| Inicio |  Creencias  Estudios  Sermones |  Libros |  Cartas Mensuales |  Contáctenos |  Biblia |  | Abre mis ojos | 
Buscar por palabra
 
Nota: Use comillas para buscar una frase exacta
Sermones en Vivo
Sermones
 Doctrina
 Estudios bíblicos
 Nuevo Orden Mundial
 Profecías de los últimos tiempos
 Temas varios

 

 DIAS SANTOS ANUALES Y FIESTAS DE DIOS
 Años anteriores
 2021

 

 SERIES
 ¿Quién y que controla su mente?
 14 cosas para ver en Profecía
 Cristo y nuestro llamado
 Daniel y Apocalipsis
 Dios el Padre no fue el Dios del Antiguo Testamento
 El amor de Dios
 El Calendario Hebreo Calculado
 El Diezmo
 El lavamiento del agua por la Palabra
 El Sábado
 Epístola de Primera de Corintios
 Epístola de Segunda de Corintios
 Epístola de Primera de Pedro
 Epístola de Segunda de Pedro
 Gobierno en la Iglesia
 La gracia de Dios y el guardar los Mandamientos
 Las 10 mentiras mas creíbles de Satanás
 Matrimonio, divorcio y recasamiento
 Obras de ley y justificación
 Preparación para la Pascua y Panes sin Levadura
 Preparación para Pentecostés
 Proverbios para Jóvenes
 Respuestas bíblicas a los evangélicos
 Restaurando el Cristianismo original para hoy
 Sociedad adicta
Tablas
 Comparación pasajes criticos en el Antiguo Testamento concerniente a la Pascua
 Génesis 15 - Abraham y muerte de Jesús
 Génesis 22 - Isaac y muerte de Jesús
 La ultima Pascua de Jesús - Nisan 14
 Lista de todas las Fiestas y Días Santos ordenados por Dios del año 5 a.C. al 105d.C.
 Los últimos 7 años
 Profecías del reinado de los reinos gentiles
 Seis dias antes de la ultima Pascua de Jesús
 Tres días y tres noches de Jesús en la tumba
 Un gráfico sincronizado de registros que establece el año del nacimiento de Cristo
 Una comparación entre el Antiguo y Nuevo Pacto
Temas varios
Atrás

El papel de la mujer

Michael Heiss – Julio 30,2021

www.laVerdaddeDios.org

 

 

Buenas noches a todos. Es un placer estar con ustedes. En realidad esta es la segunda vez que he tenido el privilegio de dirigirme a ustedes y parece que tendré otras oportunidades. Esta noche vamos a ver un tema que me ha intrigado por muchos, muchos años: el papel de la mujer.

 

Dios hizo a las mujeres, Él hizo a los hombres. Él los hizo tener una relación el uno con el otro pero ¿qué exactamente es esa relación?

 

A menudo se dice que somos una sociedad de hombres donde los varones se muestran como cerdos diciendo "Yo soy hombre, usted es mujer y la mujer es una sirvienta del hombre."

 

Incluso en diferentes eras de la iglesia hemos tenido lo mismo, pero cuando mira realmente en el hebreo que es lo que vamos a hacer esta noche y ve lo que Dios dice realmente de la mujer, nada podría ser más lejos de la verdad.

 

Ellas son totalmente iguales a los hombres. Dios las alaba y les dio, especialmente cada mujer casada tiene una comisión y vamos a analizar esa comisión y espere a que veamos algunos ejemplos de esto.

 

Entonces, para empezar con esto vamos a comenzar con el apóstol Pablo en I Corintios 11 y vamos a leer un verso en particular, el verso 3. Pero antes de hacerlo necesitamos comprender que cuando leemos al apóstol Pablo debemos recordar 3 cosas:

 

1.   Estamos leyendo la correspondencia de otra persona. Pablo escribió estas cartas hace casi 2 mil años y no siempre conocemos el trasfondo completo de lo que él estaba escribiendo.

2.   Pedro nos dice que Pablo escribió algunas cosas difíciles de entender y podemos encontrar su declaración allí en II Pedro 3:15-16. Por cuestión de tiempo no vamos allí.

3.   Carecemos en verdad Del trasfondo para explicar lo que Pablo dijo y por qué él dijo lo que dijo.

 

Aquí en I Corintios 11, Pablo nos da un esquema de autoridad y rangos y necesitamos observar ese esquema y comprender que este es tan solo un esquema general, que hay excepciones a esto en la vida diaria. I Corintios 11:3: “Pero quiero que entiendan que la Cabeza de todo hombre es Cristo, y la cabeza de la mujer es el hombre, y la Cabeza de Cristo es Dios.

 

Entonces lo que tenemos es una clase de jerarquía. En el tope, Dios el Padre. Bajo Él, Jesucristo y bajo Él el hombre y debajo del hombre la mujer. ¿Pero qué significa esto? ¿Hasta qué extensión alguien tiene autoridad directa sobre el otro? Después de todo si una mujer quiere orar, ella no le va a orar a un hombre, ella se lo pasa por encima, ella va directamente al Padre. Así que el hombre no tiene nada que decir cuando se refiere a la oración de la mujer o sobre lo que ella vaya a orar, así que necesitamos entender esto.

 

Ahora, en esto tenemos que ver 3 cosas. Primero que todo tenemos la relación de Dios el Padre con Cristo. En Mateo 28:18, Jesucristo hace una declaración fuerte: “Y Jesús vino y les habló, diciendo, ‘Toda autoridad en el cielo y sobre la tierra Me ha sido dada a Mí.” Por un lado, Cristo recibió su antiguo trabajo de regreso, el de manejar el universo, y usted sabe que ver cosas como esas requiere de mucho poder, mucha energía, mucha autoridad.

 

Pero, pare por un momento. Si toda autoridad fue dada a Cristo entonces el Padre no tiene mucho que decir, ¿cierto? ¡No! Porque Él sabe que Su Hijo no va a hacer nada que fuera desaprobado. Cristo y el Padre son Uno. Uno en mente, Uno en Espíritu, Uno en corazón, Uno en todo. Entonces Él ha delegado todo lo que usted pueda imaginar a Cristo y Cristo lo manejará como Él considere apropiado porque Él sabe que es lo mejor para el Reino, en aquel tiempo particular y ubicación y el Padre está de acuerdo.

 

Lo más aproximado que tenemos en la tierra como esto sería José y Faraón en Egipto. Vayamos a Génesis 41. Conocemos la historia que José había sido vendido a esclavitud y él fue a prisión donde estaban los prisioneros de Faraón. El panadero y el copero tuvieron sueños que él interpretó. Luego Faraón tiene este gran sueño de las 7 vacas gordas y las flacas, las espigas saludables y las débiles. Pero el Faraón no sabe la respuesta así que mandaron llamar a José y José va e interpreta el sueño y lo interpreta de tal manera que el Faraón estuvo impresionado sin medida porque José le muestra el problema y le ofrece la solución. Todos los gobernantes aman eso. Cuando puede mostrar el problema y proveer la solución.

 

Génesis 41:37: “Y la cosa fue buena a los ojos de Faraón, y a los ojos de todos sus siervos. Y Faraón dijo a sus siervos, “¿Podemos encontrar algún hombre como este en quien esté el Espíritu de Dios?” No voy a decir que Faraón conocía en verdad al Dios verdadero o que tuviera una relación directa con Él, pero él sabía que había un poder superior y que aquel poder superior tenía energía espiritual y que de alguna manera esa energía le fue dada a José. Él sabía eso y sintió que José era el mejor hombre para manejar su problema y que administraría el gobierno en el mejor interés de Faraón y Egipto.

 

Verso 39: “Y Faraón le dijo a José, “Ya que Dios te ha mostrado todo esto, nadie es tan discreto y sabio como tú. Tú estarás sobre mi casa, y todo mi pueblo obedecerá tu palabra. Solo en el trono seré yo más grande que tú.”” Tal como el Padre y Cristo. En el Trono, en el Trono más alto Dios el Padre es Supremo pero en todo lo demás Jesucristo reina.

 

Así mismo Faraón dice en el verso 40: “Tú estarás sobre mi casa, y todo mi pueblo obedecerá tu palabra. Solo en el trono seré yo más grande que tú.” Y Faraón le dijo a José, “Mira, yo te he puesto sobre toda la tierra de Egipto.” Y Faraón quitó su anillo de su mano y lo puso sobre la mano de José. Y lo vistió con ropas finas de lino, y puso una cadena de oro alrededor de su cuello.” El punto es que José era como Faraón para el pueblo de Egipto.

 

Faraón le dijo a José: “Lo que necesite hacer, hágalo. Usted tiene mi anillo, mi firma, mi autoridad, usted no necesita mi aprobación.” Faraón nunca tuvo que preocuparse por esto y José salió de allí, Dios estaba con él y sabemos la historia.

 

En la misma forma, así es del hombre a la mujer. Tengo una experiencia directa sobre esto cuando vivía en una sección de Pasadena, había una panadería que me gustaba en verdad y la razón por la que me gustaba eran porque tenían mis dos postres favoritos y no los tienen todas las panaderías así que fui un cliente leal. Conocí a los dueños, un equipo de esposo y esposa. El hombre era un genio detrás de este porque él era el panadero, él estaba en la parte de atrás haciendo todas esas delicias. Él no tenía tiempo para nada más.

 

Entonces, ¿quién manejaba la panadería? Ella lo hacía. Ella hacia todo. Estaba atendiendo, recibiendo pagos, consignando dinero, revisaba los inventarios, materiales y proveedores, etc. Lo que necesita ser hecho, ella lo hacía. El esposo nunca tenía que autorizarla, ella manejaba la panadería.

 

Es como esos letreros que dicen, “Si quiere hablar con el que está a cargo, hable con la mujer quien sabe lo que pasa.” Y es cierto, ella manejaba todo. Como el Padre designó y delegó a Cristo, Faraón delegó a José y este esposo delegó a su esposa y ella lo manejaba. Él era su cabeza en teoría, de acuerdo al esquema que vimos pero en la práctica ella era su propia gobernadora, ella lo hacía y era muy feliz y lo hacía bien.

 

Bueno, ahora que hemos cubierto esto, necesitamos ir y ver en la creación, la creación del hombre y la mujer así que no hay mejor lugar para comenzar que Génesis 1. Génesis 1 es una magnifica oda de la creación. Hay 31 versos allí y vamos a comenzar en el verso 3: “Y Dios dijo, “Haya luz.” Y hubo luz.Y Dios dijo, “Haya un firmamento en el medio de las aguas, y divida las aguas de las aguas.” ...Y Dios dijo, “Las aguas bajo los cielos sean reunidas en un lugar, y aparezca la tierra seca.” Y fue así.” (Génesis 1:3,6,9). Todo el camino a través vemos que Dios creó todo por decreto. Él habló la palabra y fue hecho. Solo una excepción mayor, la mayor de todas: el hombre. Dios no iba a hacer esto por decreto. Él lo iba a hacer Él mismo.

 

Leamos en el verso 26: “Y Dios dijo, “Hagamos al hombre a Nuestra imagen, según Nuestra semejanza; y tengan dominio sobre los peces del mar y sobre las aves del cielo y sobre el ganado y sobre toda la tierra y sobre toda cosa rastrera que se arrastra sobre la tierra.” Y Dios creó al hombre a Su propia imagen, a la imagen de Dios Él lo creó. Él los creó hombre y mujer.” Y los bendijo.

 

¿Cómo hizo Dios esto? No se nos dice aquí. Debemos ir a Génesis 2 por la información que nos da el detalle. Verso 7: “Entonces el SEÑOR Dios formó al hombre del polvo de la tierra, y respiró en sus fosas nasales el aliento de vida; y el hombre se convirtió en un ser viviente.” Entonces lo que tenemos aquí es a Dios como si estuviera descendiendo desde el cielo, removiéndose poder. ¿Puede imaginar a Dios colocando un pie en la tierra con Su gloria plena? Lo que pasaría a toda el área sería que no habría nada de eso. Su gloria era muy grande, así que Él se removió poder y entonces como dice aquí en el verso 7 “Dios formó al hombre”  Él lo moldeó, manipuló, lo creó con Sus manos.

 

Recuerde, Dios sabía que esto iba a ser el prototipo para Su creación, de aquellos que un día van a estar en Su reino, y Él iba a hacerlo bien a perfección. Y tenemos un pequeño juego de palabras aquí en el hebreo el cual creo que es interesante, y que le puede interesar. Dice aquí: “…el SEÑOR Dios formó al hombre del polvo de la tierra...” Del español esto es lo que es, pero es interesante. El hombre es llamado Adán y más adelante él recibe el nombre de Adán.

 

Primero veamos Adán. Adán significa el hombre, el humano. Y él salió de la tierra, entonces ¿por qué Dios lo llamó Adán? Porque la palabra hebrea para tierra es Adama. Así que aquí tenemos que de adama salió Adán, es tan solo un juego de palabras. El hombre es de la tierra o si quiere usar ciertas frases de ciencia ficción, él era un terrícola.

 

Él estaba en la tierra pero luego Dios dice: “No es bueno que el hombre esté solo” y lo que en verdad Dios tenía en Su mente era “Oh, este pobre, él en verdad necesita ayuda, él necesita una mujer para ayudarlo a enderezarse.” Las mujeres ven las cosas diferentes. Ellas reaccionan diferente y ellas proveen al hombre un lado que ellos no tienen.

 

Puedo recordar cuando iba a la nevera buscando la mayonesa y dije “Nancy, ¿sabes dónde está la mayonesa?” Ella dijo: “Esta en el tercer cajón a la derecha.” Yo miraba y no estaba allí entonces ella me miró con sus ojos y camina hasta la nevera, la abre y dice “Aquí está,” sacó la mayonesa y me la dio. Pero estoy seguro que no estaba allí. Claro que estaba, no la vi, porque no pude ver como ella.

 

Dios sabe que el hombre necesita ayuda, así que lo que vamos a encontrar aquí son algunos detalles especiales. Génesis 2:18: “Y el SEÑOR Dios dijo, “No es bueno que el hombre esté solo. Haré un ayudante compatible para él.”” Vamos a analizar estas dos palabras porque hay demasiado en aquellas dos palabras. Verso 21: “Y el SEÑOR Dios hizo caer un profundo sueño sobre Adán, y él durmió. Y Él tomó una de sus costillas, y después cerró la carne por debajo. Luego el SEÑOR Dios hizo de la costilla (la cual había sacado del hombre) una mujer, y la trajo al hombre. Y Adán dijo, “Esta es ahora hueso de mis huesos y carne de mi carne. ...

 

Esto es lo que Adán dijo pero una pregunta para todos. ¿Cómo supo Adán que ella era hueso de sus huesos y carne de su carne? Del español nunca lo sabría, pero si lee el hebreo y lo entiende lo sabría. Por décadas pasé sobre esto y nunca lo entendí hasta que fui forzado a ir al hebreo. Dice aquí en el verso 21 “…Dios hizo caer un profundo sueño...” Esta palabra para “profundo sueño” no es la palabra ordinaria para “dormir,” es una palabra especial. Es casi como estar en trance, como en un estado especial del ser y cuando está en ese estado aunque parece que está dormido por decirlo así, aún puede ver y oír y lo que vamos a encontrar es que Adán estuvo recostado sobre su espalda donde sea pero él tuvo como una experiencia fuera del cuerpo donde él veía a Dios en tiempo real trabajando en su cuerpo, abriéndolo, sacando lo que fuera a sacar, haciendo a la mujer, formando a la mujer. Él la vio y él la conoció de modo que cuando Dios había terminado de cerrar a Adán y le llevó a la mujer a él, él pudo decir “huesos de mis huesos, carne de mi carne” porque lo vio pasar.

 

¿Cómo entendemos esto realmente? Veamos la misma palabra siendo usada en Génesis 15. Esta es una historia muy interesante, pero por tiempo no vamos a entrar mucho en esto, vamos simplemente a concentrarnos en el verso 12. Por supuesto esto es parte y recuerde que Fred nos ha hablado del sacrificio maldiciente. Esto es parte del sacrificio maldiciente que iba a tener lugar pero leamos en el verso 12: “Y sucedió, mientras el sol estaba bajando, que un profundo sueño cayó sobre Abram. Y he aquí, ¡un horror de gran oscuridad cayó sobre él!” Vemos de nuevo “profundo sueño,” la misma palabra pero si ve del verso 13 al 21, Dios está hablándole a Abraham “Ciertamente sabrás que esto va a pasar en 400 años y tú te iras y llegarás a una buena vejez e iras a tu tumba” ¿Cómo posiblemente Abraham pudiera escucharlo si él estuviera bien dormido al punto de que un ejército marchando no lo despertaría? Él estaba en un estado del ser donde él podía ver y oír. Él oyó lo que Dios dijo. Dios no desperdició Su tiempo.

 

Sin entender este aspecto del hebreo, nunca lo entendería. Volvamos ahora a Génesis 2 y lo que realmente queremos ver es el hecho que la traducción del Antiguo Testamento al Griego, cuando fue hecho aproximadamente en el 270 aC en los días del ptolomitas, los eruditos hebreos al traducir al griego llegaron a través de la palabra “tardema” y ¿qué palabra griega usaron? Es muy interesante. En realidad son 2 palabras en “éxtasis”. “Ext” significa externo, exterior y “stasis” significa ser. Así que si escucha “éxtasis” varias veces puede oír “ext stasis”, es decir delirantemente feliz, de hecho cuando alguien consume la droga “éxtasis” estará fuera de su mente.

 

Si alguien está en un estado de “éxtasis, esto representa en el griego a un hombre teniendo una visión fuera del cuerpo, eso es lo que quiere decir en el griego. Ahora, los eruditos griegos y hebreos cuando hablan del significado de las palabras, ellos son usualmente bastante buenos. Pero cuando llegan a interpretarlas puede haber unos pequeños problemas allí pero cuando va al entendimiento del significado de las palabras, ellos saben lo que están haciendo.

 

Entonces aquí estaba Adán teniendo casi que una silla en primera fila mientras veía a Dios trabajando en él, cortándolo por mitad y haciendo a la mujer. Incluso el griego tiene esto como fuera del cuerpo. Recuerda cuando Pablo hablaba que él conoció a un hombre y que no podría recordar exactamente si era fuera del cuerpo o en el cuerpo donde él estaba. Él estaba hablando acerca de sí mismo, lo mismo pasa aquí. Exactamente lo mismo pasa aquí.

 

Algo que tal vez es un poco tierno. Dios formó a la mujer a mano. ¿Alguien recuerda de hace años la película “10” con Bo Derek? Ella era una mujer hermosa y todavía tiene buena apariencia pero de cualquier modo cuando Dios terminó aquella mujer, ella era una mujer por encima de “10”.

 

Entonces Dios hizo las especificaciones de la mujer y las especificaciones del hombre. Entonces cuando él dijo “Hueso de mi hueso, carne de mi carne” el Hebreo explica “Ella es parte de mi”, “yo soy ella, ella soy yo, somos hueso de hueso, carne de carne, mente de mente, ser en ser” ellos eran una unidad. Entonces no puede tener uno superior al otro, ellos formaban una unidad completa. Ambos iguales, funciones diferentes es cierto, funciones diferentes pero ellos iguales. El hombre no es superior a una mujer.

 

Ahora veamos esto llamado “costilla.” ¿Recuerda que Dios sacó la costilla? Bien, en realidad no es “costilla”, de hecho no hay palabra hebrea para eso. Encontrará la palabra escrita en español, pero no hay palabra hebrea para costilla. El significado real es “costado” y vamos a ver dos Escrituras, solo dos pero hay más. Veremos solo dos por cuestión de tiempo y veremos esto.

 

Éxodo 25. Esto es donde el Arca del Pacto y el Tabernáculo están siendo hechos. Verso 12: “Y moldearán cuatro anillos de oro para esta, y la pondrán en sus cuatros pies. Y dos anillos estarán en el costado [tsêlâ‛ la misma palabra que fue traducida como costilla en Génesis 2] de esta, y dos anillos en el otro costado... [nuevamente tsêlâ‛.]

 

Esto no es una costilla, no es una parte humana, es un costado. Ahora, ¿qué tan grande es el costado? Un costado puede ser grande. Vayamos a II Samuel 16 y veremos cuán grande puede ser un costado. Este es el episodio cuando Absalón está persiguiendo a David fuera de Jerusalén y están huyendo. Verso 13: “Y David y sus hombres pasaron por la autopista. Y Simei fue sobre la ladera [costado de la colina, la misma palabra tsêlâ‛]  Entonces este costado podría ser un costado inmenso. ¿Quiere escalar el Monte Everest u otro monte? ¿Escalamos el costado norte? ¿El costado sur? Es la misma palabra tsêlâ‛.

 

Esto no cambia nada del significado. El punto es que Dios no tomó una pequeña parte del hombre y luego hizo a la mujer. Él tomó todo un costado y el hebreo nos dice que esto es por igualdad. Nuevamente hombres y mujeres son iguales y Pablo también en I Corintios 11:12 dice que en el Señor ellos son iguales, el hombre es de la mujer y la mujer es del hombre. No hay distinción.

 

Sin embargo, ahora vamos a ver acerca de la Gran comisión que Dios les dio a todas las mujeres casadas. Si yo hubiera sabido esto, si hubiéramos sabido esto habríamos sabido mucho mejor cómo manejar las relaciones familiares. Génesis 2:18: “Y el SEÑOR Dios dijo, “No es bueno que el hombre esté solo. Haré un ayudante compatible para él.”” Tenemos dos palabras aquí en el hebreo. Tenemos “ayudante” y tenemos “compatible.” La palabra hebrea para “ayudante” es ‛êzer. Este ayudante puede ser “equivalente,”  puede ser “superior”, puede ser “subordinado” no se sabe, no lo dice.

 

Veamos el más grande de todos ellos. Vamos a ver el más grande ayudante (‛êzer) de todos. Salmo 70:5: “Pero yo soy pobre y necesitado; date prisa para conmigo, Oh Dios; Tú eres mi ayuda [hebreo:‛êzer ]” De hecho se estima que el 98%-99% de las veces que la palabra “‛êzer” está conectada con una entidad o ser, es con Dios. Entonces usted sabe que cuando Dios dijo que Él iba a hacerle una ayudante a Adán, Él no iba a hacer a alguien que sea menor que Adán. Entonces Dios no considera a esta ayudante de alguna manera inferior que Adán.

 

Volvamos a Génesis 2. Tenemos ahora la otra palabra “compatible” y están conectadas. Entonces la redacción completa sería “‛êzer neged“ dada por Dios. ¿Qué significa esto? Dios está hablando de una imagen exacta. ¿Ha escuchado el término “imagen espejo”? Eso es lo que es, imagen exacta.

 

¿Recuerda la última noche de la vida de Cristo? Él está en la tierra, le está enseñando a los discípulos, en la noche de la Pascua. Sus discípulos le dijeron “Muéstranos al Padre y eso será suficiente para nosotros.” ¿Y qué respondió Jesús? Él dijo: “Si ustedes Me han visto, han visto al Padre.” Si la mujer va a ser una “imagen espejo” para el hombre entonces si han visto al hombre han visto a la mujer y si han visto a la mujer han visto al hombre. Cabello, ojos, nariz, boca, lo sé, uno es hombre y el otro es mujer y hay algunas diferencias en cuanto anatomía pero la forma básica es la misma, ella es una “imagen espejo.”

 

Pero hay algo más. Hay un aspecto militante para esto que usted tan solo lo conoce a través del hebreo. En la Versión Fiel puede leer Génesis 2:18 y en el último párrafo dice “...Haré un ayudante compatible para él.” y allí ve un numero 3 en rojo, si va a la nota va a leer: “una contraparte, una sostenedora a su lado.” Este es el punto, la mujer debe ser una luchadora, debe ser compañía, debe apoyarlo a él, debe pararse al lado de él.

 

¿Alguien recuerda a Tammy Wynette? La famosa cantante de música country, me gustaba mucho, ella era muy buena cantante y su canción favorita se llamaba “Apoya a tu hombre.”  Eso es lo que Dios está diciendo “Apoya a tu hombre.” Pero hay otra cara en esto además de pararse por él, que significa pelear por él, apoyarlo, la otra cara es que cuando usted vea que él está equivocado, cuando vea que él está haciendo algo que no debería, o no hace algo que debería, y nosotros los hombres hacemos eso, ustedes están obligadas a mostrárselo a él y en algunos casos no en términos inciertos.

 

Ahora que hemos cubierto esto vamos a ser testigos y ver uno de los más grandes ejemplos de los que puedo pensar de “‛êzer neged“ Una mujer que fue fiel a su esposo, lo siguió a todo lugar, pero en un punto ella tan solo estalló y lo resistió y Dios intervino para apoyarla. Una historia fascinante.

 

Nosotros conocemos la pareja. El nombre de ella era Sara y el de su esposo era Abraham. Vamos a Génesis 21. Aquí es donde vamos a estar leyendo pero voy a resumir la historia. Todos ustedes recuerdan: En Génesis 11 Dios los llamó a salir de los caldeos y ellos pararon en un lugar llamado Haram el cual es al norte de Mesopotamia y sur de Turquía. Luego Taré muere.

 

Entonces Dios emite Su famoso llamado a Abraham o Abram como dice en los primeros 3 versos de Génesis 12 y ellos completan el viaje a la tierra de Canaán y para lo peor el hambre golpeaba. Ellos dejaron un lugar bonito en su país, una casa bonita para vivir en una carpa.

 

Yo soy hombre así que no puedo pensar en verdad en la forma que una mujer lo hace pero puedo tal vez pensar en esto. Aquí está en una casa bonita en tierra de los caldeos, con su sala, cocina, sus muebles, todo en la cocina y un día viene su esposo y le dice 'Empaca todo querida, nos vamos hacia el norte, estamos yéndonos de aquí' y puede ver a Sara tal vez pensando pero no lo dijo '¿Qué estamos haciendo qué? ¿A dónde nos vamos?' No vemos eso, no lo va a escuchar. Ella lo pudo haber pensado pero ella lo sigue a él obedientemente.

 

Ella es “‛êzer neged” Ella está siguiendo a su esposo y luego cuando llegan a Canaán y están en una carpa, esto es un descenso y luego golpea el hambre y van a Egipto y Abraham dice: 'Sara, tenemos un problema aquí. Tú eres una mujer hermosa y yo soy tu esposo. Vamos a Egipto y ellos van a averiguar que somos casados y van a matarme para tomarte a ti. Entonces ¿por qué no dices que eres mi hermana?" Oh, esa es una buena idea. ¿Qué podría pasar en un harén egipcio? Podemos imaginar lo que pasaría en el harem del Faraón. Por eso es que Dios intervino para asegurarse que eso no pasara.

 

De cualquier forma, ellos llegaron y finalmente llega el evento de la bendición, el nacimiento de Isaac. Todo este tiempo, Sara ha sido sometida a su esposa como sabemos. Veamos lo que pasa en el capítulo 21. Isaac ha nacido y 3 años después hay una fiesta por el destete. Verso 9: "Y Sara vio al hijo de Hagar la egipcia (a quien ella le había dado a luz a Abraham) burlándose." No sabemos exactamente qué estaba pasando pero fue algo amenazador para Sara y si hay algo que agita a una madre, no importa cuán dulce, amorosa y tierna sea, y todo eso, si usted coloca una amenaza a sus hijos ella se vuelve una osa rampante o un toro atacando. Si usted pasa cerca de un osa en el bosque y ella va con cachorros permanezca lejos, no se acerque, de lo contrario va a tener una osa de 500 libras persiguiéndolo y lo volverá pedazos.

 

Veamos lo que hizo Sara, casi que le hizo eso a Abraham. Verso 10: “Y ella le dijo a Abraham, “Echa esta sierva y su hijo, porque el hijo de esta sierva no será heredero con mi hijo, con Isaac.”” En hebreo esto es una orden, esto es imperativo, ella no está diciendo ‘Abraham, tenemos un problema, necesitamos hablar con él.’ No, ella fue directa y le dijo sáquelo de aquí. Y Abraham quedó confundido, no sabía qué hacer.

 

Verso 11: “Y la cosa fue muy grave a la vista de Abraham a causa de su hijo.” Recuerde, Ismael era el primogénito de Abraham, eso es cierto. Para Sara, su primogénito era Isaac, pero Isaac también era el hijo de la promesa, lo que inclina la balanza. En Isaac la simiente sería llamada. Verso 12: “Y Dios le dijo a Abraham, “No sea esto grave a tu vista a causa del muchacho y a causa de tu sierva. En todo lo que Sara te ha dicho, oye sus palabras, porque en Isaac tu semilla será llamada.¿Lo ve? Sara vio que Abraham no hizo eso porque estaba cegado porque Ismael era su primogénito. Sí, él estaba muy feliz de que también tenía a Isaac pero él no podía ver el peligro que Sara vio.

 

Entonces después de todas estas cosas Dios le dice que escuche a Sara y sabemos que en el hebreo esto es ‘shâma que significa ‘oír y obedecer.’ Entonces aquí tenemos a Dios diciéndole a Abraham “obedece a tu esposa.” ¿Que qué? Yo entendía que el hombre es la cabeza de la mujer y aquí Dios dice “escúchela y obedezca a su esposa.” Entonces, usted ve ese bonito esquema de las relaciones con Dios el Padre, Cristo, el hombre y luego la mujer. Sí, en general todo eso es cierto, en la unidad de la familia sólo podría ser uno el que tome la decisión final, es cierto; pero en casos específicos podría ser muy diferente, como lo es acá.

 

Dos cosas que debe notar sobre Sara. Sara no se salió de los límites. Sara fue a través de los canales, ella fue a su esposo, ella no tomó una escoba y echó a Hagar. Ella fue a su esposo y le dijo, ‘saca a esta mujer de aquí.’ Ella obedientemente respetaba a su esposo, ella fue a través de los canales, ella sabía que su esposo era la cabeza de la familia. Segundo, ella también sabía que para que la familia viva adecuadamente, ella tenía que sacar a esa mujer de allí, entonces ella actúa como “‛êzer neged” diciendo ‘Abraham, has esto de otro modo no va a funcionar. No vamos a tener sino problemas.’

 

Finalmente Abraham vio eso, Dios lo hizo. Pero aquí tenemos un ejemplo de una mujer, una esposa quien se paró por su esposo y salió, como si tuviera dagas en sus ojos, ella fue muy protectora de su hijo Isaac. Entonces este es un ejemplo, el mejor ejemplo que yo conozco de una mujer siguiendo obedientemente a su esposo pero sin embargo haciéndolo entender cuando el tiempo llegó.

 

Bueno, ese es el ejemplo de Sara. Demos un vistazo a otro ejemplo. Su nombre era Miriam. La hermana de Moisés y de Aarón el sumo sacerdote. Vayamos a Éxodo 15. Primero encontramos a Miriam como una niña que siguió al bebe Moisés a través de los arbustos, y la hija de Faraón lo ve, lo levanta y he aquí un bebe hebreo y aquella astuta niña Miriam va hasta la hija de Faraón y le dice que si quiere que le consiga una mujer hebrea para cuidarlo. Ella hizo que la madre de Moisés, su madre fuera y lo cuidara. Ella fue astuta en verdad.

 

Bien, no estamos interesados en esa parte de la historia. Nuestra parte de la historia es esta en Éxodo 15:20: “Y Miriam la profetiza,... Ella fue una profetiza. ¿Qué es lo que hace a alguien un profeta o profetiza? Que Dios hable a través de él o ella. No necesariamente que prediga el futuro, aunque algunos profetas ciertamente lo hicieron, sino que Dios hable a través de él o ella ...la hermana de Aarón, tomó un tambor en su mano. Y todas las mujeres fueron tras ella con tambores y con danzas. Y Miriam les respondió, “Canten al SEÑOR,...

 

Primero que todo, ¿quién le dio a Miriam autoridad para hacer eso? ¿No debía hacerlo Moisés el hombre? Miriam era una profetiza. Dios obraba a través de ella. Dios honró a Miriam. Ella lo hizo y Dios nunca la rechazó. Pero por supuesto, Miriam a veces era muy confiada u orgullosa de sí misma por así decirlo. Vayamos a Números 12.

 

Y a pesar de lo que vamos a ver, Dios aun honraba a Miriam. Números 12:1:”Y Miriam y Aarón hablaron contra Moisés por causa de la mujer cusita que había tomado, porque él había tomado una mujer cusita. Y dijeron, “¿Ha hablado en verdad el SEÑOR sólo por medio de Moisés? ¿No ha hablado Él también por medio de nosotros?” Y el SEÑOR lo oyó. (Ahora, el hombre Moisés era muy manso, más que todos los hombres sobre la faz de la tierra).” Cuando aquí dice manso, significa que él no buscaba el poder, no buscaba gobernar sobre los otros.

 

¿Recuerda lo que Dios tuvo que hacer para hacerlo tomar el trabajo  de sacar a Israel de Egipto? Eso es lo que significa que era manso. No quiere decir que fuera débil. Moisés no fue débil en absoluto.

 

Dios estuvo bravo con Miriam y Aarón por hablar en contra de Moisés. Sabemos lo que pasó. Ella llegó a ser leprosa y fue sacada del campamento por 7 días. Dios tuvo el campamento quieto durante ese tiempo. Moisés y Aarón lamentaban mucho y esperaban que Miriam superara su lepra y volviera.

 

Lo interesante es al comparar a Moisés, Aarón y Miriam. Todos ellos pecaron. Aarón con el becerro de oro, Miriam hablando en contra de Moisés y Moisés,  y no tenemos tiempo para hablar de eso, con su temperamento mató a un egipcio y tuvo que salir de Egipto e irse a Median y Dios lo llamó de Median y luego cuando él tenía los 10 mandamientos, las palabras escritas por Dios en tabletas labradas por Dios, él descendió de la montaña, vio el becerro de oro y por la ira las volvió pedazos.

 

Usted diría, “Moisés pero por favor, esas estaban escritas por Dios, Dios se las dio a usted.” Pero su temperamento lo hizo. Finalmente, hacia el final Dios le dijo que le hablara a la Roca, ¿recuerda? La Roca representaba a Cristo. Pero Moisés tuvo un mal día, los hijos de Israel le daban problema y él les dijo “Ustedes rebeldes” y golpeó la Roca. No sé si Moisés alguna vez superó su temperamento pero podemos estar agradecidos de tener esos ejemplos como dijo Pablo. Porque Dios honró a todos los 3.

 

Veamos lo que Dios le dijo al profeta Miqueas. Miqueas 6:4. Aquí está hablando Dios: “Porque Yo los saqué de la tierra de Egipto, y los redimí de la casa de esclavos; y envié a Moisés, Aarón, y Miriam delante de ustedes.” A todos los 3. Miriam no estaba por debajo, ella no estaba subordinada, ella estaba justo ahí y Dios los honró a los 3. Tan solo piense. Si ellos pecaron en la forma que lo hicieron y van a estar en el Reino de Dios, tengan esperanza hermanos y hermanas que si nosotros nos arrepentimos, Dios estará con nosotros como estuvo con ellos. Pero aquí estaba Miriam, profetiza de Dios y Dios la honró igual.

 

Veamos ahora algo menor. Éxodo 38. Esto es algo menor pero muy interesante. La construcción del tabernáculo y el Arca del Pacto. Éxodo 38:8: “Y él hizo la fuente de bronce y su base de bronce, de los espejos de las mujeres sirviendo quienes estaban trabajando en la entrada del tabernáculo de la congregación.” En el hebreo, esto es haciendo el trabajo del tabernáculo. Espere un minuto, yo pensaba que solo los sacerdotes y levitas podían trabajar en los utensilios sagrados, la tapicería y todo eso. Pues bien, ¡aparentemente no! A estas mujeres Dios las elevó al punto donde Él les permitió a ellas hacer el trabajo en el tabernáculo, trabajando con los levitas y sacerdotes. La mayoría de los hombres ni siquiera podían hacer eso, pero Dios honró a estas mujeres y les permitió hacer eso. Tal vez algo menor, pero estas mujeres eran las mejores y Dios las honró.

 

También vamos a ver a otra mujer. La hemos visto antes brevemente. Encontramos la historia en II Reyes 22:14 y II Crónicas 34:22. Vayamos a II Reyes 22:14. Aquí estamos en los días de Josías, encontraron el libro de la Ley y lo leyeron y Josías estuvo absolutamente horrorizado, se vistió en cilicio y ceniza. Él sabía que venían problemas para la tierra, él sabía que Israel había pecado gravemente y Dios los iba a castigar.

 

Entonces el rey envió a Hilcías el sacerdote y a otros dijo. Verso 13: “Vayan a consultar al SEÑOR por mí, y por el pueblo, y por toda Judá, concerniente a las palabras de este libro el cual es encontrado, porque grande es la ira del SEÑOR la cual está encendida contra nosotros...” Entonces ellos… Verso 14: “...fueron a Hulda la profetiza, la esposa de Salum el hijo de Ticva, Y ella vivía en Jerusalén en el segundo barrio. Y hablaron con ella.

 

Verso 15: “Y ella les dijo, “Así dice el SEÑOR Dios de Israel....” Como Isaías, Jeremías, Ezequiel, Oseas. Esta profetiza, y recuerde ¿qué hace a alguien una profetiza o profeta? Dios habla a través de ella o él. Y ahora Dios estaba hablando directamente a través de ella. No a través de su esposo. No dice que él fuera un profeta. Dios no lo escogió para ser un profeta, Dios la escogió a ella para ser profetiza. Nuevamente, Dios eleva a las mujeres y las honra.

 

Verso 15: “Y ella les dijo, “Así dice el SEÑOR Dios de Israel. Díganle al hombre que los envió a mí, ‘Así dice el SEÑOR,...” Y ella habla del mal que va a venir y eso era algo bastante malo en verdad.

 

Y ahora el ejemplo final, y esto es por el tiempo que tenemos esta noche. Esta es mi mujer favorita en todo el Antiguo Testamento. Ella era feroz, ella fue una líder, valiente, una mujer de valor, una mujer que lideró los ejércitos de Israel, porque ningún hombre lo podía hacer. Ella lo hizo. Ella fue una jueza, una profetiza, una cantante y ella fue una madre en Israel. Por supuesto ustedes saben, estoy hablando de Débora.

 

Vayamos al libro de Jueces y comenzaremos en el capítulo 4. Hay algo que encontramos y es que una y otra vez Israel iba tras otros dioses. Ellos no podían tan solo permanecer solos. Ellos no podían recordar cuando Dios les dijo: “Escucha Israel el Eterno es Tu Dios. Solo el Eterno. A Él y solo a Él ustedes adorarán.” Ellos no podían hacer esto.

 

Jueces 4:2: “Y el SEÑOR los vendió en la mano de Jabín rey de Canaán,.... Y los hijos de Israel clamaron al SEÑOR, porque él tenía novecientos carros de hierro. Y  él oprimió poderosamente a los hijos de Israel veinte años.” (Versos 2-3). En aquellos días, los carros de hierro eran armas de destrucción masiva y ni siquiera los barcos disparaban a carros de hierro como esos. Esto pudo haber venido porque Dios iba completamente a alterar el balance de poder en aquella sección del mundo. Él iba a usar Débora y al ejército de Israel para hacerlo.

 

Verso 4: “Y Débora, una profetiza [Dios hablaba a través de ella], la esposa de Lapidot, juzgaba a Israel en aquel tiempo.” Nosotros creemos que en verdad ella era la esposa de un hombre llamado Lapidot aunque no tienen que serlo porque en el hebreo la palabra “esposa” también puede ser “mujer” y Lapidot no tiene que ser un hombre porque viene de “Lapid” que significa “fuego, llama.” Entonces ella podía ser la esposa de un hombre llamado Lapidot, o ella era una mujer de fuego, de llamas y eso se ajusta a su personalidad. Y su nombre “Débora” significa “abeja” como la abeja que pica.

 

Verso 5: “Y ella vivía bajo la palmera de Débora entre Ramá y Betel en el monte Efrain. Y los hijos de Israel subían a ella para juicio.” Espere un minuto. Los hijos de Israel, los líderes y cabezas de familia, hombres subían en busca de juicio a ella, a una mujer. Es como hoy con la jueza Judy que ha visto en televisión. Débora entregaba justicia a hombres y mujeres sin importar y nadie se quejaba pues ella juzgaba rectamente.

 

Verso 6: “Y ella envió y llamó a Barac el hijo de Abinoam de Cedes en Neftalí, y le dijo, “¿No ha ordenado el  SEÑOR Dios de Israel, diciendo, ‘Vayan y tomen hacia Monte Tabor, y tomen con ustedes diez mil hombres de los hijos de Neftalí y de los hijos de Zabulón? Y yo te traeré a Sísara, el capitán del ejército de  Jabín, en el rio Cisón, junto con sus carros y su multitud. Y lo entregaré en tus manos.’” Y Barac le dijo a ella, “Si tú vas conmigo, entonces iré. Pero si no vas conmigo, no  iré.”” Puede imaginar lo que Débora habrá pensado, verle la cara cuando ella escuchó que Barac la necesitaba a ella para tenerle la mano.

 

Veamos lo que dice Débora. Verso 9: “Y ella dijo, “Ciertamente iré contigo. Pero el viaje que tú tomarás no será por tu honor, porque el SEÑOR venderá a Sísara en la mano de una mujer.” Y Débora se levantó y salió con Barac a Cedes.” Usted piensa que esto se refiere a Débora, pero no. Hay otra mujer. Dios va a aniquilar a los cananeos con las manos de dos mujeres. Que tal esto para honrar y alabar a mujeres.

 

Entonces Barac salió. Verso 13: “Y Sísara reunió todos sus carros, novecientos carros de hierro, y todo el pueblo con él,Y Débora dijo a Barac, “¡Sube! Porque este es el día en el cual el SEÑOR ha entregado a Sísara en tu mano. ¿No ha salido el SEÑOR delante de ti?...” En otras palabras, Débora era la comandante en jefe quien dijo ‘Al ataque.’ ¿No podría algún general hombre haber dicho eso?

 

Barac los persiguió y Dios los entregó en las manos de los israelitas. No tenemos tiempo para entrar en esto. Tal vez en un tiempo futuro podremos ir a las mujeres del Nuevo Testamento y haremos una comparación entre lo que pasa aquí, lo que pasó al cruzar el Mar Rojo, la tormenta, el terremoto en el que el poder de Dios estuvo plenamente visible. Lo que detuvo esos carros fue una tormenta que descendía mientras el viento soplaba horizontalmente, como nos dice Josefo, justo a los ojos de los cananeos y ellos no podían ver. Y los carros, incluso si son de hierro, no les va bien enterrados en 60 cms o 1 metro de barro, se lo garantizo.

 

Pero bueno, aquí tenemos a Sísara huyendo a pie. Verso 17:”Y Sísara huyó en sus pies a la tienda de Jael, la esposa de Heber el ceneo, porque había paz [él pensaba que la había] entre Jabín rey de Hazor y la casa de Heber el ceneo. Y Jael salió al encuentro de Sísara y le dijo, “Entrégate mi señor, entrégate a mí. No temas.” Cuando él se había apartado a ella en la carpa, ella lo cubrió con un tapete.” Lo cubrió con una cobertura, en otras palabras le dio una manta.

 

Verso 19: “Y él le dijo a ella, “Por favor dame un poco de agua para beber, porque estoy sediento.” Y ella abrió un odre de leche y le dio una bebida, y lo cubrió. Nuevamente él le dijo a ella, “Párate en la puerta de la tienda, y será cuando algún hombre venga preguntándote, diciendo, ‘¿Hay algún hombre aquí?’ Tú dirás, ‘No.’”” En verdad eso sería una respuesta precisa, pues no había un hombre de verdad, él era un cobarde llorón.

 

Verso 21: “Entonces Jael, esposa de Heber, tomó una estaca de la tienda y puso un martillo en su mano, y fue suavemente a él, y golpeó la estaca en su sien, y golpeó esta hasta al suelo, porque él estaba profundamente dormido y cansado. Así él murió.” Este fue el final de Sísara.

 

Ahora veremos cómo esta esto escrito en el maravilloso hebreo. Jueces 5. Esto es lo que es más interesante aquí. Esto fue sangriento ¿verdad? ¿Tenía que hacer eso? ¿Qué pensó Dios de eso? Verso 24: “Bendita entre las mujeres será Jael la esposa de Heber el ceneo. Ella será bendita por encima de mujeres en la tienda.” Dios dijo justo allí, ‘Lo que él hizo a Mi pueblo, cómo los oprimía y mataba, él lo merecía.” Y Dios lo hizo a través de las manos de una mujer. No había hombre apto para el trabajo. Dios honró a las mujeres y lo hace aquí.

 

Esto es poesía, incluso si no lo lee en el Hebreo, lo puede sentir también en español. Verso 25: “Él pidió agua, y ella le dio leche. Ella trajo mantequilla en un plato señorial. Ella puso su mano a la estaca y su mano derecha al martillo del trabajador. Ella martilló a Sísara; ella aplastó su cabeza; ella la atravesó y golpeó a través de su sien. Él se encorvó entre sus pies, él cayó, él se acostó. Entre sus pies él se encorvó; él cayó. Donde él se encorvó, allí él cayó muerto.” Así es como Dios lo representó. Así es como fue. En hebreo es poesía magnifica.

 

Hubo una inmensa batalla. Las estrellas del cielo cayeron. Hubo una batalla cataclismica. Los ángeles de Dios estaban en guerra. Ellos iban a aplastar y alterar la balanza de poder. Lo mismo que hicieron en Sinaí, al cruzar el Mar Rojo, una inmensa tormenta de rayos, relámpagos. Algún día podré mostrarles la conexión entre los dos. Así es como Dios aplastó a los cananeos, con una inmensa tormenta y aquellos carros quedaron clavados en el barro.

 

Finalmente, verso 31: “Así todos Tus enemigos perezcan, Oh SEÑOR. Pero aquellos que Lo aman sean como el sol saliendo en su gloria.” Y la tierra tuvo descanso cuarenta años.” Ella juzgó más de 40 años. La tierra tuvo descanso 40 años después de la muerte de Sísara pero ella había estado juzgando por un tiempo antes de eso. Entonces esta juez Débora pudo estar juzgando por 45, 50, 55 años. Más que cualquier otro juez.

 

Desde este punto en adelante esto fue puro descenso. Lea el resto de Jueces y ningún juez pudo hacer lo que hizo esta mujer. Ella pasa a ser la mejor jueza registrada en el libro de Jueces. Alguien podrá decir que Samuel pero él tuvo un libro de él mismo así que no estamos hablando de Samuel aquí.

 

Algunas palabras para cerrar y conectar los puntos. “‛êzer neged”. Una ayudante apropiada, una ayudante y compañía, una ayudante leal y fiel, una que permanece con usted a través de todo. Si usted es un hombre y tiene aún una esposa, ámela, atesórela y alábela. Y sea agradecido que el Señor Dios del cielo le dio una “‛êzer neged”.

Atrás
Carta de Octubre 2021
Nosotros
 Declaración de Propósito
 Acerca de Nosotros
 Acerca de Fred Coulter
 Nuestra Historia
 ¿Cómo es soportada la obra?
 Calendario de las Fiestas
Nuestros otros sitios
 Truth of God
 Church at Home
 Restoring the Original Bible
 A Faithful Version
 God's Youth (Jóvenes)
Enlaces Externos
 Israel de los Alpes–Los Waldenses
 Historia y Verdad
Nota: Enlaces hechos a otros sitios web no debe interpretarse como una aprobación de todo lo que se ofrece en esas páginas. Sitios que ofrecen excelentes recursos para el estudio y la investigación también pueden incluir material que son contrarios a las creencias de IDCB. Es su responsabilidad ejercer discernimiento cuando acceda a ellos. IDCB no es responsable del contenido de estos enlaces externos.
Telegram
Iglesia de Dios Cristiana y Bíblica
P.O. Box 831241
San Antonio, TX 78283
© 2021 www.laverdaddeDios.org. Derechos Reservados
Términos de Uso  Donaciones