo de Dios al avanzar en este camino, porque ahora nos enfrentamos con un gran número de problemas y dificultades. La vida en la actualidad es mucho más difícil y estresante de lo que era hace 20, 30 o 40 años.

Todo eso está marcado por lo que vemos en el sistema educativo, cuando el principal problema en las escuelas era masticar chicle, hablar en la clase, y salirse de la fila cuando debían esperar por el almuerzo. En la actualidad, los mayores problemas son asesinatos, armas, fornicación e ilegitimidad. Hay muchos problemas y dificultades que presionan a todos ahora en el mundo.

¿Cuántos de ustedes aquí sienten que tienen una cantidad excesiva de estrés, ya sea en casa o en el trabajo, como nunca antes? Hace unos días hablé por teléfono con una mujer y sus problemas eran tan abrumantes, que solamente necesitaba saber dónde estaba Dios. ¡Fue algo interesante! Traté de consolarla lo más que pude y le leí un poco de un artículo, tratando de ayudarla.

Vayamos al Salmo 73 para ver a lo que nos enfrentamos. Este es un Salmo que hemos leído en el pasado, sin embargo:

o     La Palabra de Dios es viva

o     Su Palabra es verdadera

o     La Palabra de Dios es Santa y justa

o     Se aplica a todas las personas en todo tiempo

Cuando tenemos todas estas pruebas y problemas, si no estamos usando el Espíritu de Dios, ni orando ni estudiando, quedamos paralizados por el problema. Si nos paralizamos, es porque solo nos fijamos en el problema.

Ejemplo: A través de los años las personas se han preguntado  ‘¿Por qué Dios ha permitido que Michael Jackson haga lo que hace?’ Él gana millones de dólares, aunque todos sienten que este tipo está pervertido sexualmente de alguna forma, por lo que está haciendo: con las canciones que canta, su estilo de vida y demás.

Michael Jackson encaja en el Salmo 73, así que tengan paciencia porque llegará su día, ¿no es así? Yo nunca vi Entertainment Tonight porque es muy falso, pero estaba viendo este reporte especial de Michael Jackson porque atrapó mi atención que, si uno espera lo suficiente, Dios va a encargarse de la situación. Es una buena lección para nosotros cuando nos paralizamos en el problema inmediato y no se lo llevamos a Dios en oración, sin usar el Espíritu de Dios ni la mente de Dios.

Nunca me voy a olvidar del sermón conmovedor que dio un ministro bombástico como orador invitado en Torrence, CA cuando yo era pastor ahí. Él nos dio un sermón atacante de las 14 razones por las que las oraciones no son contestadas. ¡Cada una de esas 14 razones eran ciertas! Para cuando terminó de gritar y atacar a todos, todos estábamos como temblando en nuestras sillas.

Mientras iba manejando a casa ese día iba pensando que todas esas eran ciertas, pero me preguntaba por qué no simplemente nos dijo una manera de cómo hacer que nuestras oraciones sean contestadas. Eso habría sido lindo. Este no va a ser un ataque verbal de cómo no está usando el Espíritu de Dios, ¡sino que va a ser de cómo la Biblia nos ayuda a usar el Espíritu Santo!

Aquí está la trampa y como nos sucede a todos, Salmo 73: “Verdaderamente Dios es bueno para Israel, incluso para aquellos que son puros de corazón… [Está haciendo una declaración general para tener modales]…Pero en cuanto a mí, mis pies habían casi tropezado; mis pasos habían casi resbalado, porque fui envidioso del arrogante cuando vi la prosperidad del malvado” (versos 1-3).

Esto se aplica a muchas personas, cuántas veces hemos visto a predicadores y maestros prósperos como Jimmy Swaggart, Jim Baker y a los que quieran nombrar, que se visten muy formalmente y están pidiendo dinero. Tienen muchas cosas, casas, dinero y demás, aunque sabemos que están enseñando falsa doctrina.

Miren a todas las personas que reciben millones y mienten, roban, hacen trampa. Se ve la prosperidad de los malvados y después uno mira sus circunstancias—que no son muy buenas—y pensamos…

Verso 4: “Porque no hay angustia en su muerte, y su fuerza es firme… [Nada los va a sacar]…No están en problemas como otros hombres… [Habla de sí mismo, de otras personas pobres o quienquiera]…ni están plagados como otros hombres. Por tanto, el orgullo es una cadena alrededor de su cuello. La violencia los cubre como un vestido” (versos 4-6). ¡Parece que salen de lo que sea!

Verso 7: “Sus ojos se destacan con grosura; tienen más que lo que el corazón pudiera desear. Se burlan y hablan con malicia; en su arrogancia amenazan opresión. Colocan su boca contra los cielos, y su lengua camina a través de la tierra. Por tanto, aguas de abundancia son bebidas por ellos. Y dicen, ‘¿Cómo sabe Dios? ¿Y hay conocimiento en el Altísimo?’ He aquí, estos son los malvados, quienes prosperan en el mundo; ellos incrementan en riquezas” (versos 7-12). ¡Eso encaja con todos los problemas, dificultades y circunstancias por los que pasamos en la actualidad!

Verso 13: “Con seguridad he hecho mi corazón puro en vano y lavado mis manos en inocencia” Es como decir que he tratado de seguir a Dios y Su camino toda mi vida y todo lo que tengo son problemas, dolor, dificultad y angustia. Mis hijos no salieron como yo quería, mi trabajo tampoco es lo que yo quería. Tal vez llegan cosas malas como enfermedades, muerte o lo que sea.  A veces se acumula y son muchas cosas, ¿no es así? ¡Sí! Ahí es cuando necesita usar el Espíritu de Dios.

Verso 14: “Porque durante todo el día he sido plagado y castigado cada mañana… [Parece que todo lo que hago no va a salir bien. Algunas personas se preguntan, ¿Dónde está Dios en todo esto?]…Si digo, ‘Hablaré así;’… [Esto realmente existe y es cierto]…he aquí, habría traicionado la generación de Tus hijos. Cuando pensé entender esto, fue muy doloroso para mí” (versos 14-16). ¡A veces lo es!

Yo le expliqué a una persona que me dijo que hubo un momento tan bajo en su vida, que lo único que podía hacer era subir una colina detrás de Hollister, se arrodillaba y le decía a Dios ‘¡Sana mi alma!’ Hay un salmo en el que David dice ‘Sana mi alma Señor, pues he pecado contra ti.’ Eso le dio algo de ánimo. Esta es la situación de este hombre, él dijo:

Verso 16: “Cuando pensé entender esto, fue muy doloroso para mí… [En otras palabras, darse cuenta de esto y uno aquí batallando y sufriendo]…Hasta que entré al santuario de Dios; entonces entendí el fin de ellos” (versos 16-17). Todas estas cosas llegan porque, ¡no lo vemos desde la perspectiva de Dios! No nos acercamos a Dios lo suficiente para entenderlo realmente—como en este caso, en el santuario de Dios.

¡Todo va a salir bien a largo plazo! Ya que hay decisiones que otras personas tienen que tomar, también tienen que correr su curso también. No podemos tomar decisiones por otras personas ni vivir sus vidas, pero desafortunadamente a veces sus decisiones llegan a estrujar nuestras vidas. En algunos casos, ellos saben que no deberían estar haciendo estas cosas. He visto algunos casos en los que le suceden estas cosas porque es un daño deliberado de parte de las personas que quieren hacerlo pasar por problemas. Eso lo hace aún más difícil llevarlo ante Dios, ¿no es así? ¡Claro que sí!

Aparte de eso estamos viviendo en un tiempo en el que aquellos que se están cegando a sí mismos sabiendo la Verdad, parecen estar bien sin que nada les moleste.

Verso 18: “Con seguridad Tú los colocarás en lugares resbaladizos… [¿No está Michael Jackson en lugares resbaladizos? ¡Todos los millones que tenía en Pepsi han desaparecido!]…Tú los derribarás a destrucción. ¡Cómo han sido traídos a desolación, como en un momento! Están absolutamente consumidos con terrores” (versos 18-19). Ponga ahí el nombre de cualquier persona o dificultad.

¡Un ministro en el este del país ha tenido que ir a seis funerales en las últimas tres semanas! Un caso fue muy trágico porque fueron a la casa funeraria por un hombre que había muerto de cáncer, y sabemos que si alguien tiene cáncer y Dios no lo sana, va a morir. Con el cambio de horario estaba oscuro a esa hora y dos viudas que fueron al funeral iban de regreso a casa y había un gran camión tratando de hacer una vuelta en u pero estaba estancado en el medio del camino. Ellas no lo vieron y así murieron, entonces él también tuvo que ir a esos funerales.

Dios está tratando de enviarles un mensaje a esas personas. Dios a veces se llevará a los inocentes para preservarlos de futuros daños. Estoy seguro de que esas dos viudas van a llegar al Reino de Dios. Ellas no sufrieron, pero hace que el resto de nosotros pensemos sobre lo que está sucediendo.

Verso 20: “Como un sueño cuando uno despierta; así, Oh SEÑOR, cuando despiertes, despreciarás su imagen.” ¡Muchas personas en la Iglesia de Dios en la actualidad están en un sueño! Si no es un sueño, ¡es una nube! Si no es una nube, ¡están caminando semi-dormidos! Veremos que ellos están semi-dormidos.

Verso 21: “Porque así mi corazón fue afligido y fui punzado en mis riñones. Tan tonto fui, e ignorante; fui como una bestia ante Ti” (versos 21-22). Cualesquiera que sean los problemas que tenga, no termine siendo como el que escribió este Salmo, que es un salmo de Asaf. No sé quién era el sumo sacerdote de Asaf y no sé si era un salmo de David o no.

No nos hagamos como bestias ante Dios al acusarlo cuando El no haya hecho lo que pensamos que debió haber hecho. Por lo tanto, eso se vuelve una excusa para que yo no haga lo que debo hacer. Eso es lo que él está diciendo en este Salmo, porque estaba dejándose llevar por su enojo hacia los impíos que estaban prosperando. Es difícil cuando no sabe de dónde va a venir su próxima comida, o cuando no tiene la ropa que necesita, o el transporte. No es fácil si le falta algo y ve que todas las personas que no tienen nada que ver con Dios prosperan y gastando dinero por todos lados. No se vuelva insensato e ignorante o como una bestia.

Verso 23: “No obstante siempre estoy Contigo…” Piensen en lo que Dios puede hacer y hará y preséntese ante Dios como debe ser. Hay algo que está mucho más en mi mente y es que ¡No hay nada que no hayamos recibido! ¡Nada! Ya sea la vida, cosas físicas, lo que sea, ¡Dios creó todo!

Entonces, “…Tú me has sostenido por mi mano derecha. Me guiarás con Tu consejo, y después me recibirás para gloria. ¿A quién tengo en el cielo sino a Ti? Y aparte de Ti no deseo nada en la tierra. Mi carne y mi corazón fallan…” (versos 23-26). Todos tenemos nuestras situaciones particulares, todos estamos envejeciendo; nuestra carne está fallando. Hay veces en las que nuestros corazones también nos fallan porque no incluimos a Dios en las dificultades por las que estamos pasando.

A veces las dificultades son tan grandes, que no vemos a Dios ahí en lo absoluto. ¡Es cierto! ¡Dios no está en esas dificultades! Por eso tenemos que llevárselo a Dios y tener la perspectiva de Su Espíritu y ¡usar el Espíritu de Dios!

“…pero Dios es la roca de mi corazón y mi porción para siempre, porque he aquí, aquellos quienes están lejos de Ti perecerán…” (versos 26-27). No se preocupen, ¡La Palabra de Dios no está siendo burlada! No se preocupe porque si usted está teniendo problemas, no significa que Dios lo ha dejado. Tal vez Dios quiere darle una mayor bendición más adelante. No lo sabemos.

“…Tú has destruido a todos quienes de Ti van prostituyéndose” (verso 27). Tal vez Dios no está destruyendo a aquellos que están prostituyéndose porque Él quiere darles un espacio para el arrepentimiento. ¡Piensen en eso! Ni siquiera Dios se deleita en la muerte de los impíos, sino quiere que se arrepientan y cambien.

Tal vez, algunas de las cosas que estamos viendo en nuestra propia impaciencia, en nuestros problemas y dificultades no nos permiten darnos cuenta de que Dios está tratando de darles un espacio para que se arrepientan. No seamos como el segundo hijo del padre del hijo prodigo y enojarnos cuando haya arrepentimiento.

Verso 28: “Y para mí, es bueno para mí acercarme a Dios…” Eso es lo que necesitamos hacer. Si sus problemas y dificultades son tan grandes, solamente vaya con Dios y dígale ‘Dios, aquí estoy. Estoy completamente abrumado con todo esto. Es mucho el estrés y no puedo soportarlo. Sé que parece lo más miserable en el mundo y siento mucho que me haya preguntado donde habías estado. ¡Ayúdame y fortaléceme!’ Así es como debe hacerlo, como lo hizo el aquí. ¡Acérquese a Dios!

“…he hecho al SEÑOR Dios mi refugio, para que pueda declarar todas Tus obras” (verso 28).

Vayamos a Apocalipsis 3 y veamos que esta es una de las grandes dificultades que tendremos en el tiempo del fin. ¿Qué tal si todos fuéramos Laodiceanos desde el principio? ¡Podría probarse ser cierto!

Apocalipsis 3:15: “Conozco sus obras, que no son ni fríos ni calientes; Me gustaría que fueran fríos o calientes.” ¿No es eso cierto para muchos de nosotros? ¿Cuántas veces hemos cambiado de caliente a frio? ¡Piensen en eso! También hacemos eso cuando encontramos problemas tan abrumadores, que no oramos cuando debemos, no estudiamos cuando hay que hacerlo, no usamos el Espíritu de Dios, sino que dejamos que estas cosas nos debiliten.

Verso 16: “Entonces, porque son tibios, y no son ni fríos ni calientes, los vomitaré de Mi boca. Porque dicen, ‘Soy rico, y me he hecho adinerado, y no tengo necesidad de nada’; y no entienden que son desgraciados, y miserables, y pobres, y ciegos, y desnudos” (versos 16-17). Tal vez en nuestra desgracia, pobreza, ceguera y desnudez tenemos que ir ante Dios y decir ‘Dios, ¡esa es mi vida! ¡Por favor ayúdame!

Verso 18: “Les aconsejo que compren de Mi oro purificado por fuego…” Tenemos que salir a hacer algunas compras, ¿no es así? Recuerdo que alguien preguntó: ¿Dónde crees que estamos en la historia de la Iglesia? ‘Pienso que estamos en el bazar espiritual, ¡Hay que ir a comprar! Tiene que intentar buscar y comprar.

“…compren de Mi oro purificado por fuego para que puedan ser ricos… [Y el pensamiento que viene en el griego]:…y ropas blancas para que puedan estar vestidos… [La justicia de los santos]… y la vergüenza de su desnudez no pueda ser revelada…” (verso 18). ¿Realmente hemos entendido lo que significa estar completamente vestidos en Dios? Ya que nunca lo hemos entendido realmente, tal vez no entendemos cuando hay desnudez. No menciono esto para condenar a nadie, también me lo digo a mí mismo.

“…y unjan sus ojos con colirio, para que puedan ver” (verso 18). Claro que debe ir a comprar el colirio, ¿Cierto? ¡Sí! Todo esto tiene que ver con el uso del Espíritu Santo de Dios, ¡En todo esto! Espiritualmente estamos en una situación en la actualidad en que muchas personas en las Iglesias de Dios están en distintos grados de ceguera, ¿Cierto? Y es por distintas razones, ¿no es así? ¡Sí! ¿No estaba ciego hasta cierto punto el Salmista del Salmo 73? Él estaba mirando incorrectamente.

o     Tal vez hay ceguera por ver lo equivocado

o     Tal vez hay ceguera por falta de oración

o     Puede ser por falta de estudio

o     Puede ser por falta de usar el Espíritu Santo de Dios

Todas esas son distintas formas de ceguera por distintas razones. Ciertamente el salmista del Salmo 73 estaba ciego, ¿no es así? Él no podía entender ¡hasta que se acercó a Dios y entró al santuario de Dios para poder entender!

Tendría que decir que este es probablemente un Salmo de David porque menciona el acercarse al santuario de Dios y el Arca estaba en la tienda de la casa de David.

De igual forma, ¡tenemos acceso directo a Dios! No le hemos llevado estos problemas a Dios. Después se tiene la ceguera por causa del pecado; es culpable del pecado y no quiere arrepentirse. Piensa que lo va a solucionar y después volverá con Dios tan pronto como lo haga, en lugar de arrepentirse como debería hacerlo. Todas estas cosas son distintos grados de falta de ropa, o de ceguera.

Verso 19: “A tantos como amo, regaño y castigo. Por tanto, sean celosos y arrepiéntanse. He aquí, Me paro a la puerta y golpeo. Si alguien oye Mi voz y abre la puerta, Yo entraré a él, y cenaré con él, y él Conmigo” (verso 19-20). Tenemos dos categorías de personas:

o     Aquellos que ya están en el Cuerpo de Cristo que se vuelven complacientes y tibios; casi listos para ser vomitados

o     Aquellos con los que está el Espíritu, pero no dentro de ellos

¡Es lo mismo en cualquiera de los casos! El resultado es lo mismo.

Veamos como tenemos casi exactamente lo mismo y el consejo es idéntico. ¡Vaya a comprar! Si hay algún tiempo durante la historia de la Iglesia de Dios en nuestro tiempo en que puede comprar, ¡es ahora! ¿A qué me refiero con eso? ¡Que se tienen muchas Iglesias de Dios! Está Universal, Viviente, Filadelfia—si se fijan en el directorio de la Iglesias de Dios que guardan el Sábado, verán que hay más de 400 que se han organizado. Así que puede ir de compras y encontrar cualquier nicho que quiera. Solamente tienen que entender que si quieren el oro puro, tendrán que asegurarse de que sea la correcta. ¡Tendrán que asegurarse de que es de Dios!

Mateo 25:1: “Entonces el reino del cielo es comparado diez vírgenes…” Aquí otra vez tenemos otra proporción de 50% ¿no es así? Eso también es interesante. También hemos dicho que estas son cinco tribus de Israel que se arrepienten y cinco que no. No estoy seguro de eso, pero podría ser. Nosotros no lo mencionaremos como una posibilidad.

Esta es una parábola, pero estos son los que estaban comprometidos con Cristo, ¿Cierto? ¿No estamos todos comprometidos con Cristo como vírgenes? ¡Sí! (II Corintios 4). Y estas son las vírgenes que siguen a Cristo a dondequiera que Él va (Apocalipsis 14).

“…diez vírgenes, quienes tomaron sus lámparas salieron a encontrarse con el novio. Y cinco de ellas eran sabias, y cinco eran tontas” (versos 1-2). Uno de los grandes problemas que tenemos en nuestra relación espiritual con Dios es que terminamos siendo insensatos. Yo he hecho eso, he hecho cosas tontas. ¿Lo han hecho ustedes? ¡Claro que sí! No tenemos que permanecer haciendo cosas tontas. Podemos pedirle sabiduría a Dios, ¡porque Dios perdona al instante!

Recuerden a Acab, vuelvan a estudiar su historia—es una de mis favoritas. Hay personas que han dicho, ‘Pues no es posible que Dios me perdone.’ ¿Acaso ustedes han hecho cosas tan malas como Acab? Tan pronto como se arrepintió, Él envió a Elías a decir ‘He aquí, mi siervo Acab.’ Cuando él había vendido su alma a hacer el mal.

El propósito en todo esto no es la condenación, sino el arrepentimiento. El propósito en esto es volver a Dios y es porque Él quiere que usted y yo y tantos como se puedan nos arrepintamos. Ese es todo el propósito de esto.

Verso 3: “Aquellas que eran tontas tomaron sus lámparas… [La Palabra de Dios es como una lámpara: David dijo ‘Tu Palabra es como una lámpara a mis pies’]…pero no tomaron aceite con ellas.” El aceite es como el Espíritu Santo de Dios. Vamos a ver que ¡este es el uso del Espíritu Santo de Dios! ¡O la falta de ello! Ellas no se llevaron aceite.

Estas eran pequeñas lámparas que se podrían asemejar a una lámpara de aceite de oliva con una mecha colgando del caño. El aceite se carga en otro recipiente. En otras palabras, en su relación con Dios Él cuenta con que usted tiene reserva espiritual con Su Espíritu Santo para saber cómo usarlo. Obviamente esta es una crisis, ¿no es así? ¡Sí! ¿No fue una crisis lo que leímos en Apocalipsis 3? ¡Sí! Entonces, aquí está la crisis: esto es casi al final de la era y está hablando sobre el retorno de Cristo.

Entonces, las insensatas no se llevaron aceite con ellas, verso 4: “Pero las sabias tomaron aceite en sus vasijas junto con sus lámparas… [Tenían la vasija de aceite y sus lámparas]…Ahora, cuando el novio se fue un tiempo largo… [En otras palabras, Cristo no va a regresar cuando se espera. El no tardó]…todas ellas llegaron a estar somnolientas y se durmieron” (versos 4-5). Todos tienen sus problemas y dificultades y todos se duermen cuando se apaga el interruptor.

Y así como un hombre que se despierta de su sueño, verso 6: “Pero a la mitad de la noche…” la medianoche; el tiempo más oscuro. Pienso que aún no llegamos a la medianoche, pero nos estamos acercando. Podríamos estar alrededor de las 21:30-21:45 y se está oscureciendo rápidamente. La medianoche ilustra la hora más oscura de toda la historia de la humanidad. ¿Cuándo será eso? Esa oscuridad los va a cegar por completo.

o     ¿Quién es el maestro de la oscuridad? ¡Satanás el diablo!

o     ¿Quién está edificando y formulando su propio sistema ahora? ¡Satanás!

Una persona me dijo hace un tiempo: ‘Espero que el tratado de libre comercio no pase.’ Yo le dije, ‘Claro que va a pasar, está garantizado que va a pasar porque eso va a llevar a las diez regiones económicas del mundo. Pienso que eso nos ayuda a entender Apocalipsis 17 un poco más, ¿no es así? ¡Está sucediendo!

¡Ahora es el tiempo para que Dios permita que la maldad prospere! Por eso es que va a suceder. Cuando la bestia llegue al poder y el falso profeta esté ahí, será la medianoche. La medianoche está a la mitad de la Gran Tribulación, ¿Cierto? ¿Cuánto tiempo dura toda la Tribulación? ¡Siete años! Tres años y medio de prosperidad y abundancia y tres años y medio de tribulación y angustia, que llevarán al retorno de Cristo.

Podría ser que la medianoche sea cuando cambie de paz y prosperidad a tribulación, ¿Cierto? ¡No lo sé! Solamente estoy mencionando algo interesante. ¡Piénsenlo!

“…hubo un grito: ‘¡Miren, viene el novio! Salgan a reunirse con Él’” (verso 6). Hay muchas cosas aquí hacia las que podemos mirar. Esto también está basado en la parábola de lo que era una costumbre en Israel y Judá y era que cuando los novios se comprometían, bebían una copa de vino del compromiso.

Generalmente el novio volvía dentro de un año. La novia por su lado, se quedaba en la casa de su padre—pueden conectarlo al caso de María y José. María estaba prometida a José y en el tercer mes se enteró que estaba embarazada y él iba a deshacer el compromiso para divorciarse de ella.

Cuando el novio venía y ellos bebían del vino, eso sellaba el pacto del matrimonio. Piensen en esto: ¿Qué dijo Jesús en la última Pascua? Ya no beberé del fruto de la vid hasta que beba de nuevo con ustedes en el Reino de Dios. ¿Cuál es una de las primeras cosas que sucederá para nosotros en el Reino de Dios? ¡La boda de la novia y el Cordero! Debemos renovarlo cada año porque seguimos esperando y demostrar que estamos esperando fielmente.

Entonces sale el grito y viene el novio, verso 7: “Entonces todas aquellas vírgenes se levantaron y ajustaron sus lámparas… [Se prepararon; estaban haciendo todo lo que necesitaban en ese punto]…Y las tontas dijeron a las sabias, ‘Denos algo de su aceite, porque nuestras lámparas se están apagando.’ Pero las sabias respondieron, diciendo, ‘No, no sea que no haya suficiente para nosotras y para ustedes. Pero en su lugar, vayan a aquellos que venden, y compren para ustedes mismas’” (versos 7-9). Cuando leí eso por primera vez, pensé: ¿No se supone que los cristianos deben ser dadores? ¿No se supone que deben estar compartiendo? Ese no es el punto en esta parábola. El punto es que:

o     Nadie puede tomar decisiones por alguien mas

o     Nadie puede acercarse a Dios por usted

o     Nadie puede darle el Espíritu Santo de Dios excepto El

Yo no puedo ir con usted y decirle que me dé de Su Espíritu, porque si no, no voy a llegar al Reino de Dios. De igual manera, usted tampoco puede venir conmigo y pedirme que le dé de mi Espíritu para que pueda estar en el Reino de Dios. ¿Qué sucede entonces con la presencia física dentro de una estructura corporativa para las personas que piensan que su asistencia automáticamente los llevará ahí? ¡Sorpresa! ¡Va a llegar el día de la compra!

Verso 9: “Pero las sabias respondieron, diciendo, ‘No, no sea que no haya suficiente para nosotras y para ustedes…’” ¿Podemos nosotros, que hemos estado juntos durante muchos años, posiblemente transmitir exactamente lo que hemos aprendido a través de los años a alguien que va llegando? ¡No! Pero podemos enviarles un ‘Paquete de Cuidado’ porque están ‘comprando espiritualmente.’ Podemos enviarles todo el material y ayudarlos alegremente, pero ellos tendrán que levantarse por sí mismos.

“‘…Pero en su lugar, vayan a aquellos que venden, y compren para ustedes mismas.’ Y mientras ellas fueron a comprar, el novio vino; y aquellas que estaban listas fueron con él a la fiesta de bodas, y la puerta fue cerrada” (versos 9-10). Cuando leí eso por primera vez no creí que fuera posible que hubiera aquellos a los que se les cerraría la puerta en la cara. Sin embargo, ahora veo que vendrá el tiempo en que sea posible que la puerta se cierre en la cara de alguien.

Verso 11: “Y después vinieron también las otras vírgenes, diciendo, ‘Señor, Señor, ábrenos.’ Pero Él respondió y dijo, ‘Verdaderamente les digo, no las conozco’” (versos 11-12). ¿Por qué? ¡Porque no tuvo suficiente del Espíritu de Dios para que El pudiera identificarlo como uno de los Suyos! ¿No es increíble? ¡Es algo en qué meditar!

No quiero dar un sermón conmovedor e intimidante, que ataque al pecador. ¡Ya va a ser lo suficientemente difícil! Esperemos que aquellos que están en esta condición se recuperen antes de que llegue ese tiempo y recordemos que cualquier persona puede llegar a esa condición.

Entonces El da una advertencia, verso 13: “Vigilen, por tanto, porque no saben el día ni la hora en la cual el Hijo de hombre viene.” ¡Algo asombroso!

Ahora llegamos a la siguiente parte de Mateo 25 que es muy interesante, ¿no es así? Verso 14: “Porque el reino del cielo es como un hombre dejando el país, quien llamó a sus propios siervos y les entregó su propiedad.” Recuerden: ¡No tienen nada que no hayan recibido!

o     El Espíritu de Dios

o     El llamamiento de Dios

o     El entendimiento de la Palabra de Dios

El regalo de lo que es la Palabra de Dios y todo lo que tenemos. Esto muestra que debemos estar haciendo cosas. El Espíritu de Dios va a:

o     Guiarnos

o     Ayudarnos

o     Encaminarnos

¡Pero no lo hará por nosotros! Tenemos que estar haciéndolo al ser guiados por el Espíritu. Veremos esto claramente.

Verso 15: “Entonces a uno le dio cinco talentos, y a otro dos, y a otro uno; a cada uno le dio de acuerdo a su propia habilidad,  e inmediatamente dejó el país. Entonces aquel que había recibido cinco talentos fue y comerció con ellos, e hizo cinco talentos adicionales” (versos 15-16). ¿Cómo lo hizo? Al comprar y vender, ¿Cierto?

¿Qué es con lo que nos podemos identificar acerca de comercializar, comprar y vender? A veces no entendemos estas parábolas porque no hemos entendido la motivación que hay detrás.

Hay algo característico en el aspecto de comprar y vender y es algo por lo que pasan todas las personas en ese rubro, aun los profesionales y es que ¡Solamente se puede obtener algo de mayor o menor valor! ¿Qué sucede con las personas que están obsesionadas con comprar y vender? ¡Nunca están satisfechos! Ese es el punto, hermanos. Lo que sea que tengamos ahora, nunca deberíamos estar satisfechos pensando que eso nos bastará el día de mañana.

Es muy distinto de lo que dijo un ministro al que citaron diciendo ‘Ya no tengo que estudiar mi Biblia, ya la conozco.’ Él va a terminar siendo como el que tenía un talento y pensó que Dios iba a hacerlo todo.

¡Nosotros tenemos el hacer! Necesitamos hacer con el Espíritu Santo de Dios.

(Pase a la siguiente pista)

Es cierto que a veces las personas hacen de más, desde el punto de vista que están tratando de hacer las cosas a su manera, en lugar de a la manera de Dios y terminan haciendo demasiadas cosas carnales en lugar de hacer las cosas espirituales. O sustituyen las cosas carnales por las espirituales. Sin embargo, esto muestra lo que necesitamos estar haciendo.

Verso 17: “De la misma manera también, aquel que había recibido dos talentos también ganó otros dos. Pero aquel que había recibido un solo talento fue y cavó en la tierra, y escondió el dinero de su señor” (versos 17-18). Esto es asemejado a aquel que no quiere hacer nada, porque Dios lo hará mágicamente por ellos.

Si hay algo que debemos aprender hermanos, es que Dios no va a hacer nada mágicamente por nosotros. El hará cosas por nosotros mientras respondamos en:

o     Amarlo a El

o     Servirle a El

o     Ir ante Él hambrientos y sedientos

·             Tras el Espíritu de Dios

·             Tras Sus caminos

·             Tras todo Su ser

Entonces Él nos guiará y demás.

Verso 19: “Luego después de mucho tiempo, el señor de aquellos siervos vino a hacer cuentas con ellos… [Habrá un ajuste de cuentas, todos darán cuentas de sí mismos a Dios (Romanos 14)]…Entonces aquel que había recibido cinco talentos vino a él y trajo cinco talentos adicionales, diciendo, ‘Señor, tú me entregaste cinco talentos; mira, he ganado otros cinco talentos aparte de ellos.’ Y su señor le dijo, ‘¡Bien hecho, siervo bueno y fiel! Porque fuiste fiel sobre unas pocas cosas, yo te pondré sobre muchas cosas. Entra en el gozo de tu señor.’ Y aquel que había recibido dos talentos también vino a él y dijo, ‘Señor, me entregaste dos talentos; mira, he ganado otros dos talentos aparte de ellos.’ Su señor le dijo, ‘¡Bien hecho, siervo bueno y fiel! Porque fuiste fiel sobre unas pocas cosas, yo te pondré sobre muchas cosas. Entra en el gozo de tu señor’” (versos 19-23).

Verso 14: “Luego aquel que había recibido el único talento también vino a él y dijo, ‘Señor, sabía que eres un hombre duro…’” En otras palabras, el escondía todo de lo que hacía en su vida y decía ‘Señor, ¿Dónde estás? ¿Por qué no solucionas esto Señor? ¿Por qué no haces esto? ¿Por qué no me obligas a hacer esto Señor? Dios no va a obligar a nadie a hacer algo. Así que él lo escondió.

“‘…eres un hombre duro, cosechando donde no sembraste, y recogiendo donde no esparciste. Y porque tuve miedo, fui y escondí tu talento en la tierra. Ahora mira, tienes lo tuyo.’ Su señor respondió y le dijo, ‘¡Tú siervo malvado y perezoso! Sabías que cosecho donde no sembré, y recojo lo que no esparcí’” (versos 24-26).

¿Por qué? Porque Dios quiere que usted crezca en gracia y conocimiento con Su Espíritu, entonces habrá cosas creadas en usted que no tiene.

Cuando uno va en un avión y mira hacia abajo todo el paisaje, eso lo hace sentir muy pequeño. Yo estaba pensando en esto: ¿Por qué solamente en las últimas partes de los escritos de los apóstoles tenemos las cosas concernientes al amor? Digo, Juan escribió tarde. Me di cuenta de que Juan y su hermano Santiago eran llamados los ‘hijos del trueno’ porque los samaritanos no recibieron a Jesús una vez y ellos dijeron ‘Señor, ¿Quieres que llamemos fuego del cielo y pongamos a estas personas en su lugar?’ Jesús dijo ‘Ustedes no saben de qué espíritu son.’

Creo que entiendo que el amor no viene a menos que haya sufrido para entender el valor del amor. Todas las circunstancias por las que estamos pasando ahora en nuestras vidas son para enseñarnos el valor del amor. El único problema es que de alguna forma no queremos ir con Dios para obtener ese amor de Él; es como la inversa. Nosotros queremos que Dios lo resuelva en lugar de que nosotros vayamos con El para que nos ayude a resolverlo. Debemos saber que Dios esperará cosas que nosotros no podremos hacer por nuestra cuenta. Va a ser así, porque Dios nos ha llamado a la vida eterna pero no podemos hacer eso nosotros mismos.

“‘…cosecho donde no sembré, y recojo lo que no esparcí. Porque sabías esto, estabas obligado a llevar mi talento a los cambistas, para que cuando yo viniera, pudiera haber recibido lo mío con intereses’” (versos 26-27). Está diciendo que él no hizo ni lo mínimo. Ni siquiera salió e hizo lo más mínimo para que hubiera algo y por lo tanto no le permitirá tener nada más.

Verso 28: “Por tanto, quítenle el talento, y dénselo al que tiene diez talentos. Porque a todo el que tiene, más le será dado, y tendrá abundancia; por otra parte, al que no tiene, aun lo que tiene le será quitado’” (versos 28-29). ¿No es eso lo que está pasando con la compra y venta doctrinalmente en las Iglesias de Dios actualmente? ¡Sí!

Aquellos que están yendo más y más hacia la ceguera de aceptar las doctrinas de este mundo están teniendo menos, ¿No es cierto? A aquellos que están luchando por servir a Dios, que están yendo a Dios en la actitud de oración y entendimiento, Dios les está dando más. Eso no es para que nos estemos comparando entre nosotros y nos volvamos insensatos. Queda en manos de Dios lo que Él vaya a ser.

Verso 29: “Porque a todo el que tiene, más le será dado, y tendrá abundancia; por otra parte, al que no tiene, aun lo que tiene le será quitado. Y echen al siervo indigno a las tinieblas de afuera.’ Allí será el llanto y crujir de dientes” (versos 29-30).  Porque no usaron correctamente el Espíritu de Dios.

Compremos mientras haya tiempo de comprar. Hay muchas personas comprando en este bazar espiritual, pero ¿Cómo están comprando? Van viendo una iglesia y lo que enseña y después van a otra y ven lo que enseña. Están aprendiendo a examinar las doctrinas y enseñanzas para ver si son de Dios o no. Están ejercitando el Espíritu de Dios para discernir el bien del mal. ¡Ahí es donde debemos estar! Así que, ¡necesitamos ir a comprar!

Isaías 55:1: “Ey, todo el que tenga sed, venga a las aguas; y el que no tenga dinero, venga, compre y coma. Sí, venga, compre vino y leche sin dinero y sin precio.” ¡Esas son las verdaderas riquezas de Dios! ¡Es la verdadera carne espiritual! ¡La verdadera bebida espiritual! Eso es ir a Cristo, porque solo Él puede proveer.

Verso 2: “¿Por qué gastan dinero en lo que no es pan?...” Todas las falsas doctrinas que están saliendo. Están gastando dinero en aquello que no es realmente pan—pan espiritual. Están usando sus recursos, energía, dinero y todo lo que tienen y ahora están involucrados en todo lo que no es de Dios.

“… ¿Y su trabajo en lo que nunca satisface? Óiganme diligentemente, y coman lo que es bueno, y deléitese su alma a sí misma en gordura… [¿Qué es bueno? ¡Las palabras de Dios! ¡Las palabras de Cristo!]…Inclinen su oído, y vengan a Mí…” (versos 2-3). Eso es lo que dice Cristo. Si hay algo que necesitamos hacer es ¡volver a Dios!

¿Se ha encontrado a sí mismo en esta actitud? ¡Usted está perplejo sobre lo que debe hacer! Sabe que no está haciendo lo que debería y sabe que debería hacerlo pero no ha llegado al punto en el que quiere hacerlo. Aún no ha decidido en su mente el hacerlo, aunque sabe que debe.

Todos podemos levantar nuestra mano en ese punto, ¿no es así? ¡Sí, por supuesto! Entonces, ¿Qué hace? Primero que nada, tiene que admitir que está procrastinando. Vaya con Dios y dígale ‘¡Estoy atorado en este lio! Estoy sobre esta cinta y mi propia mente me está engañando, porque no estoy haciendo lo que debería. Sé qué es lo que debo hacer, pero no tengo el empuje para hacerlo.’

Tiene que empezar donde está y admitirle eso a Dios. Al admitírselo a Dios puede que tenga que pedirle a Dios ‘Ayúdame a vencer esto, porque yo no puedo. Concédeme Tu Espíritu para que pueda salir de este lio. Dame entendimiento porque simplemente no sé qué hacer.’ ¡Dios hará eso! ¡Dios escuchará, pero tiene que ir con El!

Verso 3: “Inclinen su oído, y vengan a Mí… [¿Qué es lo que Cristo quiere que usted haga? ¡Obedezcan Mi voz! A través de todo, ¿Cierto? ¡Sí!]…oigan, y su alma vivirá; y Yo haré un pacto perpetuo con ustedes, incluso las misericordias seguras de David.”

Verso 6: “Busquen al SEÑOR mientras pueda ser encontrado; invóquenlo mientras está cerca. El malvado abandone su camino, y el hombre injusto sus pensamientos; y vuelva al SEÑOR, y Él tendrá misericordia de él; y a nuestro Dios, porque Él perdonará abundantemente” (versos 6-7). Ahí es donde debemos estar, hermanos. ¡Eso es todo!

Verso 8: “Porque Mis pensamientos no son sus pensamientos, ni sus caminos Mis caminos,’ dice el SEÑOR. ‘Porque como los cielos son más altos que la tierra, así son Mis caminos más altos que sus caminos, y Mis pensamientos que sus pensamientos’” (versos 8-9). Deje que la Palabra de Dios trabaje en usted y que produzca en usted. Usted compre, desarrolle, intercambie, trabaje y todas estas cosas resultarán.

Veamos cómo debe ser. Aquí está el pan; esto es lo que necesitamos hacer, viniendo a Cristo Juan 6:35: “Jesús les dijo, ‘Yo soy el pan de vida… [Que se conecta con Isaías 55]…aquel que viene a Mí nunca tendrá hambre; y aquel que cree en Mi nunca tendrá sed en ningún momento.’” Eso es lo que necesitamos hacer: ¡Ser restaurados a Cristo y a Dios el Padre!

¿Sabe Dios de los problemas y dificultades que tenemos en nuestras vidas? ¡Sí! ¡Lléveselos a Dios! ¿Son pesados para cargar? ¡A veces lo son! ¿Qué pasa si está en medio de un problema? ¡Puede que aún no vea el final de ese problema! Recuerden lo que dijo Jesús ‘Tomen Mi carga, porque Mi yugo es fácil.’ Tome sus cargas y póngalas sobre Cristo, porque El vino a sanar a los quebrantados de corazón. A veces tiene que ir a Dios y decirle ‘Estoy terriblemente quebrantado de corazón, por favor sana mi corazón.’ ¡Él lo hará!

¡Esto es profundo! ¡Debemos seguir viniendo! “…aquel que viene a Mí nunca tendrá hambre; y aquel que cree en Mi nunca tendrá sed en ningún momento. Pero como les dije, ustedes también Me han visto, aun así no creen. Todos quienes el Padre Me da vendrán a Mí, y aquel que viene a Mí Yo en ninguna manera echaré afuera” (versos 35-37). Los que son echados fuera son los que no están yendo a Él, porque no están yendo a comprar de lo que El da libremente. Él fue enseñado por Dios el Padre.

Verso 38: “Porque no descendí del cielo para hacer Mi propia voluntad, sino la voluntad de Quien Me envió.” Recuerdo que en el libro La Pascua Cristiana escribí que Jesús no fue enseñado por los fariseos y no fue a ninguna de sus escuelas. Él fue enseñado por Dios el Padre.

En el canal PBS vi un anuncio de un especial: ¿Qué hizo Jesús en los años faltantes, los años misteriosos de la vida de Cristo? Ellos dicen que fue a Tíbet, Egipto, Babilonia y Delhi y aprendió toda la sabiduría de los maestros. Eso no es cierto, pero ¿Por qué dicen que son años misteriosos? Porque donde quiera que estuviera Jesús, Él estaba donde el Padre le estaba enseñando directamente. Tuvo que ser cuando Jesús estaba siendo enseñado más directamente por Dios el Padre.

Verso 39: “Y esta es la voluntad del Padre, Quien Me envió… [Esa tiene que ser nuestra actitud]…que de todos los que Él Me ha dado, Yo no debería perder ninguno, sino debería levantarlos en el último día.” Después continuamos y vemos que Dios el Padre tiene que llamarnos.

Esto es lo que debemos comprar y comer—el Pan de Vida; y beber—el Espíritu de Dios que es asemejado al cuerpo y la sangre de Cristo.

Verso 53: “Por tanto, Jesús les dijo, ‘Verdaderamente, verdaderamente les digo, a menos que coman la carne del Hijo de hombre, y beban Su sangre, no tienen vida en sí mismos. Aquel que come Mi carne y bebe Mi sangre…’” (versos 53-54). De manera continua, porque tenemos que incluir a Cristo. Recuerden donde leímos en Apocalipsis 3 que Él está parado a la puerta y llamando. Si usted abre la puerta, El entrará y comerá con usted; en otras palabras, comerán juntos, de eso está hablando El.

“…tiene vida eterna, y Yo lo levantaré en el último día. Porque Mi carne es verdadera comida, y Mi sangre es verdadera bebida. Aquel que come Mi carne y bebe Mi sangre está viviendo en Mí, y Yo en él” (versos 54-56). Entonces esto muestra un proceso continuo, no como aquel que tenía un talento y lo escondió. Él lo enterró de tal forma que el Espíritu de Dios no pudo ayudarle.

Verso 57: “Como el Padre vivo Me ha enviado, y Yo vivo por el Padre; así también aquel que Me come vivirá por Mí.” A algunos discípulos no les gusto eso, diciendo que era muy difícil, se dieron vuelta y no lo siguieron más.

Esto es lo más vital e importante del estudio. El otro día estaba hablando con un hombre en relación a un sermón que di recientemente en el que dije ‘ahora es el tiempo para que todos aquellos con el Espíritu de Dios nos estemos corrigiendo a nosotros mismos.’ Él me dijo, ‘¿A qué se refirió con eso’ Quise decir que usted debe tomar la Palabra de Dios, estudiarla, aplicarla a sí mismo y dejar que Dios lo corrija directamente con la convicción de Su Palabra y el poder de Su Espíritu. La corrección es más fácil de tomar de esa manera.

o     ¿No es eso mucho mejor que tener una circunstancia externa que Dios tenga que enviarle para corregirlo?

o     ¿No es mucho mejor que lo que Cristo tendrá que hacer con aquellos que no se someten a la corrección de Dios?

o     ¿No es mucho mejor que dar su cabeza para martirio como corrección?

o     ¡Sí!

¡Por eso es tan importante! El estudiar no es solo un tema de información. Estudiar es un tema del uso del Espíritu de Dios y el ejercicio espiritual que viene de estudiar.

¿Por qué? ¡Las palabras que están aquí son del mismo alfabeto que imprime la pornografía! ¿No es el mismo alfabeto que tiene libros de lo oculto? ¡Sí! Pero Jesús dijo:

Verso 63: “Es el Espíritu el que da vida; la carne en nada beneficia…” Entonces, todas las pruebas y dificultades por las que está pasando no le van a aprovechar en nada a menos que sea forjado en el Espíritu de Dios, porque si no es solo un ejercicio carnal en futilidad.

Todos los medios carnales para hacer las cosas no van a aprovechar en nada—tenemos las cartas carnales, que están en estas páginas. No aquí en la Biblia; Jesús dijo algo profundo: ‘Las palabras que Yo hablo son Espíritu y son Vida.’ ¿Por qué? ¡Porque el Espíritu de Dios ha inspirado estas palabras! Con el Espíritu de Dios en nosotros, Dios nos dará el entendimiento que está ahí desde cuando fue escrito ¡por aquellos que fueron inspirados por el Espíritu de Dios! Debemos dejar que el Espíritu de Dios sea ejercitado en nosotros, ¡al dejarlo que nos guie!

Por lo tanto, una de las primeras claves de usar el Espíritu de Dios es usar la Palabra de Dios--¡Es Espíritu y es Vida! No va a encontrar vida al evitar el problema. No va a encontrar la salvación al ser negligente con el estudio y la oración, rindiéndose ante Dios. ¡No va a suceder!

Recuerdo cuando se nos dijo que oremos una hora por día. Les digo algo hermanos, pueden orar una hora por día pero si no creen lo que están diciendo, no le creen a Quien le están orando, no ejercitan el Espíritu de Dios al estudiar la Palabra y dejarla que lo corrija mientras ora, no va a ser provechoso aunque oren 18 horas al día. Así oran las monjas, ellas toman un voto y lo único que pueden hacer es hablar algunas palabras mientras comen, pero sus días se pasan en 18 horas de oración.

Entonces, no es la longitud de la oración lo que le va a ayudar. Es el tipo de oración al ser guiado con el Espíritu de Dios, con la creencia de Cristo en usted, sabiendo que Dios va a solucionar todo.

He observado que sucede algo extraño cuando hace eso. Al principio ¡las circunstancias se vuelven peores! ¿Han experimentado eso? ¡Sí! ¿Por qué? Supongo que es para ver si usted va a seguir adelante.  Pienso que es porque estamos buscando nuestra solución con nuestros propios ojos y puede que aún no sea el tiempo de Dios para dar Su solución. Por lo tanto, Dios aun lo resolverá, pero a Su manera.

Hay veces en que hay otras personas involucradas y aunque nosotros le pedimos a Dios que ayude a la persona, ellos lo empeoran. Entonces cuestionamos a Dios porque le pedimos por esa persona y en lugar de eso, la persona empeoró las cosas. Suponemos que Dios no contestó nuestras oraciones. Dios responderá su oración, pero hay que tener en cuenta que también está involucrada la decisión de la persona por la que está pidiendo. Tal vez Dios está permitiendo que ellos tomen sus decisiones hasta llegar al punto en que se encajonen, no puedan salir y entonces Dios responderá esa oración.

“…Las palabras que les hablo, son espíritu y son vida” (verso 63). Por eso es tan importante que comamos y bebamos de la Palabra de Dios, que la tengamos en mente y que dejemos que el Espíritu de Dios nos dé entendimiento. Sus oraciones serán aún más profundas porque son guiadas por el Espíritu Santo. No son solamente sus palabras, sino que desde lo profundo de su corazón son motivadas por el Espíritu de Dios.

Como ya sabemos, la Biblia fue canonizada por Pedro, Pablo y Juan. El libro de II Pedro es muy interesante; es un testimonio, así como una advertencia pero él dice aquí algo que es muy profundo:

II Pedro 1:10: “Por esta razón, hermanos, sean aún más diligentes para hacer su llamado y elección seguros… [Tenemos que estar haciendo diligentemente]…porque si están haciendo estas cosas, nunca caerán en ningún momento. Porque en esta forma, les será ricamente concedida una entrada en el reino eterno de nuestro Señor y Salvador, Jesucristo. Por tanto, no descuidaré el hacerlos siempre conscientes de esas cosas…” (versos 10-12). ¿Cómo es que siempre los hará conscientes de estas cosas? ¡Piensen en eso!

“…aunque ustedes ya las saben y han sido establecidos en la presente verdad. Porque lo considero mi deber, mientras esté en este tabernáculo, despertarlos haciendo que recuerden estas cosas; sabiendo que prontamente vendrá el desvestir de mi tabernáculo, incluso como nuestro Señor Jesucristo me ha indicado. Pero haré todo esfuerzo para que, después de mi partida, ustedes siempre puedan tener un recuerdo escrito de estas cosas para que las practiquen por sí mismos” (versos 12-15).

¿Cómo va a hacer eso? ¡Escribiéndolas! Él está diciendo aquí que una remembranza significa un memorial—la misma palabra que se usa para los memoriales de las tumbas—un memorial escrito. Entonces, estas palabras están escritas para nosotros, para que podamos saber y entender.

Verso 16: “Porque no seguimos mitos inteligentemente inventados como nuestra autoridad, cuando les hicimos saber el poder y la venida de nuestro Señor Jesucristo, sino que fuimos testigos oculares de Su magnífica gloria.”

Es interesante, ¿A qué vuelven cuando renuncian a la Verdad? ¡A mitos inteligentemente inventados! ¡Sí lo hacen! Ahora, mostrando como debe trabajar en nosotros el Espíritu de Dios:

Juan 7:38: “Aquel que cree en Mí, como la escritura ha dicho, de su vientre fluirán ríos de agua viva.” Conecten eso con Mateo 5 ‘Benditos los que tienen hambre y sed de justicia, pues serán saciados.’

o     Jesucristo es nuestra Justicia

o     La Palabra de Verdad es el Espíritu de Dios

Todas estas cosas se unen hermanos.

“Aquel que cree en Mí, como la escritura ha dicho, de su vientre fluirán ríos de agua viva.” (verso 38). Que podamos llegar a ese tiempo hermanos, ¿no sería asombroso? ¿No fue cierto eso en Hechos 3, 4 & 5 en cuanto a hacer cosas? ¡Sí!

Un hombre preguntó por qué es que no tenemos tantas sanaciones en la Iglesia. ¡Aquí hemos tenido sanaciones! Él se refería a la iglesia a la que estaba afiliado. Yo le dije, ‘Detente y piensa por un minuto. ¿Qué fue lo que alteraron?’ Ese es un buen ejemplo de un poco de levadura. ¿Qué fue lo primero que llevó a cambiar el entendimiento de la Pascua y la sanación? Fue algo muy inocente y muy pocas personas se dieron cuenta. Dijeron que el día realmente no comienza hasta que está oscuro. En donde habla de Expiación dice ‘ba erev’ a ‘ba erev’ mostrando que es de puesta de sol a puesta de sol. Ellos dijeron que los judíos dicen que el día no comienza realmente hasta que esta oscuro y se pueden ver tres estrellas. A nadie le pareció raro, ¿Cierto? Pero esa fue la pequeña levadura que trajo el resto de las cosas.

Después vino eso de que cuando somos llamados y recibimos el Espíritu Santo de Dios, somos sanados espiritualmente y por lo tanto las heridas de Cristo no son para nuestra sanación física. Al tiempo vino que la Pascua no es el 14 sino el 15.

El hombre con el que hablé lo entendió. No se trataba de la fe y la creencia en Dios, sino en que tomaron en sus manos el alterar la Palabra de Dios. Por lo tanto, Dios no está bajo ninguna presión para sanarlos. ¿Por qué debería estarlo? ¡Piensen en eso!

Lo que se es esto: yo no tengo nada especial en mí para sanar. Cuando nosotros los ungimos le pedimos a Dios que sane y le pedimos a Dios Su voluntad por medio del sacrificio de Cristo. Hay cosas que solamente los doctores pueden hacer y no nosotros, pero aun así lo ponemos en las manos de Dios. Incluso si alguien está al borde de la muerte, le pedimos a Dios que intervenga si Él quiere sanarlo. De cualquier forma, nosotros estamos confiando completamente en el sacrificio de Jesucristo.

Que llegue el día en que Su Espíritu pueda fluir desde lo profundo de nuestro ser. En otras palabras, si tenemos la Palabra de Dios en nosotros y Su Espíritu y nos rendimos ante Dios, entonces estas cosas van a fluir de nosotros como ríos de aguas vivas porque está motivado por el Espíritu de Dios. De nuevo, ¡no tenemos nada que no hayamos recibido!

Verso 39: “Pero esto Él lo habló concerniente al Espíritu, el cual aquellos que creían en Él pronto recibirían; porque el Espíritu Santo aun no era dado porque Jesús no estaba aún glorificado.”

Escrituras Citadas:

o      Salmo 73:1-28

o      Apocalipsis 3:15-20

o      Mateo 25:1-30

o      Isaías 55:1-3, 6-9

o      Juan 6:35-39, 53-57, 63

o      II Pedro 1:10-16

o      Juan 7:38-39

 

Escrituras mencionadas, no citadas:

o      II Corintios 4

o      Apocalipsis 14; 17

o      Romanos 14

o      Mateo 5

o      Hechos 3-5

 

También mencionado: Libro:

La Pascua Cristiana por Fred R. Coulter

Atrás
Los tiempos señalados de Jesús el Mesías
Otros libros
 Días festivos ocultos o Días Santos de Dios— ¿Cuales?
 El día que Jesús el Cristo murió
 El plan de Dios para la humanidad revelado por Su Sábado y Días Santos
 Entendiendo las Escrituras difíciles de Pablo concernientes a la Ley y los Mandamientos de Dios
 ¿Señor, qué debo hacer yo?
 ¿Señor, qué debería hacer?
 Comentarios y apéndices a “La Santa Biblia en Su orden original—Una versión fiel”, segunda edición
 Las dos Babilonias
Sermones
 Declaración de Propósito
 Acerca de Nosotros
 Acerca de Fred Coulter
 Nuestra Historia
 ¿Cómo es soportada la obra?
 Calendario de las Fiestas
Nuestros otros sitios
 Truth of God
 Church at Home
 Restoring the Original Bible
 A Faithful Version
 God's Youth (Jóvenes)
Enlaces Externos
 Israel de los Alpes–Los Waldenses
 Historia y Verdad
Nota: Enlaces hechos a otros sitios web no debe interpretarse como una aprobación de todo lo que se ofrece en esas páginas. Sitios que ofrecen excelentes recursos para el estudio y la investigación también pueden incluir material que son contrarios a las creencias de IDCB. Es su responsabilidad ejercer discernimiento cuando acceda a ellos. IDCB no es responsable del contenido de estos enlaces externos.
Iglesia de Dios Cristiana y Bíblica
P.O. Box 831241
San Antonio, TX 78283
© 2018 www.laverdaddeDios.org. Derechos Reservados
Términos de Uso  Donaciones