| Inicio |  Creencias  Estudios  Sermones |  Libros |  Cartas Mensuales |  Contáctenos |  Biblia |  | Abre mis ojos | 
Buscar por palabra
 
Nota: Use comillas para buscar una frase exacta
Sermones en Vivo
Sermones
 Doctrina
 Estudios bíblicos
 Nuevo Orden Mundial
 Profecías de los últimos tiempos
 Temas varios

 

 DIAS SANTOS ANUALES Y FIESTAS DE DIOS
 Años anteriores
 2021

 

 SERIES
 ¿Quién y que controla su mente?
 14 cosas para ver en Profecía
 Cristo y nuestro llamado
 Daniel y Apocalipsis
 Dios el Padre no fue el Dios del Antiguo Testamento
 El amor de Dios
 El Calendario Hebreo Calculado
 El Diezmo
 El lavamiento del agua por la Palabra
 El Sábado
 Epístola de Primera de Corintios
 Epístola de Segunda de Corintios
 Epístola de Primera de Pedro
 Epístola de Segunda de Pedro
 Gobierno en la Iglesia
 La gracia de Dios y el guardar los Mandamientos
 Las 10 mentiras mas creíbles de Satanás
 Matrimonio, divorcio y recasamiento
 Obras de ley y justificación
 Preparación para la Pascua y Panes sin Levadura
 Preparación para Pentecostés
 Proverbios para Jóvenes
 Respuestas bíblicas a los evangélicos
 Restaurando el Cristianismo original para hoy
 Sociedad adicta
Tablas
 Comparación pasajes criticos en el Antiguo Testamento concerniente a la Pascua
 Génesis 15 - Abraham y muerte de Jesús
 Génesis 22 - Isaac y muerte de Jesús
 La ultima Pascua de Jesús - Nisan 14
 Lista de todas las Fiestas y Días Santos ordenados por Dios del año 5 a.C. al 105d.C.
 Los últimos 7 años
 Profecías del reinado de los reinos gentiles
 Seis dias antes de la ultima Pascua de Jesús
 Tres días y tres noches de Jesús en la tumba
 Un gráfico sincronizado de registros que establece el año del nacimiento de Cristo
 Una comparación entre el Antiguo y Nuevo Pacto
Dias santos anuales y Fiestas de Dios 2021
Atrás

Entendiendo la Pecaminosidad del Pecado

¡Sean transformados y vuélvanse nuevos de adentro hacia afuera!

Fiesta de Panes sin Levadura – Día 1

Fred R. Coulter—28 de marzo, 2021

www.laVerdaddeDios.org

 

¡Saludos, hermanos! ¡Bienvenidos al primer día de la Fiesta de Panes sin Levadura! Hoy es un gran día; significa mucho para nosotros. Muestra el plan de Dios y como Él va a rescatar a toda la humanidad, empezando con aquellos que son llamados, escogidos y fieles; las primicias y aquellos en la primera resurrección.

Pero para poder llegar ahí, tenemos muchas cosas por hacer; ¡tenemos muchas cosas por vencer! Veamos que, desde el principio, la intención de Dios fue que guardáramos el Sábado. Eso lo sabemos, ¿no es así? ¡Génesis 2! Él también nos ha mandado que guardemos la Fiesta.

Así que, en Éxodo 23 vemos algo muy interesante. Está mezclado con muchos otros mandatos de Dios.

Éxodo 23:12: “Seis días harán su obra, y en el séptimo día descansarán, de modo que su buey y su burro puedan descansar, y el hijo de su sierva, y el extranjero, puedan ser rejuvenecidos.”

También han encontrado que cuando les dan a los animales el día de descanso, trabajan mejor. Justo como nosotros, cuando guardamos el Sábado—con la bendición de Dios—entonces trabajamos mejor, igualmente con las Fiestas de Dios.

Verso 13—refiriéndose al primer mandamiento: “Y sean cuidadosos en todo lo que les he dicho. Y no hagan mención del nombre de otros dioses, ni sea escuchado de su boca.”

Sabemos que Él menciona a otros dioses, entonces ¿Cuál es el propósito aquí de “…ni sea escuchado de su boca”? ¡Eso es en forma de adoración!

Por ejemplo: puede decir que se dejen de sacrificar los hijos a Moloc. Lo menciona, pero esa es no es una manera que sería en forma de adoración. Estas cosas encajan con los mandatos de como adorar a Dios: el Sábado y estas cosas.

Entonces, tenemos el cuarto mandamiento, el primer mandamiento y después tenemos algo muy interesante aquí:

Verso 14: “Guardarán una fiesta a Mi tres veces en el año. Guardarán la Fiesta de Panes sin Levadura…” (versos 14-15). Eso es lo que vamos a hacer; ¡Es lo que estamos haciendo!

“…Comerán pan sin levadura siete días, como les ordené, en el tiempo señalado en el mes de Abib, porque en el salieron de Egipto. Y ninguno aparecerá delante de Mi vacío” (verso 15).

Sí, debemos traer ofrendas en los Días Santos. Después Él va directamente al siguiente, que será Pentecostés.

Verso 16: “También la Fiesta de la Cosecha de los Primeros frutos de sus labores, los cuales han sembrado en el campo. Y la Fiesta de la Cosecha, al final del año, cuando hayan recogido los frutos de sus labores del campo.”

Después Él dice lo mismo en Éxodo 34; esto fue después del problema con el becerro de oro con Aarón y aquellos que querían seguir a los dioses de los egipcios ¡y no confiar en el Dios verdadero!

Éxodo 34:17: “No harán dioses fundidos para ustedes.” ¡El segundo mandamiento!

¿Por qué lo hace Él de esta manera? ¡Para mostrar la importancia de los días de Fiesta! ¡Por eso es que lo hace! Entonces, significa que está en un mismo nivel y veremos eso en un momento, con todos Sus mandamientos.

Verso 18: “Guardarán la Fiesta de Panes sin Levadura. Comerán pan sin levadura siete días, como Yo les ordené, en el tiempo del mes de Abib, porque en el mes de Abib ustedes salieron de Egipto.”

Egipto es un tipo de pecado, y también es un tipo de Babilonia, y debemos ‘salir de ella Mi pueblo.’ Después Él habla de los primogénitos.

Es muy interesante como Dios hace las cosas, ¿no es así? Dios ha dado el significado para todos estos días en la Biblia.

·            Un poco aquí, un poco allá

·            Un poco en el Antiguo Testamento, un poco en el Nuevo Testamento

·            Un poco en los Salmos

·            Un poco en los Proverbios

·            Un poco en Eclesiastés

·            Un poco en los Profetas

Aquí un poco, allá un poco; línea sobre línea; ¡precepto sobre precepto!

Entonces, cuando una persona promedio lea esto, no entenderá el significado. ¿Por qué? Porque hay una clave vital que se debe seguir siempre:

Cuando usted lee algo en la Biblia, lo entiende y sabe lo que significa, ¡debe guardarlo!

Entonces, dice que hay que guardar el Sábado; ¡así que lo hacemos! Dice que hay que guardar la Fiesta de Panes sin Levadura; ¡así que lo hacemos! Este es el secreto:

Cuando lo hace, ¡tiene entendimiento! Cuando usted no lo hace, se corta a sí mismo del entendimiento, porque no se da cuenta de lo que se está diciendo, lo que significa o porque deberíamos hacerlo. Entonces, aquí en Levítico 23 encontramos algo muy interesante, sin importar cuantas veces lo hayamos repasado.

Levítico 23:1: “Y el SEÑOR habló a Moisés, diciendo.”

Recuerden que debemos obedecer la voz del Señor su Dios, y Moisés lo escribió para que nosotros podamos hacerlo.

Verso 2: “Habla a los hijos de Israel y diles, ‘Con respecto a las fiestas designadas del SEÑOR…’”

Esto significa que Dios ha hecho una cita para nosotros. Él vendrá y pondrá Su presencia en ese tiempo y en ese día, si lo guardamos y venimos a Él.

“…las cuales proclamarán ser santas convocaciones, incluso estas son Mis fiestas designadas” (verso 2).

¿Con que empieza eso? ¡El Sábado, justo como vimos en Éxodo 23!

Verso 3: “Seis días el trabajo será hecho, pero el séptimo día es el Sábado de descanso, una santa convocación. No harán ningún trabajo. Es un Sábado para el SEÑOR en todas sus viviendas”— ¡Donde esté! Ese es el Sábado semanal, ¡un tiempo señalado! Cuando venimos ante Dios en el Día Sábado:

·            Estudiamos Su Palabra

·            Aprendemos de ella

·            La aplicamos a nuestras vidas

Y durante la semana oramos y estudiamos, ¡estamos en contacto con Dios!

·            ¿No aprendemos mucho?

·            ¿No nos enseña Dios muchas cosas?

·            ¿No es esto muy importante en nuestras vidas?

·            ¿Qué hay en el mundo que sea más importante que el Sábado y los Días de Fiesta de Dios?

·            ¿Puede algo compararse con eso?

¡Claro que no!

Verso 4: “Estas son las fiestas designadas del SEÑOR, santas convocaciones las cuales proclamarán en sus temporadas designadas.”

No significa que usted elije y hace lo que quiere. Como he dicho, cada año recibo documentos sobre ‘no tenemos que guardar los Días Santos, pero tenemos que guardar el Sábado.’ ¿Cómo funciona eso? ¡Están conectados unos con otros! Veámoslo aquí:

Verso 5: “En el catorceavo día del primer mes, entre las dos noches… [Entre el ocaso y la oscuridad]…es la Pascua del SEÑOR.”

Hay otras instrucciones para ella en otros lugares. Jesucristo—como lo vimos y como veremos hoy—es nuestra Pascua, crucificado en el día de la Pascua. ¡Y después las personas dicen que no tenemos que guardarla! Dicen ‘Oh, nosotros guardamos la Cena del Señor.’ Necesitan leer I Corintios 11, ‘No es para comer la Cena del Señor.’ Ni siquiera debe llamarse ‘la Cena del Señor.’ ¡Es la Pascua del Señor!

Verso 6: “Y en el quinceavo día del mismo mes es la Fiesta de Panes sin Levadura al SEÑOR… [No a los judíos]…Deben comer pan sin levadura siete días. En el primer día tendrán una santa convocación. No harán ningún trabajo servil en él, sino ofrecerán una ofrenda por fuego al SEÑOR siete días…” (versos 6-8). ¡Eso era en el templo!

También vemos que debemos traer una ofrenda. Veremos que los sacrificios animales, los cuales debían ofrecerse en esos días, es aparte de lo que nosotros le traemos a Dios como ofrenda.

Deuteronomio 16:16: “Tres veces en un año aparecerán todos sus varones delante del SEÑOR su Dios en el lugar el cual Él escogerá: en la Fiesta de Panes sin Levadura, y en la Fiesta de las Semanas, y en la Fiesta de Tabernáculos. Y no aparecerán delante del SEÑOR vacíos.”

Estas son ofrendas personales que son ofrecidas aparte de las ofrendas levíticas mandadas que ofrecían en el templo. Y había grandes ofrendas que ofrecían ahí; léanlo en II Crónicas 35 sobre lo que hicieron durante los días de Josías. Miles y miles de animales en un periodo de siete días.

Verso 17: “Cada hombre dará como sea capaz, de acuerdo a la bendición del SEÑOR su Dios, la cual Él le ha dado.”

Entonces, tomamos una ofrenda y ese es el único momento en que levantamos ofrenda durante los servicios de la iglesia; en los Días Santos. ¿Por qué? ¡Porque Dios lo dice! ¡Es algo maravilloso!

SI lo hacemos de corazón, voluntariamente—como Dios desea que seamos hacia Él— ¡ENTONCES recibimos bendiciones!

(Pausa para la ofrenda)

Gracias hermanos, por la ofrenda que han dado. Haremos buen uso para llegar a los hermanos, para producir las cosas que hacemos para predicar el Evangelio y todo lo que va hacia esas actividades todo el tiempo.

Éxodo 12—retomemos el flujo de eventos de la Noche de ser muy observada para el Señor. La tuvimos anoche.

Éxodo 12:42: “Es una noche para ser muy observada al SEÑOR por sacarlos de la tierra de Egipto…”

Lección aquí: ¡Solo Dios puede sacarnos del pecado! Pero debemos hacer lo que Dios quiere. No podemos quedarnos en Egipto, debemos salir. Cuando hemos salido, estamos caminando:

·            En la senda del Señor

·            En el camino del Señor

·            En el camino que Jesucristo ha dicho

“…Esta es esa noche del SEÑOR para ser observada por todos los hijos de Israel en sus generaciones” (verso 42). ¡La Iglesia es el Israel espiritual y nosotros somos la simiente de Abraham!

Ahora, en Éxodo 13 hay algunas instrucciones que Dios da, acerca del primer día de la Fiesta de Panes sin Levadura. Esto se vuelve muy importante que lo sepamos y entendamos.

Éxodo 12:51—debería ser el verso 1 de Éxodo 13: “Y sucedió el mismísimo día, cuando el SEÑOR sacó a los hijos de Israel de la tierra de Egipto por sus ejércitos.”

Éxodo 13:1: “Entonces el SEÑOR habló a Moisés, diciendo.”

Aquí hay algo muy importante y se aplica a la Iglesia, espiritualmente se aplica a nosotros; somos la Iglesia de los Primogénitos, registrados en el cielo (Hebreos 12).

Verso 2: “Santifica todos los primogénitos para Mí, cualquier cosa que abra la matriz entre los hijos de Israel, de hombre y de bestia. Es Mío.”

¿Por qué reclama Dios eso? ¡Porque Él es el Creador de todo!

Verso 3: “Y Moisés le dijo a la gente, ‘Recuerden este día en el cual salieron de Egipto, de la casa de esclavitud…’”

Nosotros somos sacados de la esclavitud del pecado en el Nuevo Testamento; es el mismo paralelo, la misma cosa.

“…porque el SEÑOR los sacó de este lugar por la fuerza de Su mano. No será comido pan con levadura.” ¡Él está hablando ahí en el primer día de la Fiesta de Panes sin Levadura!

Verso 4: “En este día ustedes salen, en el mes de Abib. Y será cuando el SEÑOR los trajere a la tierra de los cananeos y los hititas y los amorreos y los heveos y los jebuseos, la cual Él juró a sus padres dárselas, una tierra fluyendo leche y miel, que guardarán este servicio en este mes… [Noten lo que Moisés reitera]…Comerán pan sin levadura siete días…” (versos 4-6).

Como hemos visto, la Pascua es un día separado de pan sin levadura, seguido de siete días de la Fiesta de Panes sin Levadura. Este año eso es especialmente fácil de ver, porque la Pascua cae en el día Sábado.

Verso 7: “Pan sin levadura será comido siete días. Y no será visto pan leudado con ustedes, ni será vista levadura con ustedes en todas sus fronteras.” Entonces, ¡tiene que sacar todo lo que sea leudado!

Verso 8: “Y le dirán a su hijo en ese día, diciendo, ‘Esto es por lo que el SEÑOR hizo por mi cuando salí de Egipto.’ Y será una señal para ustedes sobre su mano, y un memorial entre sus ojos…” (versos 8-9)— ¡Una parte misma de usted!

Entonces da la razón, porque nos recuerda lo que es el pecado—salir de Egipto—y el venir a Dios y andar en Su camino.

·            ¿Qué hacemos cuando andamos en el camino de Dios?

·            ¿Hacemos cualquier cosa que queramos hacer?

O

·            ¿Seguimos lo que Dios dice?

Verso 9: “Y será una señal para ustedes sobre su mano, y un memorial entre sus ojos…”

¿Qué hay entre sus ojos? ¡Su cerebro! ¡Debe ser parte de su memoria!

“…para que la ley del SEÑOR pueda estar en su boca, porque con mano fuerte el SEÑOR los ha sacado de Egipto. Por tanto, guardarán esta ley en su temporada de año en año” (versos 9-10).

Nos ayuda a entender porque tenemos que guardar las Leyes de Dios. La levadura es un tipo de pecado y tenemos que sacar el pecado de nuestras vidas. Necesitamos hacer lo que Dios quiere que hagamos en todo lo que disponemos nuestras manos a hacer.

Ya hemos cubierto acerca de los primogénitos y demás, así que no iremos ahí. I Corintios 5 es una parte muy importante del Nuevo Testamento en relación a las Fiestas de Dios. Sabemos que Jesús fue crucificado en la Pascua. Sabemos muy bien que aquellos que estaban viendo todo suceder cuando Jesús fue crucificado, estaban guardando las leyes de Dios. Incluso después de que Jesús había muerto, las mujeres que iban a venir y ungirlo con aceites y aromáticos—como lo hacían para las personas muertas—descansaron el Sábado. El primer día que vino después de que Jesús murió fue la Fiesta de Panes sin Levadura, el día uno.

Que dice en el Nuevo Testamento con el Evangelio: ¡Al judío primero, después al gentil! La misma Ley. Esto es muy importante, porque la Iglesia de Corinto era una iglesia griega en una ciudad griega muy corrupta. Si ellos no tenían que guardar las Fiestas de Dios, ¿Por qué se les ordena que la guarden? Pablo les explica que el pecado es la levadura:

I Corintios 5:6: “Su gloriarse no es bueno. ¿No saben que un poco de levadura leuda la masa entera? ¿No es eso cierto? ¡El pecado es asemejado a la levadura y la levadura es asemejado al pecado!

Verso 7: “Por tanto, purguen la vieja levadura…”

¿Qué se nos dice en Éxodo 13? ¡Saquen la levadura de sus casas y coman pan sin levadura! Esta es la razón:

“…para que puedan convertirse en una masa nueva…”— hablando figurativamente de nuestra conversión; que ¡nos volvamos nuevos de adentro hacia afuera!

La levadura está en el pan; ¡No está afuera del pan! ¡Así que está por dentro! Noten como lo explica Pablo.

Verso 7: “Por tanto, purguen la vieja levadura, para que puedan convertirse en una masa nueva, incluso como están sin levadura… [Refiriéndose a que fueron bautizados y les perdonaron sus pecados]…Porque Cristo nuestra Pascua fue sacrificado por nosotros.”

Hay muchas personas que creen en la muerte de Cristo para el perdón de los pecados. Muy pocos saben que Él fue crucificado en el día de la Pascua. Pero ¿Por qué tenemos que sacar la vieja levadura de nuestras vidas? Porque Cristo, nuestra Pascua, ¡murió por nosotros y lo hizo posible! Así que, tenemos el perdón de los pecados y podemos venir a Dios y recibir ese perdón cada día.

Verso 8—esto es de suma importancia:Por esta razón, guardemos la fiesta… [Esto no se está refiriendo a la Pascua]…no con la vieja levadura, ni con la levadura de malicia y maldad, sino con el pan sin levadura de sinceridad y verdad.

Eso es lo que simboliza; que saquemos el pecado de nuestra vida y tengamos Sinceridad y tengamos Verdad, la cual es la Palabra de Dios. La Palabra de Dios nos guía en lo que tenemos que hacer por el poder del Espíritu Santo. Esta es la interacción que sigue.

Es como cualquier otra cosa, usted debe hacer lo que Dios dice, sacar la levadura de su hogar, debe comer pan sin levadura por siete días y después necesita pensar sobre el simbolismo espiritual y el significado y conocimiento de ello, ¡para que saque el pecado de su vida! Eso es absolutamente importante en todo esto.

¿Cómo obtuvimos el pecado en primer lugar? El pecado se volvió una parte de nuestro ser, parte de nuestros genes, a causa del juicio de Dios contra Adán y Eva cuando ellos pecaron. Pablo llama esto ¡la ley del pecado y muerte! Esto se puede ver obrando incluso en bebés pequeños.

·            Por eso necesitamos a Dios

·            Por eso necesitamos Su Espíritu

·            Por eso necesitamos enseñarles a nuestros hijos

Sus cerebros, cuando nacen no tienen nada en ellos, ¡excepto como amamantar! Todo lo demás es automático en las funciones corporales. Dios dice en Deuteronomio que debemos enseñar a nuestros hijos, enseñar a nuestros hijos ¡y enseñar a nuestros hijos! Así que, si dejan a sus hijos en la pecaminosidad de las escuelas públicas, entonces no están siendo el tipo de padre que necesita ser. ¿Cómo vino el pecado?

Romanos 5:12: “Por tanto, como por un hombre el pecado entró al mundo…” Eva tuvo parte en eso, ¡pero Adán era el responsable!

Noten el mensaje: ¿Cómo habría sido el mundo si Adán y Eva no hubieran pecado?

“…y por medio del pecado vino la muerte; y en esta forma, la muerte pasó a toda la humanidad; es por esta razón que todos han pecado.”

A nadie nos gustan los efectos del pecado, pero ¿Cuántas personas quieren deshacerse de él ellas mismas? ¡Porque hay placer en el pecado por un tiempo! ¡Después viene el boomerang!

“…y por medio del pecado vino la muerte… [La paga del pecado es la muerte (Génesis 3)]… y en esta forma, la muerte pasó a toda la humanidad…” (verso 12).

Por eso dice que en Adán todos morimos, y le es dado a los hombres morir una vez ¡y después de esto el juicio!

“…es por esta razón que todos han pecado” (verso 12).

·            ¿Por qué? ¡Porque cuando tiene inherente la naturaleza del pecado, va a pecar!

·            ¿Qué produce esto?

·            ¿Cómo es el mundo sin Dios?

Aquí está el contraste:

Romanos 1:17: “Porque en esto la justicia de Dios es revelada de fe hacia fe, de acuerdo como está escrito: ‘El justo vivirá por fe.’”

Pablo está hablando del Evangelio. Él está hablando de lo que está escribiendo en el Nuevo Testamento, a los romanos y demás, para que ellos puedan aprender.

Verso 16: “Porque no estoy avergonzado del evangelio de Cristo porque es el poder de Dios… [El poder de Dios para vencer]…hacia salvación para todos quienes creen…”

Como vimos, la creencia real en Dios y hacer lo que Dios dice, ¡es la obra de Dios!

“…ambos, a los judíos primero, y a los griegos. Porque en esto la justicia de Dios es revelada de fe hacia fe…” (versos 16-17).

Su fe hacia Dios, la fe de Dios hacia usted, su fe hacia Dios, la fe de Dios hacia usted en un circuito. Por eso oramos y estudiamos todos los días.

“…de acuerdo como está escrito: ‘El justo vivirá por fe’” (verso 17)— ¡Y la fe produce buenas obras (Santiago 2)!

Esto es lo que Dios ha hecho. Él lo ha revelado a la humanidad, pero se rehúsan a reconocerlo como Dios.

Verso 18: “Ciertamente, la ira de Dios es revelada desde el cielo sobre toda impiedad e injusticia de los hombres que suprimen la verdad en injusticia;”

·            Eso es lo que hacen con la Palabra de Dios

·            Eso es lo que hacen con el conocimiento de que hay un Creador; que Dios hizo todo

Verso 19: “Porque eso que puede ser conocido de Dios es manifiesto entre ellos, porque Dios se los ha manifestado.” ¡Ellos saben!

Incluso con la cosa más pequeña que pueda encontrar, se pregunta: ¿Cómo llegó eso ahí? ¡Pues Dios la puso ahí!

Verso 20: “Porque las cosas invisibles de Él son percibidas desde la creación del mundo…”

Ahora podemos ver muchas de esas cosas invisibles ¡y son fantásticas!

“…siendo entendidas por las cosas que fueron hechas—Su eterno poder y Divinidad—de modo que no tienen excusa; porque cuando conocieron a Dios, no lo glorificaron como Dios, ni fueron agradecidos; sino se hicieron vanos en sus propios razonamientos, y sus tontos corazones fueron oscurecidos” (versos 20-21).

Esta es la verdad y la gran levadura:

·            SI usted no le cree a Dios

·            SI no lo acepta como Creador

·            SI no le sirve

Sus corazones están oscurecidos, que se llama ceguera espiritual y ¡no puede entender las cosas de Dios! ¿Por qué? ¡Ese es un castigo que viene automáticamente!

Verso 22: “Mientras profesaban a sí mismos ser los sabios, se hicieron tontos.”

Miren lo que está sucediendo en la sociedad ahora; miren todas las leyes sin sentido, las cosas tontas que hacen los hombres en su pseudo inteligencia, lo cual es insensatez e ilegalidad.

Verso 23: “Y cambiaron la gloria del Dios incorruptible en la semejanza de una imagen de hombre corruptible, y de aves, y criaturas de cuatro patas, y cosas rastreras… [Serpientes; noten lo que sucede, es automático]: …Por esta causa, Dios también los abandonó a la inmundicia a través de la lujuria de sus corazones, a deshonrar sus propios cuerpos entre ellos mismos, quienes intercambiaron la verdad de Dios por la mentira… [La mentira de Satanás; hay muchas de ellas]…y adoraron y sirvieron a la cosa creada más que Aquel Quien es el Creador, Quien es bendito en las eras. Amén” (versos 23-25).

Veamos lo que sucede cuando se tiene a toda una sociedad que no cree en Dios:

·            Porque estamos rodeados de tantos insensatos

·            Porque tantas cosas están saliendo mal

·            Tenemos más ateos

·            Tenemos más satanistas

·            Tenemos más brujas

·            Tenemos más personas que no creen en Dios, más que nunca

¡Muchos de ellos están en los pulpitos como ministros!

Noten lo que sucede; esto es lo que significa ser abandonado por Dios y dejado a sus propios medios. Lean el resto de Romanos 1 y vean lo absolutamente básica y perversa es la naturaleza humana cuando se deja ser, justo como era antes del Diluvio. ¡Que cada pensamiento de la imaginación del corazón del hombre era solamente al mal continuamente! Eso es lo que tenemos ahora.

Salmo 53:1: “El tonto… [Acabamos de leer que se convirtieron en tontos]…ha dicho en su corazón, “No hay Dios.” Ellos son corruptos, y han obrado maldad abominable; no hay uno quien haga bien.”

¡Piensen en eso en la actualidad! Ahí es donde estamos, ¡Justo como en los días de Noé!

Verso 2: “Dios observó desde el cielo hacia los hijos de hombres para ver si hubiera alguien quien entienda, quien esté buscando a Dios.”

Si hubiera alguno buscando a Dios, Dios se aseguraría de encontrarlos y se les revelaría a ellos. Entonces, esto es lo que sucede:

Verso 3: “Cada uno ha rechazado; juntos han llegado a ser corruptos; ni uno está haciendo bien, ni siquiera uno. ¿Nunca aprenderán los trabajadores de iniquidad? Comen mi pueblo como ellos comen pan; no han invocado a Dios. Allí tuvieron gran temor donde no había temor, porque Dios ha esparcido los huesos del que acampa contra ti; los has avergonzado porque Dios los ha rechazado” (versos 3-5). ¡Es así!

Veamos lo mal que se pone. Cuando la naturaleza humana se vuelve tan satánica, de esa gran serpiente Satanás el diablo, aquí hay una descripción perfecta de ellos:

Salmo 58:1: “¿Hablan en verdad justicia, oh señores poderosos? ...”

Todos los grandes políticos allá afuera, ¿acaso saben algo que sea realmente correcto? Puede que sepan una que otra cosa, pero por cada cosa que saben, hay docenas que vienen tras de ustedes a decir ‘No, no necesitamos eso.’

“… ¿Juzgan con rectitud, hijos de los hombres? ¡Sí! En tu corazón trabajas la maldad…” (versos 1-2).

¡Es así! ¡Eso es lo que vemos! Eso es lo que rige al congreso. Sí, hay algunos que están tratando de luchar contra eso, pero los superan tanto en números y los medios falsos los ignoran, que las personas nunca los escuchan ni un poco de algo que está bien.

“…pesas la violencia de tus manos en la tierra” (verso 2).

Miren la tierra, llena de pecado y desgracia, guerra y todo; ¡Es irreal! ¡Todas las drogas, el sexo y la corrupción!

Verso 3: “Los malvados se apartaron del vientre; los que hablan mentiras se desvían de nacimiento. Su veneno es como veneno de serpiente; detiene su oído como una víbora sorda” (versos 3-4). ¡Tan malvados que no escuchan nada!

·            Por eso Cristo tiene que volver

·            Por eso tenemos que sacar el pecado de nuestras vidas

¡Dios nos ha llamado a salvar el mundo! Veremos la solución de Dios.

(pase ahora a la siguiente pista)

 Entendiendo la pecaminosidad del pecado; y por supuesto, sabemos que el autor del pecado es Satanás el diablo. Él es el autor del pecado quien viene y se presenta como un ‘ángel de luz,’ trayendo consigo beneficios. Eso fue lo que les dijo a Adán y a Eva, ¿no es así?

Si ustedes comen de este fruto, ¡obtendrán un beneficio! ¡Ustedes serán como Dios; podrán decidir lo que está bien y lo que está mal; lo que es bueno y lo que es malo!

Y no es así, porque los hombres nunca saben. Sus mentes:

·            Sin el Espíritu de Dios

·            Sin la Ley de Dios

·            Sin el arrepentimiento para salvación…

 

¡…No pueden encontrar la manera correcta de vivir! Como leemos en Jeremías, ‘No está en el hombre conocer su camino (u ordenar sus pasos).’

Hoy en día vamos hacia la misma dirección, porque hay muy pocas personas quienes quieren creer en Dios. Hay muy pocas personas quienes quieren obedecer a Dios. ¿Qué sucede entonces? La sociedad se vuelve cada vez peor, ¡porque un poco de levadura leuda toda la masa! Veamos en donde estamos hoy en día; veamos cómo está la sociedad, está justo como estaba Jerusalén antes de su caída.

Jeremías 16:9: “Pues así dice el SEÑOR de los ejércitos, el Dios de Israel, “He aquí, Yo haré cesar la voz de júbilo de este lugar… [No más buenos tiempos; no más irse de fiesta, no, no, no]… ante sus ojos, y en sus días, la voz de alegría, y la voz de novio y la voz de novia. Y sucederá, cuando tú declares a este pueblo todas estas palabras, y ellos te dirán, ‘¿Por qué ha pronunciado el SEÑOR toda esta maldad en contra de nosotros?... [‘Somos buenas personas’]… ¿O cuál es nuestra iniquidad, o cuál es nuestro pecado que hemos cometido en contra del SEÑOR nuestro Dios?’” (Versos 9-10).

¿Qué es lo que esto nos muestra? Dios le dice a Jeremías que diga estas cosas al pueblo, pero que ellos no escucharán, ¡incluso podemos ver esto en la Iglesia!

Verso 11: “Entonces tú les dirás a ellos, ‘Porque sus padres Me han olvidado,’ dice el SEÑOR… [Fue algo que comenzó hacía ya mucho tiempo]… ‘y han caminado tras otros dioses…’” Cualesquiera que sean esos dioses. Puede ser:

·            Su trabajo

·            Lo que usted construye

·            Sus pensamientos

·            Un puesto de trabajo

·            Lo que sea

 

“…y les han servido, y los han adorado, y Me han olvidado, y no han guardado Mi ley.” (Verso 11).

¿Cómo es que uno se olvida de Dios? ¡Cuando comenzamos a hacer las cosas a nuestra manera e ignoramos sus leyes y mandamientos!

Verso 12: “Y ustedes han hecho peor que sus padres; pues, he aquí, ustedes caminan tras la terquedad de su corazón malvado, sin prestarme oído a Mí.”

·            ¿No es eso cierto?

·            ¿Qué es lo que sucede?

·            ¿Qué sucede con la naturaleza humana cuando se vuelve de esa manera?

 

Jeremías 17:5: “Así dice el SEÑOR, “Maldito es el hombre quien confía en hombre, y hace la carne su brazo, y cuyo corazón se aparta del SEÑOR.”” Ahora comparémoslo con esto:

Verso 7: “Bendito es el hombre quien confía en el SEÑOR y cuya esperanza es el SEÑOR.” ¡Así debemos de ser nosotros! Sobre todo en medio de este mundo lleno de maldad.

Verso 9: “El corazón es engañoso sobre todas las cosas, y desesperadamente malo; ¿Quién puede conocerlo?”

¡A veces no sabemos ni por qué hacemos las cosas que hacemos! Es por eso que tenemos que venir ante Dios. Es por eso que nuestra conciencia nos dice que hemos pecado y que debemos de arrepentirnos. Dios no está allá lejano en algún lugar. ¡Él sabe lo que sucede!

Verso 10: “Yo el SEÑOR busco el corazón, pruebo los riñones, incluso para dar a cada hombre de acuerdo a sus caminos, de acuerdo al fruto de sus hechos.”

Es ahí en donde nos encontramos. ¡Esta sociedad entera es malvada, torcida y carente de esperanza! Veamos cómo es que Dios da una solución; veamos lo que es. ¡Tenemos que reconocer nuestros propios pecados! Necesitamos entenderlos. ¡El pecado es la transgresión de la ley de Dios! ¡El pecado es la injusticia!

Una vez que hemos pecado y que hemos dejado del lado el pecado, tenemos que dejar de pecar. ¡Debemos de dejar de caminar en esa manera! Por eso es que se nos dice que debemos de sacar el pecado, por eso tenemos la Fiesta de Panes Sin Levadura.

Sabemos que el Nuevo Testamento nos dice que Cristo murió por nuestros pecados. Lo que sucedió es esto: Aquel Quien creó a los seres humanos—el Señor Dios del Antiguo Testamento —se convirtió en Jesucristo del Nuevo Testamento de manera que Él pudiera vivir una vida perfecta, incluso cuando él cargaba consigo la ley del pecado y muerte, de manera que Su sacrificio perfecto pudiera hacerse cargo de nuestros pecados.

1ª Corintios 15:3—Aquí vemos cómo lo resume Pablo: “Porque en primer lugar, yo les entregué lo que también he recibido: que Cristo murió por nuestros pecados, de acuerdo a las Escrituras.”¡Su sangre derramada! ¡Eso es lo que paga por nuestros pecados! Esa es una cosa fenomenal de realmente entender y darnos cuenta.

Veamos qué más es lo que hace, hay varias cosas con Cristo que nos ayudan a vencer el pecado.

 

Gálatas 1:3: “Gracia y paz sean a ustedes de Dios el Padre y de nuestro Señor Jesucristo, quien se dio a Sí mismo por nuestros pecados…” (Versos 3-4).

¿Qué es lo que vemos que Jesús dijo acerca de eso? ‘Yo entrego Mi vida, nadie Me la quita! Tengo la autoridad para entregarla, y la autoridad para tenerla de regreso.’ De manera que Él pudiera pagar por los pecados de toda la humanidad—pasados, presentes y futuros—tal como sabemos con el plan de Dios.

“…para poder liberarnos del presente mundo maligno… [El dios de este mundo es Satanás (2ª Corintios 4:4)]… de acuerdo a la voluntad de nuestro Dios y Padre.” (Verso 4). ¡Piensen en ello! Como hemos visto:

·            Dios nos llama

·            Dios nos guía

·            Dios nos ayuda

·            Dios nos trae al arrepentimiento

 

De manera que podamos ver que el pecado es pecado, y que entendamos que eso representa levadura en nuestras vidas. Nuestras vidas desde ese momento en adelante están dedicadas a entender más acerca de Dios.

·            A entender más acerca de Su Palabra

·            A vivir por cada palabra de Dios

 

¡De manera que podamos reconocer el pecado que hay dentro de nosotros y arrepentirnos! Es algo constante debido a la manera en la cual estamos hechos. ¡Y es algo constante en lo cual debemos de estar trabajando!

Verso 5: “A Quien sea la gloria en las eras de eternidad. Amén.”

1 Pedro 2—hablando acerca de Cristo. Muy seguido, cuando estamos en ciertas situaciones, nosotros reaccionamos a la defensiva. Cristo—a pesar de ser juzgado injustamente, acusado falsamente— ¡Él no opuso resistencia! Eso es algo importante de notar, ¡porque Él sabía que Él no podía pecar! Él eligió hacer la voluntad de Dios, a pesar de las circunstancias. Él sabía lo que le esperaba, porque todo estaba ya profetizado y lo leemos en Isaías 53.

·            Que Él sería despreciado

·            Que Él sería rechazado

·            Que Él sería aplastado

·            Que Él se convertiría en una ofrenda por el pecado de todo el mundo

¡De manera que todos nosotros pudiéramos ser reconciliados con el Padre! ¡Eso es algo asombroso!

          Es por eso que en Panes Sin Levadura sacamos la levadura—el pecado—e introducimos panes sin levadura—el pan sin levadura de Sinceridad y de Verdad, el cual es la Palabra de Dios: Jesucristo.

          1ª Pedro 2:21: “Porque para esto fueron llamados porque Cristo también sufrió por nosotros, dejándonos un ejemplo, que deberían seguir en Sus pasos.”

          Si nosotros seguimos Sus pasos—lo cual estamos haciendo, tal como leemos:

·            ¿Guardó Él el día Sábado? ¡Sí!

·            ¿Guardó Él la Pascua? ¡Sí!

·            ¿Guardó Él la Fiesta de Panes Sin Levadura? ¡Sí!

·            ¿Guardó Él Pentecostés? ¡Sí!

·            ¿Guardó Él las Fiestas Santas de Otoño? ¡Sí!

·            ¿Guardó Él la Fiesta de Tabernáculos? ¡Sí!

 

¿Cómo puede entonces cualquiera decir que no tenemos que guardarlas hoy en día? ¡Porque han escuchado a Satanás en su ‘canción final’ viniendo como ángel de luz!

Verso 22: “Quien no cometió pecado; ni fue encontrado engaño en Su boca; Quien, cuando fue insultado, no insultó en retorno; cuando sufría, no amenazaba, sino se encomendaba Él mismo a Quien juzga justamente.” (Versos 22-23).

Piensen en ese tipo de comportamiento y en lo que nosotros debemos de hacer, porque Él cargó con los pecados del mundo entero. Él tenía que ser sacrificado por todo el pecado: ¡pasado, presente y futuro!

Verso 24: “Quien llevó Él mismo nuestros pecados en Su propio cuerpo sobre el árbol…”

¿Cómo es que Él pudo hacer eso? Si Él tomó sobre Sí Mismo naturaleza humana, con la ley del pecado y muerte, y aun así no pecó, ¡entonces Él como Creador se convertiría en el perfecto sacrificio por los pecados de todos!

Ahora para la Iglesia—la Iglesia de los Primogénitos, de las Primicias o primeros frutos—  ¡eso es para que nosotros podamos caminar en Sus pasos!

“…para que nosotros, estando muertos a los pecados…” (Verso 24). ¿Cómo es que estamos muertos al pecado? ¡Por el bautismo! Ese bautismo, como lo hemos visto, representa la muerte y sepultura, ¡y nuestro pacto y compromiso con Dios! Para salir de esa tumba acuática ¡y caminar en una nueva vida! “…estando muertos a los pecados… [¡Son levadura!]… podamos vivir hacia justicia…” (Verso 24).

          Tomando el pan sin levadura de:

·            Verdad y Sinceridad

·            La Palabra de Dios

·            Caminar en la manera correcta

 

“…y por Cuyos azotes ustedes fueron sanos. Porque ustedes eran como ovejas yendo por mal camino… [Sí, todos pecamos]… pero ahora han vuelto al Pastor y Guardián de sus almas.” (Versos 24-25). ¡Todo gracias a Jesucristo!

1ª Juan 3:5: “Y ustedes saben que Él apareció para poder quitar nuestros pecados; y en Él no hay pecado.”

Esto nos dice lo que necesitamos hacer cuando nuestros pecados nos han sido perdonados, y necesitamos eso de una u otra manera todos los días, porque la batalla contra el pecado es constante.

Verso 6: “Todo el que vive en Él no practica pecado…”

No dice que uno no peque, y que cuando encontramos pecado e injusticia en nuestras vidas nos arrepentimos y se nos perdonan nuestros pecados. Una vez que nos hemos bautizado y recibimos el Espíritu Santo, el Espíritu de Dios, para vivir nuestras vidas de la manera en la que Dios quiere que vivamos, tenemos acceso a Dios para el perdón de nuestros pecados de manera continua.

Con ello, cuando sacamos esos pecados de nuestra vida e introducimos el camino de Dios, el estudio, la oración, entonces Dios escribe Sus Leyes en nuestro corazón y en nuestra mente.

1ª Juan 1:6: “Si proclamamos… [Juan se incluye a sí mismo también]… que tenemos compañerismo con Él, pero estamos caminando en la oscuridad, estamos mintiéndonos a nosotros mismos… [Ese es el peor tipo de pecado y mentira, porque uno lo cree]… y no estamos practicando la Verdad.”

Por un lado, no estamos practicando el pecado, y por el otro lado debemos de estar practicando la Verdad.

Verso 7: “Sin embargo, si caminamos en la luz, como Él está en la luz, entonces tenemos compañerismo unos con otros, y la sangre de Jesucristo, Su propio Hijo, nos limpia de todo pecado.”

·            No de alguno

·            No parcialmente

·            No de la mayoría

·            Sino de TODO pecado

 

Verso 8: “Si decimos que no tenemos pecado…” si decimos que la ley de pecado y muerte no se encuentra en nosotros, y que somos personas justas, ¡NO es verdad! ¡Todos los seres humanos tenemos eso!

“…estamos engañándonos a nosotros mismos, y la verdad no está en nosotros. Si confesamos nuestros propios pecados, Él es fiel y justo, para perdonar nuestros pecados, y limpiarnos de toda injusticia. Si decimos que no hemos pecado, lo hacemos a Él un mentiroso, y Su Palabra no está en nosotros.” (Versos 8-10).

Veamos qué es lo que debemos de hacer, y cómo es que funciona. Colosenses 3 nos muestra la operación completa:

·            Sacar/Introducir

·            Sacar la levadura/Introducir lo no leudado

 

Colosenses 3:1: “Por tanto, si ustedes han sido levantados junto con Cristo… [Bautizados y sacados del agua junto con Cristo]…  busquen las cosas que están arriba, donde Cristo está sentado a la mano derecha de Dios.

¡Siempre tengan eso como algo central en su mente, y manténgalo ahí!

Verso 2: “Coloquen su afección en las cosas que están arriba, y no en las cosas que están sobre la tierra. Porque han muerto… [A través del bautismo y han muerto al mundo y a Satanás]…  y sus vidas han sido ocultas junto con Cristo en Dios.” (Versos 2-3).

Noten la promesa que se encuentra aquí, verso 4: “Cuando Cristo, Quien es nuestra vida, sea manifestado, entonces ustedes también serán manifestados con Él en gloria.” ¡Esa es la meta! Nosotros tenemos que pelear contra el pecado:

 

·            El pecado dentro de nosotros

·            Satanás el diablo

·            La sociedad y el mundo que nos rodea

¡Todos se nos presentan como problemas!

          Pero conforme amamos a Dios y guardamos Sus mandamientos, oramos y estudiamos, y nos sometemos a Él, entonces podemos crecer y vencer el pecado.

          Verso 5: “Por tanto, condenen a muerte sus miembros los cuales están sobre la tierra… [¿Cuáles son estos? Aquí se nos dice:]…inmoralidad sexual, impureza, afecto desordenado, deseos malignos…. [Lujuria]…y codicia, la cual es idolatría.

          ¡Estos son grandes pecados! Pero Pablo dice que los saquemos, ¡que los condenemos a muerte, que los saquemos de nuestra vida! ¡Ese es el propósito de la conversión! Sí, Dios ha provisto la salida por medio del sacrificio de Jesucristo, eso es verdad; ¡pero Él nos ha dado el Espíritu Santo y espera que hagamos nuestra parte! Que lo hagamos de tal manera que reconozcamos el pecado, nos arrepintamos de él y lo saquemos de nuestras vidas. ¡Estos pecados enlistados en el versículo 5 son grandes pecados!

Así que, Pablo dice en el versículo 6: “Porque por estas cosas, la ira de Dios viene sobre los hijos de desobediencia… [Nosotros ya no debemos de vivir de esa manera]… entre quienes ustedes también caminaron una vez, cuando estaban viviendo en estas cosas.” (Versos 6-7).

Y probablemente usted tenga muchos pensamientos y recuerdos en su mente de esas cosas, las cuales le puede pedir a Dios que le ayude a limpiar. Nosotros somos limpiados de nuestros pecados por medio de Jesucristo. Tenemos Su sangre aplicada a nuestras vidas y a nuestros pecados para que sean removidos. Dios dice que Él quita nuestro pecado ¡y lo aparta de nosotros así de lejano como el este se encuentra del oeste!

Verso 8: “Pero ahora, deberían también quitarse todas estas cosas: ira, indignación, malicia, blasfemia, y lenguaje sucio de su boca. No se mientan el uno al otro, viendo que deben deshacerse del viejo hombre junto con sus obras.” (Versos 8-9).

·            Quítense

·            Quítense

·            Desháganse de

 

Verso 10: “Y deben vestirse el nuevo hombre, quien está siendo renovado… [Tiempo presente]… en conocimiento, de acuerdo a la imagen de Aquel Quien lo creó.”

Recuerden que la conversión es un proceso. Esto es de lo que estamos hablando, y es por eso que tenemos el Sábado, la Pascua y los Días Santos, porque en ellos nosotros aprendemos del plan de Dios y a través de ellos y el Espíritu Santo de Dios nosotros nos deshacemos del pecado, y ponemos el pecado fuera de nuestra mente. ¿Qué es lo que eso logra? Eso renueva nuestra mente, o como lo dice la palabra griega ‘metamorfosis,’ transforma nuestra mente.

Romanos 12:1: “Los exhorto por tanto, hermanos, por las misericordias de Dios, a presentar sus cuerpos como un sacrificio vivo…”

No se trata solamente de venir a la Iglesia los Sábados y eso es todo. ¡NO! Es algo que tenemos que vivir todo el tiempo, todos los días, día y noche.

“…santo bien agradable a Dios, el cual es su servicio espiritual.” (Verso 1).

Verso 2: “No se conformen ustedes mismos a este mundo, sino sean transformados… [Metamorfosis]…  por la renovación de sus mentes… [Siendo renovados continuamente]… para que puedan probar lo que es bien agradable y bueno, y la perfecta voluntad de Dios.”

Esto muestra que estamos venciendo nuestros pecados de manera activa. Recuerden lo que Jesús dijo a las siete iglesias: ‘¡A aquel a quien venciere!...’

Colosenses 3:11: “Donde no hay ni griego ni judío, circuncisión ni incircuncisión, bárbaro ni escita, esclavo ni libre; sino Cristo es todas las cosas, y está en todos. Vístanse entonces…” (Versos 11-12).

Todas estas cosas tienen que ver con una actitud mental, con la manera en la cual pensamos teniendo el Espíritu Santo de Dios, con las leyes y mandamientos de Dios siendo escritos en nuestra mente y en nuestro corazón.

“…como los elegidos de Dios…” (Verso 12). ¿Qué significa esto? ¡Que usted ha sido elegido por Dios!

“…santos y amados, de profundo afecto interior, amabilidad, humildad, mansedumbre y paciencia… [Todo esto se refiere a tener una actitud de amor y de servicio]… soportándose uno al otro…” (Versos 12-13).

Si alguien no es de la manera en la que nosotros pensamos que deberían de ser, ¿quiénes somos nosotros para juzgar cómo deben de ser? ¡Sopórtense! Si surge un problema, ore al respecto.

·            ¿Es Dios capaz de cambiar las cosas?

·            ¿Es Dios capaz de cambiar a las personas?

·            ¿Es Dios capaz de convertir a las personas?

 

¡Claro que sí! ¡Esa es Su especialidad!

“… y perdonándose uno al otro si cualquiera tiene una queja contra otro; incluso como Cristo los perdonó, así también ustedes deberían perdonar. Y sobre todas estas cosas vístanse de amor, el cual es el vínculo… [La unión o atadura]… de la perfección.” (Versos 12-14). ¡Veremos eso en un minuto!

Verso 15: “Y dejen que la paz de Dios gobierne en sus corazones, para lo cual fueron llamados en un cuerpo, y sean agradecidos… [Noten cómo es que todo esto es hecho; esto es algo fantástico cuando lo entendemos]… Dejen que la palabra de Cristo viva en ustedes ricamente en toda sabiduría, enseñándose y amonestándose uno al otro en salmos e himnos y cantos espirituales, cantando con gracia en sus corazones al Señor. en todo—lo que sea que hagan en palabra o en hecho—háganlo todo en el nombre del Señor Jesús, dando gracias a Dios y Padre por Él.” (Versos 15-17). ¡Así es como debemos de hacerlo!

La primera parte de Romanos 8 es tremenda desde este punto de vista: en Romanos 7 Pablo muestra las dificultades de vencer al pecado que hay dentro de nosotros, y que cuando él quería hacer el bien, él no lo lograba. Él tuvo que arrepentirse de ello. Él dijo:

‘La ley es Santa, espiritual, buena y verdadera, el problema no es la Ley, el problema no es Dios, el problema es mi conversión.’

Él pecaba incluso cuando no quería hacerlo. Él hacía cosas que él aborrecía hacer, así que se arrepintió de ello. Este proceso para vencer el pecado, usando el Espíritu de Dios, nos dice:

 

·            ¿Cómo es que Dios nos ve porque estamos peleando contra el pecado?

·            ¿Cómo nos ve Dios porque nos arrepentimos y estamos tratando de superar los obstáculos?

·            ¿Acaso Él nos condena?

·            ¿Acaso Él nos deshecha?

·            ¿Acaso Él nos rechaza?

 

¡NO! Él no haría eso a menos de que Él le haya advertido una y otra vez, y usted haya tenido todo tipo de advertencia necesaria. Pero si usted está practicando aquello que es pan sin levadura, sacando el pecado que hay dentro de usted e introduciendo la justicia de Dios, el amor de Dios y todo lo que ya mencionamos… Si usted está amando a Dios con todo su corazón, mente, alma, ser y fuerzas, ¡eso es lo que es importante!

Romanos 8:1: “Consecuentemente, no hay ahora condenación a aquellos que están en Cristo Jesús, quienes no están caminando de acuerdo a la carne, sino de acuerdo al Espíritu… [Eso es lo que nosotros estamos haciendo]…  porque la ley del Espíritu de vida en Cristo Jesús me ha librado de la ley de pecado y muerte.” (Versos 1-2). ¡Sí, y nos libra constantemente!

Verso 3: “Porque lo que era imposible hacer para la ley, en que era débil a través de la carne, Dios, habiendo enviado a Su propio Hijo en la semejanza de carne pecaminosa, y por el pecado, condenó el pecado en la carne.”

¿Por qué? ¡Para que podamos tener perdón y podamos vencer y estar en Su Reino!

Verso 4: “Para que la justicia de la ley pudiera ser cumplida en nosotros, quienes no estamos caminando de acuerdo a la carne, sino de acuerdo al Espíritu.”

Eso es lo que significa la Fiesta de Panes Sin Levadura:

·            Sacar el pecado

·            Introducir la justicia

·            Crecer y vencer

·            Arrepentirse

·            Permanecer cerca de Dios

·            Dejar que nuestra mente sea renovada o transformada

·            Desarrollar la misma mente de Cristo

 

¡Así es como se hace, hermanos! Es por eso que la Fiesta de Panes Sin Levadura es importante. Necesitamos hacer esto todos los años, y necesitamos ser enseñados en cómo hacerlo mejor.

·            Cómo Dios ama eso

·            Cómo Dios nos ama a nosotros

·            Cómo Dios nos ha llamado

 

Sigan teniendo una buena Fiesta de Panes Sin Levadura, vayan a Internet y descarguen los diferentes estudios que hay acerca del tema y sobre todo les recomiendo que descarguen el mensaje titulado ‘El verdadero compañerismo (o comunión) con Dios.’ Eso los inspirará a querer crecer, cambiar y vencer de manera tremenda. Ahí se habla del amor de Dios y del amor de Cristo.

¡Hagan eso! Si alguno de ustedes lo tiene en DVD, véanlo nuevamente. Eso les ayudará a permanecer sin levadura en Cristo Jesús. ¡Amén!

 

Referencias Bíblicas

 

1)                        Éxodo 23:12-16

2)                        Éxodo 34:17-18

3)                        Levítico 23:1-8

4)                        Deuteronomio 16:16-17

5)                        Éxodo 12:42, 51

6)                        Éxodo 13:1-10

7)                        1 Corintios 5:6-8

8)                        Romanos 5:12

9)                        Romanos 1:17, 16-25

10)                     Salmos 53:1-5

11)                     Salmos 58:1-4

12)                     Jeremías 16:3-12

13)                     Jeremías 17:5, 7, 9-20

14)                     1 Corintios 15:3

15)                     Gálatas 1:3-5

16)                     1 Pedro 2:21-25

17)                     1 Juan 3:5-6

18)                     1 Juan 1:6-10

19)                     Colosenses 3:1-10

20)                     Romanos 12:1-2

21)                     Colosenses 3:11-17

22)                     Romanos 8:1-4

 

Escrituras referenciadas pero no citadas textualmente:

·            Génesis 2

·            1 Corintios 11

·            2 Crónicas 35

·            Hebreos 12

·            Génesis 3

·            Santiago 2

·            2 Corintios 4:4

·            Isaías 53

·            Romanos 7

 

También referenciados: Mensajes:

·            What Would the World have been Like If Adam and Even Had Not Sinned?

‘¿Qué hubiera sido del mundo si Adán y Eva no hubieran pecado?’

 

·            True Fellowship with God

‘La verdadera comunión (o compañerismo) con Dios’

Atrás
Carta de Marzo 2021
Nosotros
 Declaración de Propósito
 Acerca de Nosotros
 Acerca de Fred Coulter
 Nuestra Historia
 ¿Cómo es soportada la obra?
 Calendario de las Fiestas
Nuestros otros sitios
 Truth of God
 Church at Home
 Restoring the Original Bible
 A Faithful Version
 God's Youth (Jóvenes)
Enlaces Externos
 Israel de los Alpes–Los Waldenses
 Historia y Verdad
Nota: Enlaces hechos a otros sitios web no debe interpretarse como una aprobación de todo lo que se ofrece en esas páginas. Sitios que ofrecen excelentes recursos para el estudio y la investigación también pueden incluir material que son contrarios a las creencias de IDCB. Es su responsabilidad ejercer discernimiento cuando acceda a ellos. IDCB no es responsable del contenido de estos enlaces externos.
Iglesia de Dios Cristiana y Bíblica
P.O. Box 831241
San Antonio, TX 78283
© 2021 www.laverdaddeDios.org. Derechos Reservados
Términos de Uso  Donaciones