| Inicio |  Creencias  Estudios  Sermones |  Videos |  Cartas Mensuales |  Contáctenos |  Biblia | 
Buscar por palabra
 
Nota: Use comillas para buscar una frase exacta
Estudios Biblicos en vivo
Sermones
 Doctrina
 Estudios bíblicos
 Nuevo Orden Mundial
 Profecías de los últimos tiempos
 Temas varios

 

 DIAS SANTOS ANUALES Y FIESTAS DE DIOS
 Años anteriores
 2016
 2017
 2018

 

 SERIES
 ¿Quién y que controla su mente?
 14 cosas para ver en Profecía
 Cristo y nuestro llamado
 Daniel y Apocalipsis
 Dios el Padre no fue el Dios del Antiguo Testamento
 El amor de Dios
 El Calendario Hebreo Calculado
 El Diezmo
 El lavamiento del agua por la Palabra
 El Sábado
 Epístola de Primera de Corintios
 Epístola de Segunda de Corintios
 Epístola de Primera de Pedro
 Epístola de Segunda de Pedro
 Gobierno en la Iglesia
 La gracia de Dios y el guardar los Mandamientos
 Las 10 mentiras mas creíbles de Satanás
 Matrimonio, divorcio y recasamiento
 Obras de ley y justificación
 Preparación para la Pascua y Panes sin Levadura
 Preparación para Pentecostés
 Proverbios para Jóvenes
 Respuestas bíblicas a los evangélicos
 Restaurando el Cristianismo original para hoy
 Sociedad adicta
Tablas
 Comparación pasajes criticos en el Antiguo Testamento concerniente a la Pascua
 Génesis 15 - Abraham y muerte de Jesús
 Génesis 22 - Isaac y muerte de Jesús
 La ultima Pascua de Jesús - Nisan 14
 Lista de todas las Fiestas y Días Santos ordenados por Dios del año 5 a.C. al 105d.C.
 Los últimos 7 años
 Profecías del reinado de los reinos gentiles
 Tres días y tres noches de Jesús en la tumba
 Un gráfico sincronizado de registros que establece el año del nacimiento de Cristo
 Una comparación entre el Antiguo y Nuevo Pacto
Temas varios
Atrás
Casi Persuadido

Casi persuadido

Fred R. Coulter—Septiembre 28, 1990

www.iglesiadedioscristianaybiblica.org

 


Para darle un titulo a este sermón en particular, llamémoslo Casi persuadido. ‘Dios, casi Te creo. Lo que he escuchado casi me hace quererlo, estoy casi persuadido.’ Así entonces si usted pudiera decir a que está dedicado este sermón, estaría dedicado a aquellos quienes son religiosos, que claman que adoran a Dios, quienes creen que están haciendo lo que Dios quiere que hagan, pero en realidad no están totalmente persuadidos.

 

Comencemos yendo a Lucas 14. Aquí está una vez cuando Jesús fue en el día Sábado a comer en la casa de uno de los fariseos y sanó a un hombre quien tenía hidropesía y todos estaban sorprendidos. Luego Él les dio esta parábola, comenzando en Lucas 14:15: “Entonces uno de aquellos que se sentaron a la mesa con Él, después de escuchar estas cosas, le dijo, “Bendito es aquel que comerá pan en el reino de Dios.”” Ahora él tan solo había visto a este hombre siendo sano. Había escuchado lo que Jesús estuvo diciendo, entonces aquí estaba un fariseo casi persuadido, muy religioso. Jesús no le dijo, ‘Es correcto, mi amigo.’

 

Pero cuando el hombre dijo, ‘Bendito es aquel que comerá pan en el reino de Dios,’ Jesús no dijo, ‘Hey, eso es correcto. Eso es lo mejor que he escuchado hoy, porque es una declaración verdadera, Bendito es aquel que comerá pan en el reino de Dios.’ Pero note la respuesta de Jesús, porque hubo un poco de hipocresía en lo que el fariseo estaba diciendo. Así que Jesús dio esta parábola. “Pero Él le dijo, “Un cierto hombre hizo una gran cena,.. [porque él dijo, ‘Bendito es aquel que comerá pan en el reino de Dios.’] ...e invitó a muchos.” (v 16).

 

Y envió a sus siervos a la hora de la cena para decir a aquellos que habían sido invitados, ‘Vengan, porque todo esta ahora listo.’ Pero todos con un consentimiento comenzaron a excusarse a sí mismos. Él primero le dijo, ‘He comprado un campo, y necesito salir a verlo; le ruego me tenga excusado.’.... [Esto es importante, especialmente hoy—¿cierto? Porque si hoy compra un pedazo de tierra va a usar una buena cantidad de dinero—¿cierto? Entonces esta es una excusa perfecta. Entonces si usted está casi persuadido, empecemos haciéndonos la pregunta mientras avanzamos—¿Cual es mi excusa? Leamos la siguiente, v 19:] ...Y otro dijo, ‘He comprado cinco pares de bueyes, y voy a probarlos;.. [De nuevo, una inversión sustancial—¿cierto? Algo tiene que ser hecho. Entonces él dijo:] ...le ruego me tenga excusado.’ Y otro dijo, ‘Me he casado con una mujer, y por esto soy incapaz de ir.’” (vs 17-20).

 

Vea todas las diferentes excusas que tienen. Vayamos al libro de Hechos, Hechos 26 y veamos a alguien quien estuvo casi persuadido de llegar a ser cristiano. Pero usted sabe que hay mucha gente que imagina que es cristiana, quienes son casi cristianos, casi persuadidos, pero tan solo son como el que dijo, ‘Tengo cosas mas importantes que hacer, Señor. Me he casado, he comprado algunos bueyes, he comprado alguna tierra.’ Y puede usar la misma cosa hoy, las mismas excusas.

 

Hechos 26, aquí es donde Pablo estaba dando su defensa ante el Rey Agripa, y por supuesto el Rey Agripa sabía todo lo que estaba pasando durante los días de Jesús y el tiempo de Pablo, entonces él dijo, v 22: “Así entonces, habiendo obtenido ayuda de Dios hasta este día, he aguantado, llevando testimonio a ambos al pequeño y al grande,.. [Esto es a pesar del hecho que los judíos querían matarlo. Después que él le explicó su meta, su misión, el llamado de Dios, y todo eso en la primera parte del capitulo. No quiero avanzar y tomar el tiempo y entrar en eso.] ...diciendo nada más que lo que ambos los profetas y Moisés dijeron que pasaría:…’” Hay mucha gente hoy que piensan que son cristianos, creen que tienen a Cristo. Ellos casi son cristianos, o casi persuadidos, pero ¿cree usted que ellos harían como Pablo y creerían las cosas que están en los profetas y en Moisés? Cuanta gente dice hoy, ‘Soy un cristiano del Nuevo Testamento. Oh, ese Antiguo Testamento es para aquellos allá atrás. Yo sigo a Pablo, porque esto es la nueva teología.’ Bien, ¿qué dijo Pablo? Él predicó aquellas cosas escritas en los profetas y Moisés.

 

Verso 23: “Que Cristo sufriría, y que Él sería el primero a ser levantado de los muertos, y para proclamar luz a la gente y a los gentiles.” Y mientras estaba pronunciando estas cosas en su defensa, Festo dijo con una voz alta, “Estás loco, Pablo; mucho aprendizaje te ha llevado a locura.” Pero él dijo, “No estoy loco, muy noble Festo, sino pronuncio palabras verdaderas y racionales. Para que el rey, a quien hablo con denuedo, sea informado de estas cosas. Porque estoy convencido que ninguna de estas cosas son ocultas de él; porque esto no ha sido hecho en una esquina.... [Entonces el Rey Agripa sabía todo lo que fue hecho, él escuchó todas las cosas que habían tenido lugar. No fue hecho en una esquina. No fue algún evento pequeño. De hecho, esto resultó ser el evento más grande de la historia desde la creación del mundo y la humanidad. Note lo que le preguntó al Rey Agripa, él dijo:] ...Rey Agripa, ¿le crees a los profetas? Sé que crees.” Entonces Agripa le dijo a Pablo, “¿Me persuadirás para llegar a ser un Cristiano en tan poco tiempo?”” (vs 23-28). ‘Casi me persuades de llegar a ser un Cristiano.’

 

Entonces el Rey Agripa estuvo casi persuadido. ¿Cuantas personas están en la misma situación hoy, casi persuadidos? ¿Y qué de usted? ¿Cree que está totalmente persuadido? ¿Puede levantar la Biblia y decir que la Biblia es la Palabra de Dios, es la Palabra inspirada de Dios, que debemos vivir por cada Palabra de Dios y que ha colocado su rumbo para hacer eso? ¿Lo ha colocado así? Mucha gente declara esto, pero como dije en un sermón reciente, ellos tienen sus ‘si pero…’ ‘Sí, pero Señor, esto,’ y ‘sí, pero Señor, lo otro.’ Están casi persuadidos.

 

Veamos lo que ocurre a aquellos que están casi persuadidos. Vayamos al libro de Hechos capitulo 17, tan solo unas paginas atrás. Voy a resumir la primera parte del capitulo donde vienen al área de Tesalónica. Entran en la sinagoga. Mucha gente cree que están persuadidos, pero aquí están los judíos quienes levantaron mucho problema. Ellos buscan la muerte de Pablo, Silas y Timoteo. Entonces ellos se marcharon de la ciudad y fueron a Berea. Entonces cuando llegaron a Berea, tomemos aquí en Hechos 17:11: “Estos eran más nobles que aquellos en Tesalónica, porque recibieron la Palabra con toda disposición de mente... [Listos para creer, listos para recibir. No la clase de actitud del casi persuadido, o ‘Creeré bajo la condición de esto,’ no, con disposición de mente.] ...y examinaron las Escrituras diariamente para ver si estas cosas eran así.

 

Entonces estas personas no estaban casi persuadidas, ellos estaban persuadidos. Y dice que eran más nobles. Así entonces Pablo escapa y va a Atenas. Cuando llega a Atenas él ve una ciudad totalmente dada a la idolatría. Es absolutamente tremendo, ídolos en todo lugar. Y a Pablo, dice aquí, esto agitó su espíritu. Él estaba allí de pie hablando a los Estoicos. Los Estoicos son aquellos que son los ermitaños, los que creen en mucha disciplina y  severidad y dureza y que de alguna forma eso va a hacer a Dios feliz. Los Epicúreos, por otro lado, eran aquellos quienes decían, ‘Miren, somos hechos para disfrutar la vida. Somos hechos para comer y beber y ser felices y divertirnos y de eso es lo que se trata la vida.’ Entonces Pablo llega viendo todos estos ídolos y dice, ‘Oh, no puedo creer lo que estoy viendo.’

 

Entonces él les predicó la resurrección de los muertos. Luego volvió y vayamos allí a Hechos 17:22, porque ellos querían escuchar esta nueva cosa—la resurrección de los muertos. Antes de que entremos en esto aquí quiero mencionar, mientras me estaba registrando en el hotel esta mañana, algo pasó que nunca olvidaré. Fue bastante tremendo. Estaba de pie allí registrándome y estaba allí una mujer española joven con su esposo y estaban en el proceso de registrarse y hubo una llamada telefónica y era para ella, así que ella levantó el teléfono. Y lo único que escuché fue, ‘¿Que, que?!’ Y de repente se desmayó y cayó allí en el piso. Miré y ‘¿Qué debemos hacer?’ La recepcionista dijo, ‘El mensaje era que su madre acababa de morir.’ Nunca había visto algo como eso, ella tan solo cayó y en 10 segundos estaba de pie y afanada le decía a alguien mas allí, ‘Mi madre acaba de morir.’

 

Piense en la gente que considera la muerte con ese desespero, en esa forma desesperada, porque nunca han escuchado de la resurrección de los muertos. Entonces aquí llega Pablo predicando la resurrección de los muertos. Y él entra a la ciudad totalmente dada a la idolatría. Entonces él dice en v 22: “Entonces Pablo se paró en el centro de la colina de Marte y dijo, “Hombres, Atenienses, percibo que en todas las cosas son muy reverentes a deidades (KJV: muy supersticiosos); porque mientras estaba pasando a través y observando los objetos de su veneración, encontré también un altar sobre el cual estaba inscrito, “A un Dios desconocido.” Así entonces, a Él a Quien ustedes adoran en ignorancia es Aquel que les proclamo.” (vs 22-23).

 

Él es el Dios que hizo el mundo y todas las cosas que están en el. Siendo el Señor del cielo y la tierra, no vive en templos hechos por manos;.. [Usted sabe, casi toda religión se sale del camino tan pronto como empiezan a hacer un templo para Dios, porque olvidan Isaías 66 donde Dios dice, ‘¿Dónde esta la casa que ustedes construirán para Mí y dónde está el lugar de Mi descanso?’ Él dice, ‘He aquí, Mis manos han hecho todas esas cosas.’ Entonces Pablo está diciendo, ‘Ni siquiera conocen este Dios y Él ha hecho los cielos y la tierra.’] ...Ni es Él servido por las manos de hombres, como si necesitara algo, porque Él da a todos vida y aliento y todas las cosas. Y Él hizo de una sangre todas las naciones de hombres para habitar sobre toda la faz de la tierra, habiendo determinado de antemano sus tiempos señalados y los límites de sus habitaciones; para que pudieran buscar al Señor, si tal vez pudieran palpar tras Él y pudieran encontrarlo; aunque verdaderamente, Él no está lejos de cada uno de nosotros,” (vs 24-27).

 

Este fue un mensaje sorprendente para estas personas. Miren, hoy tenemos en mente un concepto de lo que entendemos acerca de la cristiandad y el mundo, y especialmente viviendo aquí en USA, no comprendemos cuan totalmente dadas a la idolatría estaban estas personas. Pablo estaba predicando esta extraña nueva doctrina, porque él dice: “Porque en Él vivimos y nos movemos y tenemos nuestro ser;.. [este es un mensaje fenomenal—¿cierto? Porque los griegos tenían todos esos dioses, un dios para el amor, un dios para la sanidad, un dios para la guerra, un dios para la paz, un dios para el cielo, un dios para el infierno, un dios para el mar, un dios para el aire, un dios para la casa, un dios para el templo, un dios aquí y un dios allá. Y todos los otros según los animales e imagines e ídolos y desnudez y pornografía. Y aquí está Pablo justo en el medio, enseñándoles esta doctrina extraña e inusual y diciendo que este Dios que no conocen les da cada aliento de aire que respiran. Él ha creado el mundo para que puedan buscarlo.] ...como algunos de los poetas entre ustedes también han dicho, ‘Porque somos Su descendencia.’ Por tanto, ya que somos la descendencia de Dios,..’” (vs 28-29).

 

Él incluso citó uno de los poetas terminando el v 28: “Porque en Él vivimos y nos movemos y tenemos nuestro ser; como algunos de los poetas entre ustedes también han dicho, ‘Porque somos Su descendencia.’ Por tanto, ya que somos la descendencia de Dios, no deberíamos pensar que la Deidad es como eso lo cual es hecho de oro, o plata, o piedra—una cosa esculpida de arte ideado por la imaginación del hombre; porque aunque Dios en verdad ha pasado por alto los tiempos de esta ignorancia, Él ordena ahora a todos los hombres en todo lugar arrepentirse” (vs 28-30).

 

Entonces aquí Pablo tan solo ha lanzado un mensaje tremendo de arrepentimiento y del reino de Dios y la resurrección de Jesucristo. Él dice: “Porque Él ha fijado un día en el cual Él juzgará al mundo en justicia por un Hombre a Quien Él ha nombrado, habiendo dado prueba a todos resucitándolo de los muertos.” Y tras oír de la resurrección de los muertos, algunos se burlaron; pero algunos dijeron, “Te escucharemos de nuevo concerniente a este asunto.”” (vs 31-32). Esto es, ‘Estoy casi persuadido.’ Por supuesto, hubo algunos que creyeron. ¿Pero no es interesante que hubo tan pocos en Atenas que creyeron que en ningún lugar encontramos registrado de alguna iglesia en Atenas en el Nuevo Testamento? Muy interesante.

 

Como ven, Atenas fue casi persuadida. ¿Y qué de usted con respecto a Dios? ¿Es usted casi persuadido? Vayamos al Antiguo Testamento y veamos el registro de Lot. Vayamos a Génesis 18, y por supuesto allí en Génesis 18, Abraham negocia con Dios. Porque como ve, Abraham no estaba persuadido que hubieran 50 hombres allí, ni 45, ni 30. Finalmente bajo a 10 y Dios dijo, ‘Ok por 10 hombres no destruiré a Sodoma.’ Así entonces en Génesis 19 los dos ángeles descendieron para revisar y ver como era Sodoma, para ver si el clamor que han escuchado que sube desde Sodoma es en verdad tan malo como fue dicho. Entonces tomemos aquí en Génesis 19:13, donde el ángel dijo: “Porque destruiremos este lugar, porque grande es el lamento de este ante el rostro del SEÑOR. Y el SEÑOR nos ha enviado a destruirlo.” Y Lot salió y habló con sus yernos, quienes se casaron con sus hijas, y dijo. “Levántense y salgan de este lugar, porque el SEÑOR destruirá esta ciudad.” Pero para sus yernos el parecía estar bromeando.” (vs 13-14).

 

Entonces ellos no estaban siquiera persuadidos. Sus yernos no fueron persuadidos. Así entonces en la mañana, v 15: “Y cuando la mañana comenzaba, entonces los ángeles apuraban a Lot, diciendo, “¡Levántate! Toma tu esposa y tus dos hijas quienes están aquí, no sea que seas consumido en el castigo de la ciudad.”” Pensemos acerca de eso. ¿Cuantos fueron salvos? Lot, sus dos hijas y su esposa—un total de 4 personas. Cuatro de toda una ciudad completa. Espero traer algo acerca de un nuevo descubrimiento, creen que han encontrado donde durante todos estos siglos ha estado enterrada Sodoma, debajo de toneladas de sulfuro y azufre. Pero traeré eso después. Entonces usted conoce el resto de la historia. Usted pensaría que Lot estaba realmente persuadido, porque él quería ir. Pero veamos aquí la actitud de Lot.

 

Y sucedió, cuando ellos lo llevaron afuera,.. [Porque los ángeles lo tomaron de la mano y dijeron, ‘Tenemos que salir de aquí, ahora huye a las montañas. Sal de aquí.’ Entonces los tomaron de la mano, los avanzaron y dijeron:] ...“¡Escapa por tu vida! No mires tras de ti, ni estés en ningún lugar de la planicie. Escapa a la montaña no sea que seas consumido.” Y Lot les dijo, “Oh no, mi SEÑOR,... [Él no estaba muy persuadido—¿cierto?] ...He aquí ahora, tu siervo ha hallado gracia a tu vista, y has magnificado tu misericordia, la cual me has mostrado salvando mi vida. Pero no puedo escapar a la montaña, no sea que algún mal me sorprenda y muera. He aquí ahora, ésta ciudad esta cerca para huir, y es pequeña... [la pequeña ciudad de Zoar.] ...Oh déjame escapar allí—¿No es esta pequeña?—y mi alma vivirá.”” (vs 17-20).

 

Entonces ellos dijeron, ‘Ok, ve a la ciudad.’ Entonces fueron a la ciudad y tan pronto como el sol se elevó—tomemos aquí el v 24: “Entonces el SEÑOR llovió sobre Sodoma y sobre Gomorra azufre y fuego, del SEÑOR del cielo. Y Él derribó aquellas ciudades, y toda la planicie, y todos los habitantes de las ciudades, y lo que crecía sobre la tierra.... [Pero ¿qué de la esposa de Lot? Ella no estaba persuadida en absoluto, porque dice:] ...Pero su esposa miró hacia atrás desde detrás de él, y se convirtió en una columna de sal.” (vs 24-26). Casi persuadida, casi cree, pero no mucho. Entonces miren lo que le pasó.

 

Veamos otro registro aquí en el libro de Deuteronomio. Capitulo 1. Dios dio promesas y bendiciones tremendas, y así tendría a Su pueblo Israel yendo a la tierra prometida, que Él les prometió, una tierra que fluye leche y miel, una tierra tremenda. Una tierra donde Dios dijo que ellos comerían pan sin escasez, donde podrían excavar y extraer cobre, oro y minerales de la tierra, donde podrían hacer casas hermosas y finas, y comer pan a la saciedad. ¿Entonces qué hizo Moisés? Él envió un espía de cada una de las doce tribus y salieron y expiaron la tierra y trajeron con ellos racimos de uvas que eran tan grandes que tenían que ser cargados en los hombros de 2 hombres.

 

Pero cuando volvieron, 10 de los espías dijeron, ‘Oh, estas ciudades son tan tremendas, y la gente alta, y los ananeos son mucho para nosotros.’ Y todo el pueblo empezó a quejarse y protestar y empezaron a ser rebeldes. Vayamos a Deuteronomio 1:26: “Sin embargo ustedes no subirían, sino se rebelaron contra el mandamiento del SEÑOR su Dios. Y murmuraron en sus carpas y dijeron, ‘Porque el SEÑOR nos odia,..” (vs 26-27). Esto es lo que pasa cuando usted no está totalmente persuadido de Dios. Luego encuentra la razón para acusar a Dios. Entonces ellos dijeron, ‘Oh, el Señor nos sacó a aquí porque Él nos odia.’ En otro lugar dijeron, ‘Oh, que hubiéramos muerto en Egipto en vez de estar en este lugar desolado.’ Entonces usted sabe el castigo que vino junto con esto. Dios dijo, ‘Ok, van a permanecer en el lugar desolado 40 años.’

 

Entonces cuando el pueblo escuchó lo que Dios dijo, ‘Ustedes no subirán,’ dijeron, ‘Subiremos. Oh, sí, hemos pecado contra Dios.’ Verso 41, después que la sentencia fue dada: “Y respondieron y me dijeron,.. [Moisés está hablando.] ...“‘Hemos pecado contra el SEÑOR; subiremos y pelearemos de acuerdo a todo lo que el SEÑOR nuestro Dios nos ordenó.’” Ven, ellos no estuvieron persuadidos la primera vez. Entonces pensaron que podían tomar el asunto en sus manos y hacerlo de cualquier forma. Bien, no fueron persuadidos la segunda vez. ¿Qué nos dice esto? Dos cosas muy importantes:

 

1.               Dios dijo lo que Él quiso decir cuando Él iba a traerlos a la tierra prometida, cuando Él iba a pelear por ellos y esos enemigos no serían nada, tal como Josué y Caleb les habían dicho.

‘Miren no se preocupen por ellos. Serán tan solo como saltamontes. Dios peleará nuestra batalla. Él se encargará de ellos.’ ‘Oh, no, no estoy persuadido. Dios nos ha sacado a aquí para matarnos, porque Él nos odia.’ Entonces la respuesta llegó, ‘Ok, si eso es lo que sienten de Mi,’ la respuesta de Dios fue, ‘Por cada uno de los 40 días que estuvieron expiando la tierra gastarán un año vagando en el lugar desolado.’ Y la segunda cosa:

 

2.               Ellos tampoco estuvieron persuadidos de lo que Dios dijo la segunda vez.

Entonces dijeron, ‘Oh, cambiaremos la decisión de Dios,’ o ‘Subiremos y haremos lo que el Señor dice.’—nuevamente entonces estaban transgrediendo el mandamiento de Dios—¿cierto? ‘Dios tendrá que hacerlo por nosotros.’ Y entonces iban a ir, y continuamos ahora en el v 41.

 

Y cuando cada uno de ustedes hubo abrochado sus armas de guerra, estuvieron listos para subir a la colina. Pero el SEÑOR me dijo, ‘Diles, “No suban, ni peleen, porque Yo no estoy entre ustedes, serán vencidos por sus enemigos.” ’ Así les hablé... [dijo Moisés] ...Y no escucharon,.. [no estuvieron persuadidos por lo que Dios dijo.] ...sino que se rebelaron contra el mandamiento del SEÑOR, y subieron presuntuosamente a la colina. Y los Amorreos que vivían en esa montaña salieron contra ustedes y los persiguieron, incluso como lo hacen las abejas, y los destruyeron en Seir, hasta Horma. Y regresaron y lloraron delante del SEÑOR. Pero el SEÑOR no escuchó su voz, ni dio oído a ustedes. Entonces permanecieron en Cades muchos días” (vs 41-46).

 

En ambos casos, no estaban persuadidos, ni siquiera casi persuadidos. Pero luego ve como razonan las mentes carnales. ‘Bueno entonces, avanzaremos y lo haremos de cualquier forma, porque esto es lo que Dios dijo que debemos hacer.’ Pero cuando Dios cambia lo que Él dijo que hicieran y les dijo, ‘No suban,’ entonces obviamente no iban a completar lo que Dios dijo que harían en primer lugar.

 

Miremos otro registro. Vayamos a Números 20. El libro de Números contiene todas estas rebeliones, todas las 10 rebeliones de los hijos de Israel cuando estaban vagando en el lugar desolado. Usted siente lastima por Moisés. Siente lastima por Aarón. Desde el primer día que él entró a Egipto para sacar a los hijos de Israel de Egipto, como Dios dijo, ellos dijeron, ‘¿Quien eres?’ ‘El Señor me ha enviado.’ ‘Bien, ¿cual es Su nombre?’ Él dice, ‘Dios va a sacarlos con mano fuerte.’ Entonces él fue a Faraón y dijo, ‘Faraón, el Señor Dios dice deja ir a Mi pueblo.’ Faraón mira a Moisés y dice, ‘¿Quien es el Señor que yo debería dejar ir al pueblo?’ Entonces Moisés dijo, ‘Deja que el pueblo tenga su descanso.’ ‘No les daré ningún descanso.’

 

Entonces los Israelitas fueron mas afligidos que cuando Moisés vino por primera vez. Usted sabe el resto del registro sobre como Faraón finalmente los dejó ir. Llevaban 6 días fuera de Egipto y estaban listos para cruzar el Mar Rojo y el pueblo dijo, ‘Oh, no, ¿qué vamos a hacer? Dios nos ha traído al lugar desolado para matarnos, pero queremos todas las bendiciones, Señor. Pero no nos gusta lo que estas haciéndonos, Señor.’ Luego entonces el milagro de la apertura del Mar Rojo y caminar a través del mar, y estaban todos felices y gozosos y regocijándose y alabando a Dios. Tres días después llegaron a donde necesitaban agua nuevamente y el agua era amarga y dijeron, ‘Oh, ¿quien va a darnos agua?’ Unos pocos días después querían tener carne para comer, ‘Oh, ¿quien va a darnos carne?’

 

Y tan solo imagine todos los años del pobre Moisés. Moisés fue a Dios y dijo, ‘Oh, Señor, este pueblo que estás sacando. Son tremendos. Me afliges con todos esos.’ Y cada vez que se rebelaban, el Señor le decía a Moisés, ‘Moisés, estas personas, estos son tu pueblo.’ Entonces eso era constante con ellos.

 

Entonces aquí en Números 20 verso 1, después que habitaron en Cades y Miriam murió allí. Verso 2: “Y no hubo agua para la congregación, Y se reunieron contra Moisés y contra Aarón. Y el pueblo contendía con Moisés y hablaron, diciendo, “¡Oh que hubiéramos muerto cuando nuestros hermanos murieron delante del SEÑOR! ¿Y por qué has sacado a la congregación del SEÑOR... [Miren, ellos todavía dicen la congregación del Señor. Eso es interesante—¿cierto?] ...a este lugar desolado, para que nosotros y nuestro ganado muriera allá?” (vs 2-4).

 

¿Si usted fuera Moisés, no habría tenido suficientemente? Hubo veces en las que estoy seguro, que Moisés habría dicho tan pronto como se alejaba, ‘Señor, ellos son Tuyos.’ Vaya a través y lea y vea a ver si usted no habría hecho eso. Por lo menos habría estado en sus sentimientos. “¿Y por qué nos has hecho... [Note lo que dijeron aquí, ‘nos has hecho.’ ‘Tú nos forzaste.’] ...salir de Egipto para traernos a este lugar malo? Este no es un lugar de semilla o de higos o de vides o de granadas. Y no hay agua para beber.” Y Moisés y Aarón fueron de la presencia de la asamblea a la puerta del tabernáculo de la congregación, y cayeron sobre sus rostros. Y la gloria del SEÑOR se les apareció.” (vs 5-6).

 

Y el SEÑOR habló a Moisés diciendo, “Toma la vara, y reúne la asamblea, tú y Aarón tu hermano, y habla a la roca ante sus ojos. Y ésta emitirá su agua, y producirás para ellos agua de la roca. Así les darás a la congregación y a sus animales agua para beber.” Y Moisés tomó la vara de delante de la presencia del SEÑOR como Él le ordenó. Y Moisés y Aarón reunieron la congregación juntamente ante la roca, y él les dijo, “Escuchen ahora, ustedes rebeldes. ¿Debemos sacar agua para ustedes de ésta roca?”.... [Moisés estaba enojado.] ...Y Moisés levantó su mano y con su vara golpeó la roca dos veces. Y el agua salió abundantemente, y la congregación y sus animales bebieron.” (vs 7-11).

 

Pero note lo que dice a continuación. Si usted está casi persuadido, esta es una buena lección justo aquí, el verso siguiente. “Y el SEÑOR habló a Moisés y Aarón, “Porque no Me creyeron, para santificarme en los ojos de los hijos de Israel, por tanto ustedes no llevarán esta congregación a la tierra la cual les He dado.” (v 12). ¿Qué fue lo que Él le dijo que hiciera? ¿Golpear la roca o hablar a la roca? Se le dijo que hablara a la roca, pero él tomó la vara y la golpeó dos veces. Aun Dios les dio agua, pero note lo que Dios dijo a Moisés y Aarón. Él dijo, ‘Porque no Me creyeron.’

 

Entonces si usted está casi persuadido, ¿cae usted en la misma categoría de Moisés que no cree lo que Dios ha dicho? ¿Qué debe decir Dios para que Le crea? Dios no tiene que probarle a usted o a alguien nada. Lo que Dios dice es así y lo que Dios ha preservado en Su Palabra es verdadero. Y esto es lo que debería persuadirlo, no tan solo sus propios pensamientos y elecciones y sus propias excusas y lo que usted quiere hacer por Dios. Sino lo que Dios quiere hacer por usted.

 

Avancemos. Veamos otro registro. Vayamos a Lucas 1, y aquí hay otro caso de un milagro tremendo siendo hecho. Lucas 1. Este es el registro que lleva a los eventos concernientes al nacimiento de Juan el Bautista. Nuevamente resumiré la historia para ustedes. Zacarías era un sacerdote de acuerdo al curso de Abias, el cual ocurría durante el año en la semana de Pentecostés. Él era viejo. Su esposa Elizabeth era vieja y era estéril. No tenían hijos. Entonces estando en su oficio de ofrecer incienso, él entró a la parte sagrada del templo para tomar el incienso. Y un ángel del Señor se apareció junto a él.

 

Lucas 1:11: “Entonces un ángel del Señor le apareció, de pie al lado derecho del altar de incienso.... [Este es un ángel, no Dios, pero tenía un mensaje de Dios para Zacarías.] ...Y cuando vio al ángel, Zacarías fue turbado, y temor cayó sobre él. Pero el ángel le dijo, “No temas, Zacarías, porque tu suplica ha sido oída; y tu esposa Elizabeth te dará un hijo, y tu llamarás su nombre Juan. Y él será gozo y júbilo para ti; y muchos se alegrarán con su nacimiento. Porque él será grande delante del Señor. Y nunca beberá vino o bebida fuerte en ninguna forma, sino que será lleno con el Espíritu incluso desde el vientre de su madre. Y a muchos de los hijos de Israel volverá al Señor su Dios. E irá delante de Él... [Está citando la Escritura refiriéndose a Jesucristo.] ...en el espíritu y poder de Elías, para volver los corazones de los padres a los hijos, y al desobediente a la sabiduría del justo, para preparar a la gente para el Señor.”” (vs 11-17).

 

Note lo que pasa luego, una pregunta muy simple. “Entonces Zacarías le dijo al ángel, “¿Por qué medio sabré esto? Porque soy un hombre viejo, y mi esposa es avanzada en años.” Y el ángel respondió y le dijo, “Yo soy Gabriel, quien está de pie en la presencia de Dios; y fui enviado para hablarte, y anunciarte estas buenas noticias. Pero he aquí, estarás  mudo y sin capacidad de hablar hasta el día en el cual estas cosas tengan lugar, porque no creíste a mis palabras, las cuales serán cumplidas en su tiempo.”” (vs 18-20).

 

Esta es una Escritura bastante pesada—¿cierto? Una pregunta inocente, porque Zacarías estaba casi persuadido que esto podría ser y un ángel fue enviado directamente por Dios.

 

(pase a la siguiente pista)

 

Entonces el ángel dijo, ‘Porque no me creíste, vas a estar mudo hasta que él nazca.’ Por supuesto, usted conoce el resto de la historia. Él salió del templo y toda la gente quería saber que estaba pasando, y él no podía decir nada. Esto debe haber sido una situación tremenda y tal vez graciosa. Probablemente tuvo que escribir. Usted sabe lo que pasó cuando Juan el Bautista nació. Todos querían llamarlo Zacarías como su padre y él sacudió su cabeza diciendo no. Y escribió Juan, ‘Su nombre será Juan.’ Y no querían aceptar eso. Entonces finalmente la mudez fue quitada de su lengua y pudo hablar y decir, ‘Su nombre será Juan.’

 

Zacarías tuvo que pasar a través de todo esto porque él estaba casi persuadido. Veamos ahora otro caso de alguien quien esta casi persuadido. Vayamos a Lucas 18. Todos quieren vida eterna—¿cierto? Todos quieren las cosas buenas que Dios va a dar—¿cierto? Todos las quieren, pero muchos de ellos las quieren a su propia manera. Entonces aquí vino un cierto gobernador rico. Lucas 18:18: “Y un cierto gobernador Le preguntó, diciendo, “Maestro bueno, ¿qué haré para heredar la vida eterna?”.... [Aquí hay otra cosa acerca de Jesús. Él nunca estaba de acuerdo con ningún hombre. En el registro de Mateo, Él dice, ‘¿Por qué Me llamas bueno? No hay ninguno bueno sino Dios.’ Dice lo mismo aquí en v 19:] ...Entonces Jesús le dijo, “¿por qué Me llamas bueno? Nadie es bueno excepto Uno—Dios.... [Jesús continuo respondiendo:] ...Conoces los mandamientos: ‘No cometerás adulterio. No cometerás asesinato. No robarás. No darás falso testimonio. Honra a tu padre y a tu madre.’”” (vs 18-20).

 

Y él dijo, “He guardado todos estos mandamientos desde mi juventud.” Y tras escuchar estas cosas, Jesús le dijo, “Aún careces una cosa; vende todo lo que tienes, y distribuye al pobre, y tendrás tesoro en el cielo; y ven y sígueme.”.... [Y él quería vida eterna. Él estaba casi persuadido. Estaba haciendo los mandamientos de Dios, maravilloso. Entonces Jesús dijo:] ...Aún careces una cosa; vende todo lo que tienes... [Ahora v 23:] ...Pero cuando escuchó estas cosas, llegó a estar muy afligido; porque él era bastante rico. Cuando Jesús vio que él llegó a estar tan afligido, dijo, “¡Cuan difícil es para aquellos que tienen riquezas entrar en el reino de Dios!” (vs 21-24). Casi persuadido—¿cierto? Pero excluido.

 

¿Está usted casi persuadido? ¿Usted cree casi todo lo que Dios dice que usted debería hacer? Tengo un folleto aquí y quiero leer de él, es de un cristiano casi persuadido. El titulo es, Recuerda el Día de Reposo. Es un folleto muy interesante, y es producido por Ministerios Coral Ridge. El autor es D. James Kennedy, PhD. En la carátula muestra la imagen de la iglesia. Que iglesia tan impresionante, inmensa y gigantesca—miren este tremendo órgano. Usted pensaría, ‘Wow, que fantástico! Esto tiene que ser de Dios. Oh, estas personas han llegado a ser cercanas a Dios. Después de todo, vea el tamaño de la coral y el tamaño de los tubos del órgano. ¡Que cosa tan fantástica que es!’

 

Entonces él escribe un sermón concerniente al Día de Reposo. Aquellos que guardan el séptimo día, piensan, ‘Hey, toca exactamente el asunto.’ Él comienza con Éxodo 20:8-11, el cual dice, ‘Recuerden el día Sábado para guardarlo santo. Seis días trabajarán y harán toda su obra. Pero el séptimo día es el Sábado del SEÑOR su Dios. En éste no harán ninguna obra, usted, ni su hijo, ni su hija; ni su siervo, ni su sierva, ni su ganado, ni el extranjero dentro de sus puertas; porque en seis días el SEÑOR hizo el cielo y la tierra, el mar, y todo lo que está en ellos, y descansó el séptimo día. Por tanto el SEÑOR bendijo el día Sábado y lo santificó.

 

Usted piensa, ‘Sí, este es alguien quien guarda el Sábado. ¿No es grandioso?’ Luego él hace la declaración que ‘los judíos guardaron el día de reposo del séptimo día, pero los cristianos guardan el primer día de la semana como su día de reposo.’ Entonces aquí esta él, un ministro, quien dice, ‘Recuerden el día de Reposo,’ pero él se refiere al domingo. No es eso como los israelitas cuando Dios dijo, ‘Vayan a la tierra,’ y dijeron, ‘No.’ Entonces Dios dijo, ‘Ok, no van a entrar a la tierra, si es lo que quieren.’ Ellos dijeron, ‘No, entraremos a la tierra.’ Entonces aquí hay un hombre quien cita el Día de Reposo, cita el séptimo día, pero que dice que es el primer día.

 

Él dice que no deberíamos trabajar en el primer día de la semana, que vergonzoso es eso. Aquí, déjenme leer tan solo un poquito de esto.

 

Hemos llegado a un tiempo cuando los deportes del domingo dominan la escena y somos tan americanos como la torta de manzana. Me gustaría decirle acerca de algo que era americano. El Rey James I de Inglaterra cuando emitió un decreto de su libro famoso de deportes trajo algo absolutamente nuevo en Inglaterra. Era la iniciación de toda clase de deportes en las tardes del domingo.

 

Entonces esto no es nada nuevo, los deportes en las tardes del domingo.

 

Esto causó una protesta tremenda de parte de los pastores piadosos y gente piadosa y trajo tal obstáculo a su iglesia, que los historiadores nos dicen que fue una de las razones primarias de porque se reunieron los grupos y zarparon dos años después desde esa tierra a América.

 

Bueno, para acortar la historia, él dice que los Peregrinos arribaron y hubo una tormenta en el sábado, así que permanecieron allí en el barco y no desembarcarían en el domingo porque ellos guardaban el domingo y entonces desembarcaron hasta después del domingo. Eso es tremendo. Él dice:

 

Hay unicidad a este mandamiento en nuestro tiempo.

 

¿No es eso absolutamente increíble? No podía creer esto. Estuve absolutamente asombrado. Él está persuadido que debemos tener un día de los siete. Él está persuadido que el primer día de la semana es el día del Señor, pero realmente no sabe cual es el día del Señor. Permítanme leer un poco más aquí. Él dice:

 

Hay unicidad a este mandamiento en nuestro tiempo. Este es el único mandamiento el cual usted como cristiano profesante puede quebrantar y será tentado a quebrantarlo con impunidad en esta tierra.

 

Él está profesando adorar a Cristo. Vayamos a Marcos 2. Lo que él dice acerca del Día de Reposo, y de lo que no puede y no debería hacer en relación a otros mandamientos, y luego dice que el Día de Reposo es el primer día de la semana es absolutamente increíble. Nunca he tenido algo que sacuda mi mente como lo hizo eso.

 

Marcos 2:27, aquí esta Jesús hablando, Aquel quien él dice que está adorando, Aquel quien él dice que entra en su iglesia, la cual ha propósito tiene un ídolo encima del campanario, y está allí cuando el coro canta y el órgano suena y las personas se reúnen el domingo. Jesús dijo: “Y les dijo, “El Sábado fue hecho para el hombre, y no el hombre para el Sábado; por tanto, el Hijo de hombre es Señor incluso del Sábado.(vs 27-28). Él está casi persuadido respecto al Día de Reposo y coloca una zancadilla a todos. Permítanme leer esto:

 

Obviamente no puede robar ni matar estando usted mismo en peligro de la ley. No mucha gente es tentada a adorar ídolos.

 

Pero él tiene uno justo encima de su iglesia en la forma de una cruz.

 

Si miente, va a traer sobre usted la censura de por lo menos los cristianos. Si toma el nombre de Dios en vano, seguramente los cristianos van a colocarlo directamente en apuros. Puede ser deshonesto y profanar el Día de Reposo y buscar sus propios caminos y placeres y trabajar y no estará en problemas con la ley, pero será censurado por los cristianos. Puede incluso ser aplaudido por ellos y colocado como un ejemplo de muchos quienes trabajan en ese día. Por tanto, llega a un mandamiento el cual va a ser una prueba si usted ama en realidad a Dios.

 

No puedo creer lo que acabo de leer. Él está diciendo que el primer día de la semana es el día de Reposo y no el séptimo día, cuando cita aquí que el séptimo día es el Día de Reposo del Señor y Jesucristo es el Señor del Día de Reposo. Luego continúa y dice:

 

¿Está usted realmente preocupado acerca de lo que Dios piensa? ¿Está usted realmente preocupado de lo que Dios dice?

 

Esto es interesante. Él debe preguntarse a sí mismo estas preguntas concernientes a lo que Dios dice en relación a lo que Dios nos ha enseñado en la Biblia respecto al Día de Reposo. Vayamos ahora a I Reyes 18 y aquí hay algunas personas que estaban trabadas entre dos opiniones. De cualquier forma estaban casi persuadidos. Entonces Dios tuvo que ser claro.

 

En I Reyes 18 encontramos que este es un registro de Acab y Elías. Y Acab era el rey y él era un rey malvado y era malo e hizo cosas horribles y terribles. Se casó con Jezabel, quien era la hija del sumo sacerdote cananeo. Él hizo a todo Israel ser idolatra al adorar a Baal. Entonces ellos tuvieron una reunión.

 

I Reyes 18:17: “Y sucedió cuando Acab vio a Elías, Acab le dijo, “¿Eres tú el que inquieta a Israel?” Y él respondió, “No he inquietado a Israel, pero tú y la casa de tu padre sí en que han abandonado los mandamientos del SEÑOR, y han seguido a Baalim.... [Y Baalim con el ‘im’ al final significa muchos Baales o señores.] ...Ahora por tanto, envía y reúneme a todo Israel en el Monte Carmelo, y cuatrocientos cincuenta de los profetas de Baal, y cuatrocientos de los profetas de Acera quienes comen en la mesa de Jezabel.” Entonces Acab envió a todos los hijos de Israel y reunió a los profetas en el Monte Carmelo.” (vs 17-20).

 

Y Elías vino a todo el pueblo y dijo, “¿Cuánto tiempo vacilarán entre dos opiniones diferentes?.... [Y en esto es que mucha gente esta dividida. Están casi persuadidos. Casi creen. ¿Está usted dividido entre dos opiniones? ¿Quiere servir a Dios? ¿Quiere servir a Dios a Su manera, en cada forma como Dios le dice que haga? ¿Esta realmente convencido de eso? ¿O está casi persuadido? Va a llegar un tiempo, justo como con el pueblo de Israel aquí. Ellos estaban divididos entre dos opiniones y Dios los hizo escoger. Va a llegar un día en su vida exactamente como esto, que Dios va a ejercer presión en su vida y usted va a tener que escoger a quien servirá y cómo servirá. Entonces avancemos con el registro aquí. Él dijo:] ...¿Cuánto tiempo vacilarán entre dos opiniones diferentes? Si el SEÑOR es Dios, síganlo. Pero si Baal es Dios, entonces síganlo.” Y el pueblo no le respondió ni una palabra.” (v 21).

 

Y Elías dijo al pueblo, “Yo, sólo yo, quedo como profeta del SEÑOR. Pero los profetas de Baal son cuatrocientos cincuenta hombres.” Entonces él dijo, ‘Vamos a hacer un pequeño concurso aquí, amigos.’ Resumiré la historia. Él dijo, ‘Vamos a tomar dos toros y vamos a tener los sacerdotes de Baal por aquí y ofrecerán su sacrificio y yo ofreceré el mío y el Dios que responda por fuego, Él es el Señor.’ Entonces les dijo a los profetas de Baal, v 25: “Y Elías dijo a los profetas de Baal, “Escojan un toro para sí mismos, y preparen primero, porque ustedes son muchos. Y llamen en el nombre de su dios, pero no coloquen fuego bajo el.” Entonces tomaron el toro el cual les fue dado, y lo prepararon, y llamaron en el nombre de Baal desde la mañana incluso hasta el medio día, diciendo, “Oh Baal, escúchanos.” Pero no hubo voz, ni alguno quien respondiera. Entonces saltaron hacia el altar que fue hecho.” (vs 22, 25-26).

 

Entonces sucedió al medio día que Elías se burlaba de ellos y dijo, “Griten duro con una gran voz, porque él es un dios. O está meditando, o está buscando, o está en un viaje. ¡Tal vez está dormido y debe ser despertado!” Y ellos gritaron con una fuerte voz y se cortaban ellos mismos con cuchillos y lanzas hasta que la sangre chorreaba sobre ellos.” (vs 27-28). ¿No es eso agradable a Dios, cortarse a sí mismo, dejar que la sangre escurra y golpear su espalda y golpear su carne y hacerse a sí mismo picadillo y saltar arriba y abajo y gritar, ‘Oh, Baal!’?

 

Entonces sucedió cuando el medio día había pasado, y cuando profetizaron hasta la ofrenda de oblación de Elías,.. [esto es cuando debía ser ofrecida.] ..no hubo ni voz, ni alguno para responder, ni nadie quien prestara atención... [Verso 30] ...Y Elías dijo a todo el pueblo, “Acérquense a mí.” Y todo el pueblo se acercó a él. Y él reparó el altar del SEÑOR que había sido derribado. Y Elías tomó doce piedras, de acuerdo al numero de las tribus de los hijos de Jacob a quienes la palabra del SEÑOR vino, diciendo, “Israel será tu nombre.” Y con las piedras él construyó un altar en el nombre del SEÑOR, e hizo una zanja alrededor del altar suficientemente grande para contener dos medidas de semilla.” (vs 29-32).

 

Y arregló la madera, y cortó el toro en pedazos, y lo colocó sobre la madera, y dijo, “Llenen cuatro jarras con agua... [Imagine eso, esto fue después de tres años y medio de sequía y el agua era muy preciosa. Entonces él dijo:] ...Llenen cuatro jarras con agua y derramen sobre el holocausto y sobre la madera.” Y dijo, “Háganlo la segunda vez.” Y lo hicieron la segunda vez. Y él dijo, “Háganlo la tercera vez.” Y lo hicieron la tercera vez. Y el agua corrió alrededor de todo el altar. Y él llenó la zanja también con agua.” (vs 33-35).

 

Note como oró Elías. Él no tenía que estar persuadido. Él ya lo estaba, él sabía. No había ninguna división de opinión con Elías. Ahora aquí están las circunstancias imposibles. “Entonces sucedió a la hora de la ofrenda de la oblación, Elías el profeta se acercó y dijo,.. [Note la oración corta.] ...“SEÑOR, el Dios de Abraham, Isaac, y de Israel, sea conocido este día que Tú eres Dios en Israel, y que yo soy Tu siervo, y que he hecho todas estas cosas por Tu palabra. Óyeme, Oh SEÑOR, óyeme, que este pueblo pueda saber que Tú eres el SEÑOR Dios, y que Tú has vuelto sus corazones nuevamente.” Entonces el fuego del SEÑOR cayó y consumió el holocausto y la madera, y las piedras y el polvo, y lamió el agua que estaba en la zanja.” (vs 36-38).

 

Y cuando todo el pueblo vio, cayeron sobre sus caras. Y dijeron, “¡El SEÑOR, Él es el Dios! ¡El SEÑOR, Él es el Dios!”” (v 39). Entonces quiero preguntarle ¿qué es lo que va a persuadirlo? ¿Y en que grado de persuasión va a estar? ¿Totalmente o casi persuadido? No puede estar en ambas. El Nuevo Testamento dice, ‘Nadie puede servir a dos maestros. O amará a uno y odiará al otro o se sujetará a uno e ignorará al otro. No puede servir a Dios y a mamon.’ Usted no puede servirle a Dios a su manera. No puede tomar las palabras de Dios, como este ministro hizo refiriéndose al Sábado, y decir, ‘Amigos, esto aplica al domingo, el primer día de la semana,’ cuando Dios dice que es Sábado, el séptimo día de la semana. Y luego sutilmente torcer todo. Y de repente la gente es persuadida que el primer día de la semana es el Día de Reposo.

 

Veamos otro par de Escrituras aquí mientras tratamos de responder esta pregunta. Vayamos al libro de Lucas. Mientras vamos allí—esto fue un ejemplo tremendo con Elías y el pueblo y el sacrificio y todo lo que estaba pasando allí con los profetas de Baal. Y por supuesto, usted conoce el resto del registro donde tomaron y mataron a todos los profetas de Baal. Por supuesto, usted sabe incluso lo que pasó después que Elías pensaba que él era el único que quedaba en la tierra. Él fue al Monte Horeb. Fue a una cueva y dijo, ‘Oh, Señor Dios, estoy desanimado. Jezabel me persigue y sé que nos deshicimos de todos esos profetas.’ Entonces usted conoce el registro donde Dios dijo, ‘Elías, tengo 7 mil que no han doblado rodilla a Baal. Ahora, levántate y ve a hacer tu trabajo en la forma como debes hacerlo.’ Él no le respondió en el terremoto. No le respondió en el fuego. No le respondió en el torbellino, sino fue una suave voz. Entonces Dios fue misericordioso con Elías. Él dijo, ‘No temas a Jezabel, levántate y has lo que necesitas hacer.’

 

Entonces es la misma cosa en su vida. No se siente allí y piense acerca de todas las cosas contrarias, todas las cosas que lo mantienen atrás— ¿es un carro, es la esposa, una casa, cualquier persona, es la iglesia a la que pertenece, sus amigos, sus parientes? Después de todo, ¿qué pensarán ellos? Entonces si usted está casi persuadido, permítame leerle una parábola para hacerle saber que usted no puede tan solo hacer lo que piensa que debe hacer, sino más bien tiene que hacer lo que Dios le dice que debe hacer.

 

Vayamos a Lucas 17:5, y aquí hay una parábola tremenda donde hay una lección absolutamente magnifica para nosotros. Hay muchas cosas diferentes que podemos aprender, pero esta es realmente tremenda. “Luego los apóstoles le dijeron al Señor, “Incrementa nuestra fe.” Pero el Señor dijo, “Si tuvieran fe como una diminuta semilla de mostaza,.. [No se si ha visto alguna vez una semilla de mostaza, pero es una semilla diminuta, diminuta, polvo de semilla.] ...pudieran decir a este árbol de sicomoro, ‘Desarráigate, y se plantado en el mar,’ y les obedecería.” (vs 5-6). Eso es una orden mayor—¿cierto? Entonces los apóstoles no podían entender bien eso.

 

Entonces Él continua, v 7: “¿Pero cual de ustedes teniendo un siervo arando o pastoreando le dirá inmediatamente cuando venga del campo,.. [‘Oh, ha trabajado un día duro, ha estado afuera en el campo, vaya y coma.’] ...‘Ven y siéntate y come’? Mas bien, ¿no le dirá, ‘Prepara para que pueda comer, y cíñete, y sírveme mientras como y bebo; y después puedes comer y beber’?” (vs 7-8).

 

Ahora, quiero hacerles una pregunta. ¿Cuanto creen ustedes que aguantarían con eso? ¿Cuanto cree que su sindicato aguantaría con eso? Aquí en el sur de California están teniendo un gran paro con todos los grandes supermercados porque no quieren que su gente trabaje. Puede imaginar, aquí usted en el campo, arando y eso es un trabajo duro. ¿Ha estado alguna vez detrás de un buey arando en el polvo con el calor, el olor, las moscas y las aves revoloteando alrededor? Y usted lleno de polvo y sucio, alimentó al ganado, a los burros, ordeñó las vacas, llega a la casa y el maestro dice, ‘Vaya, límpiese y quiero que haga de comer para mi y que me sirva. Y cuando todo haya sido hecho puede comer!’ Esa es una orden mayor—¿cierto? ‘Ah, les aseguro que estarían agradecidos cuando no tengan que trabajar mas para esa persona.’ Y está allá afuera cocinando la comida y muriendo de hambre y no se atreve a poner su dedo para tomar un bocado—¿cierto? Porque será golpeado con látigo si lo hace.

 

Él dice, ‘y después puedes comer y beber’?’ Note v 9: “¿Está agradecido a ese siervo porque hizo las cosas que le fueron ordenadas?... [Tan solo porque hace las cosas que le son ordenadas, ¿es en verdad eso algo grande para Dios? Entonces aquí esta eso con el hombre que dice, ‘Oh, los cristianos siempre guardaron el primer día de la semana el cual es su Día de Reposo y vamos a tomar la Palabra de Dios y vamos a poner allí el primer día de la semana y vamos a guardar este día como el Día de Reposo y hacerlo santo. Y no quiero a ninguna persona trabajando. No quiero a ninguno de ustedes yendo a esos deportes. No quiero a ninguno de ustedes haciendo su propio placer. No quiero a ninguno de ustedes haciendo sus propios negocios en el primer día de la semana, el Día de Reposo del Señor.’ Aun si guardara el Reposo del séptimo día, aun si hiciera todo lo que Dios le ordena que haga, ¿ha hecho algo merecedor de que Dios le agradezca, o solo ha hecho lo que fue ordenado? Solo ha hecho lo que fue ordenado. Note, la parte final v 9. Él dice:] ...¿Está agradecido a ese siervo porque hizo las cosas que le fueron ordenadas? No creo.” Claro que no.

 

Así mismo ustedes también, cuando hayan hecho todas las cosas que les son mandadas, digan, ‘Somos siervos inútiles, porque hemos hecho lo que estábamos obligados a hacer.’ ”” (v 10). ¿Está usted casi persuadido? Vayamos y veamos lo que Dios dice en el libro de Apocalipsis capitulo 3. Y aquí esta un grupo de personas justo en el tiempo final que están casi persuadidas que el camino de Dios es correcto.

 

Aquí en el libro de Apocalipsis, capitulo 3, encontramos una iglesia que está casi persuadida, vacilando entre dos opiniones, si van a hacer realmente todo lo que Dios dice o no. Y ya que no están totalmente persuadidos, están en problema. Leámoslo aquí. Apocalipsis 3:15. Él está hablando a la iglesia de los Laodiceanos.

 

Él dice: “Yo conozco sus obras, que no son ni fríos ni calientes;.. [Dios quiere lo uno o lo otro. Él no lo quiere a usted casi persuadido. Él lo quiere frío, teniendo nada que ver con Él; o caliente, totalmente encendido por Dios. Él dice:] ...Me gustaría que fueran fríos o calientes.... [‘Eso es lo que quiero.’ Él dijo:] ...Entonces, porque son tibios,.. [Son casi persuadidos. Casi deseando hacer lo que Dios dice.] ...y no son ni fríos ni calientes, los vomitaré de Mi boca.” (vs 15-16).

 

¿No es esa la forma en que es? Si le gusta el café caliente, usted preferiría té helado o café caliente en vez de café tibio que sabe feo. O intente esto: tome tres tazas de agua—una fría, una tibia y una caliente. Ponga su mano en la fría. Su mano se pone un poco fría. Luego tome esa mano y sosténgala en la tibia. Va a sentirse caliente. Así esas personas que están casi persuadidas están convencidas que están haciendo la voluntad de Dios. Luego tome el pocillo caliente y sosténgalo y téngalo tanto como pueda. Cuando su mano se acostumbre al calor, retírela y póngala en la tibia y se siente fría. Esto nos dice que todas las cosas son relativas en relación de como las vemos, pero no son relativas a la vista de Dios.

 

Entonces aquí está toda esta iglesia, todo este grupo de personas, tibias. Él dice, ‘Los vomitaré de Mi boca.’ Para hacerlo mas difícil: “Porque dicen,.. [Entonces están hablando a espaldas de Dios.] ...‘Soy rico, y me he hecho adinerado, y no tengo necesidad de nada’;.. [‘Lo hemos hecho. Dios está con nosotros.’] ...y no entienden que son desgraciados, y miserables, y pobres, y ciegos, y desnudos.... [espiritualmente. Porque están casi persuadidos. Entonces Dios dice:] ...Les aconsejo que compren de Mi oro purificado por fuego... [Dios va a poner la prueba y la puerta del problema y tribulación y persecución para probar su persuasión. Y en ese tiempo, ¿será usted como la gente que dijo, después del sacrificio de Elías, ‘El Señor, Él es Dios’? ¿En ese tiempo dirá, ‘Señor, todos Tus caminos son rectos y buenos,’ y se arrepentirá? Sigamos leyendo. Él dice:] ...Les aconsejo que compren de Mi oro purificado por fuego para que puedan ser ricos; y ropas blancas para que puedan estar vestidos, y la vergüenza de su desnudez no pueda ser revelada; y unjan sus ojos con colirio, para que puedan ver.” (vs 17-18).

 

Porque cuando está totalmente persuadido, puede ver. Las escamas del engaño caen. Entonces Dios dice, ‘No creo que Soy muy duro con usted.’ Él dice: “A tantos como amo, regaño y castigo. Por tanto, sean celosos y arrepiéntanse.” (v 19). Tome su estancia de casi persuadido y llegue a ser totalmente y completamente persuadido, porque eso es lo que Dios quiere.

 

Vayamos a Marcos 12, y terminaremos allí. Quiero mostrarles como Dios quiere que seamos hacia Él en todo, no estando casi persuadidos y tomando y escogiendo lo que queremos y no queremos hacer, lo que haremos y no haremos, y luego empezar a acusar a Dios, porque no  salimos del camino y hablamos de regreso con Dios y decimos, ‘Mira, lo logramos de todos modos, porque somos ricos e incrementados con bienes y no necesitamos nada mas de Dios.’ Incluso hubo un hombre, una alta figura religiosa que dijo una vez, ‘Porque he estado en la iglesia por tanto tiempo y he servido a Dios tan bien todos estos años, Satanás ya no está mas interesado en mí.’ ¿Necesita que le diga que pasó? ¿Qué dice el Proverbio?  ‘La arrogancia viene antes de la caída,’ y él cayó. Dios no discrimina personas.

 

Si somos casi persuadidos, entonces necesita preguntarse esta pregunta, Marcos 12:29: “Entonces Jesús le respondió, “El primero de todos los mandamientos es, ‘Oye, Oh Israel.... [Ponga su nombre justo aquí, no tan solo Israel, porque eso lo hace pensar que Dios le está hablando a alguien mas. Ponga su propio nombre allí.] ...Nuestro único Dios es el Señor, el Señor. Y amarán al Señor su Dios... [esto es como Dios quiere que sea.] ...con todo su corazón, y con toda su alma, y con toda su mente, y con toda su fuerza.’ Este es el primer mandamiento.” (vs 29-30). Y es la cura para dejar de ser casi persuadido.

 

·                Siguiendo al Señor totalmente

·                Totalmente de rodillas ante Dios

·                Haciendo lo que Él dice

—y entonces no será como el Rey Agripa y dirá, ‘Estoy casi persuadido.’ Será capaz de decir, ‘Estoy totalmente persuadido.’

 

 

Referencias Escriturales:

1)             Lucas 14:15-20

2)             Hechos 26:22-28

3)             Hechos 17:11, 22-32

4)             Génesis 19:13-15, 17-20, 24-26

5)             Deuteronomio 1:26-27, 41-46

6)             Números 20:2-12

7)             Lucas 1:11-20

8)             Lucas 18:18-24

9)             Marcos 2:27-28

10)         I Reyes 18:17-39

11)         Lucas 17:5-10

12)         Apocalipsis 3:15-19

13)         Marcos 12:29-30

 

Escrituras referenciadas, no citadas:

·                Isaías 66

·                Génesis 18

·                Éxodo 20:8-11

 

Atrás
El día que Jesús el Cristo murió
Otros libros
 Días festivos ocultos o Días Santos de Dios— ¿Cuales?
 El plan de Dios para la humanidad revelado por Su Sábado y Días Santos
 Entendiendo las Escrituras difíciles de Pablo concernientes a la Ley y los Mandamientos de Dios
 Los tiempos señalados de Jesús el Mesías
 ¿Señor, qué debo hacer yo?
 ¿Señor, qué debería hacer?
 Comentarios y apéndices a “La Santa Biblia en Su orden original—Una versión fiel”, segunda edición
 Las dos Babilonias
Sermones
 Declaración de Propósito
 Acerca de Nosotros
 Acerca de Fred Coulter
 Nuestra Historia
 ¿Cómo es soportada la obra?
 Calendario de las Fiestas
Nuestros otros sitios
 Truth of God
 Church at Home
 Restoring the Original Bible
 A Faithful Version
 God's Youth (Jóvenes)
Enlaces Externos
 Israel de los Alpes–Los Waldenses
 Historia y Verdad
Nota: Enlaces hechos a otros sitios web no debe interpretarse como una aprobación de todo lo que se ofrece en esas páginas. Sitios que ofrecen excelentes recursos para el estudio y la investigación también pueden incluir material que son contrarios a las creencias de IDCB. Es su responsabilidad ejercer discernimiento cuando acceda a ellos. IDCB no es responsable del contenido de estos enlaces externos.
Iglesia de Dios Cristiana y Bíblica
P.O. Box 831241
San Antonio, TX 78283
© 2018 www.laverdaddeDios.org. Derechos Reservados
Términos de Uso  Donaciones